Anarquía a base de golpes

6504

Acción, golpes de todo tipo y un potente multijugador son las principales armas de lo nuevo de Platinum Games, los autores de Bayonetta.

Platinum Games es, sin duda, uno de los estudios más prolíferos y en forma del sector. No solo por la gran cantidad de juegos que desarrollan, sino también por la calidad de casi todos ellos. En sus currículum figuran títulos como Bayonetta, Vanquish o Madworld, con nombrar solo unos pocos.

Y la mayoría de sus juegos tienen un denominador común: ofrecer acción sin tregua y espectáculo garantizado. En ese sentido, Anarchy Reigns no es una excepción. En realidad se trata de un lanzamiento divertido y muy en la línea del estudio (sobre todo del ya citado MadWorld), aunque quizás algo alejado aún de sus mejores trabajos.

Lo que ofrece Anarchy Reigns es acción y desenfado constantes. Y si es jugando en compañía, mejor. El argumento del título es una mera excusa para ponernos a repartir lo antes posible. La historia se lleva cabo en un lugar llamado Altambra que, como el propio nombre del juego anuncia, está sumido en una auténtica anarquía. Todo lo demás son golpes.

La campaña principal del juego tiene dos protagonistas principales: Leo y Jack (este último un viejo conocido de MadWorld). Los dos tienen un enemigo común, Max, al que tendrán que llegar a base de partir la cara a todo el que se les ponga delante. Este modo individual, pese a su doble propuesta, no resulta especialmente original.

Más bien se compone de una serie de misiones algo básicas (para entendernos) compuestas principalmente por combates contra todo tipo de enemigos, jefes finales incluidos. En este sentido, hay que reconocer el buen hacer de Platinum. Las luchas están muy conseguidas, pero también es indudable que nos hubiese gustado algo más de profundidad y variedad.

El juego tiene un carácter progresivo. A medida que avanzamos subimos de nivel y desbloqueamos técnicas y personajes. Cada uno de ellos tiene sus propios movimientos y hay que reconocer que todos ellos resultan dinámicos y muy conseguidos. También hay armas e ítem que utilizar en nuestro favor.

Conviene insistir en que realmente estamos ante un juego muy cuidado, y que la maestría de los autores de Bayonetta se nota. El único problema de este modo campaña es precisamente ese, en todo momento da la sensación de haber podido dar más de sí, y de estar pensado más bien como prólogo para la auténtica diversión: el modo multijugador.

Es aquí cuando toda la plantilla de personajes del título entra en juego, nunca mejor dicho, apareciendo en escena los enemigos finales del modo campaña. En total hasta dieciséis jugadores pueden verse en las caras en diferentes modos.

 

 

La propuesta es más bien generosa e incluye enfrentamientos de todo tipo y opciones típicas como capturar la bandera. Podemos jugarlos también de forma offline, aunque claro, esto sirve más como entrenamiento que otra cosa.

 Técnicamente, el juego también lleva el inconfundible sello de Platium. Los personajes están muy bien recreados, sobre todo sus animaciones. Incluso aquellos que ya habían protagonizado otros juegos, como Jack o la propia Bayonetta. El resto son también carismáticos.

Eso sí, hay que reconocer que, por lo general, el título tiene cierta falta de encanto, sobre todo en los enemigos comunes y en algunos de los escenarios. Al igual que sucedía con Vanquish, hablamos de producciones de calidad, pero quizás desarrolladas con demasiadas prisas.

En definitiva, Platium Games han pasado con nota su primer examen del año. Puede que Anarchy Reigns no sea un título que vaya a hacer historia, pero sí un competente juego de acción entretenido y dinámico. Una oferta a tener en cuenta antes de que lleguen los próximos pesos pesados en los que trabaja el estudio.

————————————————————————————————————————————-

Valoración final

Jugabilidad: Potente y entretenida. Con una campaña con algo más de chispa…

Gráficos: Sin ser una revolución, son resultones. Lo mejor, los personajes.

Sonido: Buenas melodías y todo tipo de efectos para ensalzar la acción.

Duración: La campaña no dura demasiado, pero el multijugador lo compensa.

Conclusión

Si buscas un juego de acción salvaje y lleno de posibilidades, Anarchy Reigns lo es. Aunque cuidado, su propuesta se centra más en la lucha online que en una profundidad argumental o creativa. Divertido es un rato.

————————————————————————————————————————————-

Juegos relacionados

Bayonetta

Si te ha gustado te gustará

MadWorld

No te quedes solo en el juego

Película: Casshern de Kazuaki Kiriya

Canción: Anarchy in UK de Sex Pistols

Publicaciones relacionadas

Cerrar