YouTube vuelve a endurecer la monetización de los vídeos de youtubers

Publicado por el

Tras lo sucedido con el youtuber Logan Paul, la plataforma cambia sus políticas y complica las cosas.

Las últimas semanas están envolviendo a la plataforma de YouTube en una continua controversia. Tras lo acontecido con Logan Paul, el debate sobre las políticas a seguir para revisar los contenidos de los usuarios es algo que no ha dejado de estar candente y que, ahora, va a volver a pegar con fuerza debido a las últimas medidas implantadas por Google.

Un intento con el que tratar de recuperar a inversores publicitarios que se manifiesta en la adquisición de unos cambios "duros, pero necesarios", tal y como informa el portal TechCrunch. La compañía ha decidido cambiar los requisitos para hacerse partner o afiliado a la plataforma. En un principio, era necesario contar con un mínimo de 10.000 visionados para poder suscribirse a este programa, sin embargo, ahora los canale tendrán que contar con un mínimo de 1.000 suscriptores y 4.000 horas de tiempo de visionado durante el último año.

Estos cambios comenzarán a aplicarse el próximo 20 de febrero a todos aquellos que ya tuvieran un canal en YouTube. Mientras tanto, todos los que comiencen ahora se verán sujetos a estos requisitos si quieren comenzar a generar ingresos con el contenido que suban al gigantesco portal de vídeos.

Paul Muret, Director de Ingeniería en Google, cree que es la mejor forma de asegurar a las compañías que sus anuncios aparecen en contenidos de calidad. Aun así, reforzarán la monitorización para ofrecer una respuesta más rápida y adecuada a las peticiones de los usuarios. "Monitorizaremos de forma más cercana señales de la comunidad como strikes, spam y otras alertas de abuso para asegurar que se cumplen nuestras políticas", comenta Muret, "tanto los canales afiliados existentes como los nuevos serán evaluados estrictamente bajo estos criterios y, si  nos topamos con un canal que viola nuestras reglas, lo eliminaremos del programa de afiliados."

Una medida que apunta a reforzar la calidad, pero que también puede complicar mucho más las cosas a aquellos que comiencen a subir vídeos. Puede que YouTube vaya en el buen camino, sin embargo, todavía queda tiempo hasta que logre eliminar la infinidad de problemas que se reúnen en su gigantesco panorama.

Noticias relacionadas