Análisis de HIVE: Altenum Wars – El mundo al revés

 

 

Disparos y una física que no respeta a sus leyes más básicas, ¿qué puede salir mal? Esta es la propuesta de HIVE: Altenum Wars, un juego nacido dentro del proyecto de PlayStation Talents y que nos traslada a un escenario futurista donde asumiremos el papel de un soldado que se mueve en un escenario donde nada está sujeto a la realidad que conocemos. En este juego todo se mueve, todo varía y nada permanece igual, así que prepárate para ver cómo el enemigo que antes tenías frente a ti, ahora te está disparando desde arriba.

Vive intensos tiroteos en sus diferentes modos de juego y aprender a manejar a sus personajes. HIVE: Altenum Wars es un título que nos permitirá vivir esta acción en solitario, a través de su sistema de supervivencia, hasta en partidas competitivas donde formaremos equipo con otros jugadores. ¿Estás preparado para lo que se te viene encima? Desde luego que el único problema va a ser saber dirigir tus disparos, porque, ¿hacia dónde puedes apuntar en un escenario que cambia constantemente?

Vigila bien los flancos, selecciona el arma adecuada, aprende a usar las habilidades de tu personaje, porque ante ti se abre uno de los shooter más interesantes a descubrir dentro del género indie. HIVE: Altenum Wars se presente como una gran alternativa para aquellos que disfrutan de intensas partidas en solitario o en compañía de otros, pero pensado para los que quieren descubrir una nueva vía de juego.

¿Qué tendrá el futuro que tanto nos encandila? Debe ser esa sensación de que cualquier cosa puede ser posible en él, que todo lo que imaginemos es susceptible de ocurrir. Por ejemplo que nos veamos sumergidos en tiroteos dentro de ambientes donde las leyes de la gravedad y de la física no se respetan. En este marco se ubica HIVE: Altenum Wars, un título con sabor español en donde vamos a vivir tiroteos en escenarios que aunque al principio puedan confundirnos un poco, van a convertirse en un lugar en donde vamos a disfrutar de lo lindo.

Pero vamos por partes, en primer lugar en HIVE: Altenum Wars, vamos a tener que aprender a manejarnos por dicho escenario. Para ello, nos veremos en un tutorial que al principio puede parecer algo largo. Pero, creednos, va a merecer la pena hasta el último segundo del mismo. Como decimos lo más llamativo de este juego es su mapa, un lugar en donde avanzaremos de forma lateral y continuamente, pero a media que caminemos por él las leyes de la física harán que el lugar por el que antes caminábamos, ahora cambie y quede en lugar de frente a nosotros, por arriba.

En este tutorial de HIVE: Altenum Wars, los jugadores aprenderán a manejar los controles básicos del juego: el salto, el salto doble, el desplazamiento rápido y lo que es más importante: a disparar. Puede pensarse que al pertenecer al género shooter la victoria es algo tan sencillo de conseguir como haciendo sufrir al rival una lluvia de balas. Pero nada de eso, en un escenario donde todo cambia, quizás el enemigo al que apuntes pase de estar enfrente de ti a arriba, hay que saber responder a estas alteraciones y reorientar la mira de nuestra arma.

Durante este tutorial también se nos explicará cómo usar otras armas secundarias como la granada o a activar las habilidades de nuestro personaje. Insistimos, aunque este momento de práctica pueda parecer extenso (más aun en una época donde estas secciones se integran en la historia), va a merecer la pena si queremos tener éxito en los modos de juego que se nos avecinan en HIVE: Altenum Wars. Estamos ante un juego con una fuerte apuesta por el modo online y si no queremos hacer el ridículo frente a otros, no va a quedar otra: ¡a practicar!

Y no solo tendremos que practicar en el tutorial de HIVE: Altenum Wars. También dentro de sus distintos modos de juego disfrutaremos en esta apuesta indie:

  • Duelo por equipos. No hace falta explicar nada, ¿no? Estamos ante un sistema que reparte a los jugadores en dos equipos, los coloca en un escenario y los invita a sobrevivir en intensos tiroteos. Gana el combinado que más bajas haya logrado, y que menos caídos haya registrado.
  • Rey de la colina. Un punto en el mapa nos ha sido confiado, nuestra misión es defenderlo de las acometidas rivales. Tres puntos estratégicos hay, nuestro recado es que el enemigo no los reclame o intentar arrebatárselo por las malas (aquí no hay un camino “por las buenas”).
  • Supervivencia. Tan básico como disparar a todo lo que se ponga frente a nosotros. Un modo que vas a poder disfrutar tanto en solitario como en compañía de manera cooperativa.

