Un joven es acusado por querer vender una PlayStation 4 robada

Publicado por el

La víctima del robo concertó una cita con los ladrones en la que se personó la policía para proceder con el arresto.

Casos de robos relacionados con videojuegos hemos visto muchos y muy peculiares, como aquel atracador que simuló llevar un arma real cuando en realidad portaba una pistola GunCon. Sin embargo, el caso que nos ocupa es el ejemplo de la trampa perfecta. Un joven que, supuestamente, robó una PlayStation 4, ha sido detenido por la policía al concertar una cita con su propia víctima para vendérsela.

Como informan desde lmneuquen.com, el autor del robo, junto con otros amigos, entró en una vivienda y se hizo con todos los objetos de valor que había en ella el pasado 22 de agosto de 2017. El damnificado, en un intento de recuperar lo que le había sido arrebatado, comenzó a bucear por internet hasta que dio con una de sus pertenencias: una PlayStation 4.

Para recuperarla, decidió hacerse pasar por un comprador interesado y acordó una cita de la que informó previamente a la policía para que le acompañara y detuviera al ladrón. En el portal online señalan que "ocho días pasaron entre el robo y el encuentro pactado", el lapso de tiempo desde el delito hasta el intento de venta fue bastante reducido y lo suficientemente evidente como para que la víctima tomara medidas rápidamente.

Ahora, la fiscalía ha acusado a uno de los 4 presuntos culpables por encubrimiento del robo al haber "recibido objetos pudiendo sospechar que provenían de un delito". El anunciante podría fácilmente no haber sido autor del robo, pero el conocimiento de la procedencia ilegal del objeto puesto a la venta sería motivo suficiente para saber un castigo por parte de la justicia.

La defensa no ha podido rebatir los argumentos, por lo que ya hay dos individuos que han recibido sus correspondientes cargos. Por el momento, faltan otros dos para dar por finalizado el juicio y sentenciado el caso.

Noticias relacionadas