Como ya se ha dicho, una de las claves de HIVE: Altenum Wars son sus escenarios, los llamados Hexadiums. Cada uno de estos mapas estará, a su vez, dividido en varias zonas que nos pondrán en distintos contextos que abarcan desde un estrecho pasillo en donde el salto para huir por el aire no es una opción, hasta entornos abiertos donde el campo de batalla puede extenderse en cualquier dirección. Por desgracia no podemos elegir aquel en donde nos sintamos más cómodos, hay que sacar el máximo provecho de los personajes que elijamos.

Entre los personajes que están disponibles en este shooter, encontramos las siguientes: militares humanos, humanos modificados, robots y alienígenas evolucionados. Toca quedarse un rato a leer las características de cada uno de estos “héroes” ya que sus habilidades son inalterables. Es decir, no vamos a poder modificarlas para ir adaptando a estos luchadores a nuestro estilo. Tendremos que encontrar la horma de nuestro zapato y optar por aquellos que sean más duros si queremos un tanque, con más potencia de fuego o agilidad si queremos movernos de forma rápida por el escenario.

¿Cuál es la mejor clase? Pues aunque parezca mentira, no hay una que parezca mejor que la otra. HIVE: Altenum Wars se ha preocupado de hacer que cada uno de estos personajes tenga sus virtudes y sus desventajas a lo largo de la partida. Como podrás imaginar, en aquellos lugares donde los pasillos son angostos, encontrarte con un personaje con un arma que causa gran daño no será lo deseable. Por el contrario, si tu elección no se caracteriza por su rapidez, en campo abierto vas a sufrir mucho tratando de disparar a algo que se mueve ágilmente.

En cuanto a los gráficos, HIVE: Altenum Wars nos transporta a escenarios que ellos mismos definen como 2.5 D. Es decir, aunque el personaje se nos muestra de perfil constantemente y pudiera parecer que nos movemos en un espacio en dos dimensiones, todo tiene relieve, convirtiéndose en modelos tridimensionales. En este terreno hay que destacar que aunque estemos en un indie, el juego se ve bastante bien y el hecho de desarrollar con fluidez la transición de escenarios es sorprendente.

HIVE: Altenum Wars ya está disponible para PlayStation 4, sumándose a la versión de PC que lleva disponible desde el año pasado.

JUGABILIDAD. Prepárate para sufrir un poco. No renuncies al tutorial, estamos hablando de un juego que se carga las leyes de la física y de la gravedad y no saber moverse por sus escenarios es un hándicap bastante alto. Si bien los controles son fáciles de asumir, vamos a tener que agudizar nuestros sentidos para estar atentos a los cambios del escenario y redirigir nuestros disparos, así como tratar de sobrevivir en aquellos lugares donde las habilidades de nuestro personaje sean un punto en nuestra contra.

GRÁFICOS. Estamos ante un título indie, así que hay que reconocer la buena labor llevada por este equipo de desarrollo. Es encomiable la labor de conseguir perfectas transiciones en escenarios que camban de forma constante. No, no tenemos gráficos que nos hagan verle hasta el último detalle del traje a un personaje, pero sí un motor que puede hacer de manera fluida que lo que antes estaba encima de tu cabeza, ahora cambie y esté por debajo de ti.

SONIDO. Una buena banda sonora que ayudará a meterse en ambiente a los jugadores y a sentirse en un espacio futurista. No hay voces, por lo que toca leer los subtítulos (no te preocupes, aparecen sólo en momentos donde hay algo que explicar y no en mitad de la partida). Se echan en falta más efectos de sonido durante las partidas intensas que quedan un poco cojas de esta forma.

DURACIÓN. Tanto como aguante el cuerpo. Tenemos tres modos de juego que nos invitan a disfrutar de las partidas más intensas y totalmente rejugables.

CONCLUSIÓN. Un shooter indie que no decepciona. Por un módico precio, los jugadores que busquen una experiencia de juego cooperativo y competitivo pueden llevarse a casa HIVE: Altenum Wars. Intensos tiroteos en escenarios que cambian, disparos que no se saben si van a acertar y largas horas de diversión en sus tres modos de juego nos esperan. Sin duda una de esas sorpresas que uno descubre al navegar por estas producciones menores y que desde luego demuestran que habiendo originalidad y buen trabajo, el resultado puede ser magnífico.

Publicaciones relacionadas

Cerrar