Análisis Batman: The Enemy Within: Episodio 5 – Las dos caras de la locura

 

 

En agosto de 2016 el estudio californiano Telltale Games, conocido por sus historias interactivas en las que nuestras decisiones marcan el devenir de la trama, se adentró por primera vez en el universo de Batman. Convertirnos en Bruce Wayne y su superhéroe enmascarado, descubrir un pasado alternativo de los padres del multimillonario y enfrentarnos a villanos como Pingüino o Lady Arkham fue toda una gran sorpresa.

Sin embargo la aventura estaba incompleta. Faltaban grandes clásicos como Harley Quinn o el Joker, personajes que ahora sí han hecho acto de presencia en la segunda temporada. Casi un año después del inicio de Batman: The Enemy Within, todo ha llegado a su fin, tras tenernos cuatro episodios manteniendo una extraña relación con John Doe y haber lidiado con villanos de la calaña de Bane, Enigma o el Sr. Frío.

Ahora el quinto y último episodio de Batman: The Enemy Within ha llegado para poner punto y final a esta segunda historia de Bruce Wayne, una mucho más profunda, sorprendente y atractiva que la primera que jugamos hace casi dos años. Debes saber que en el texto que encontrarás a continuación habrá spoilers de los cuatro primeros episodios de la temporada, mientras que nos mantendremos respetuosos con respecto a lo que encontrarás en el quinto para no chafarte sorpresas.

Lo mejor que se puede decir del quinto episodio de Batman: The Enemy Within es que al fin nos hemos encontrado con unas decisiones verdaderamente influyentes dentro de la propia historia, sin tener que esperar a la siguiente temporada. Nos referimos al Joker que nos vamos a encontrar en El que ríe el último (título del episodio), que dependerá única y exclusivamente de lo que hiciéramos en el puente con John y Harley Quinn.

Dependiendo de nuestros actos en el quinto y último episodio nos encontraremos con un Joker amistoso y cercano a Bruce o uno mucho más cercano al que todos conocemos: alocado y peligroso. Nuestro caso ha sido el segundo y lo cierto es que hemos quedado increíblemente satisfechos con el malvado Joker que Telltale Games ha creado. Es creíble, profundo en lo emocional y tiene ideas tan absurdas que son puro Joker.

Todo el quinto episodio de Batman: The Enemy Within es una gran conclusión para la historia que se nos ha presentado en los cuatro anteriores. En un momento u otro del capítulo nos encontramos con todos los personajes que han tenido cierto peso en nuestra historia: hablamos del comisario Gordon, de Waller, de Tiffany Fox, de Selina Kyle o de Iman Avesta. En cierto modo cerramos nuestra historia con todos ellos y también, en algunos casos, sentamos las bases para una más que probable tercera temporada.

La acción del último episodio del videojuego de Telltale Games es algo plana, al igual que los acertijos y rompecabezas a los que debemos enfrentarnos, pero se hace fuerte (al fin) en el terreno emocional. Hacía tiempo que un título de la compañía californiana no nos ponía en las situaciones en que nos ha puesto The Enemy Within y eso habla muy bien del equipo que ha habido detrás de esta estupenda historia de superhéroes.

No solo nos estamos refiriendo a las escenas de máxima tensión cuando más cerca estamos del Joker o de Harley Quinn, sino de unas decisiones finales que no hacen sino aumentar nuestras ganas de ver la tercera temporada para ver cómo se plasman en ella nuestras elecciones. El futuro de Batman, en cierto modo, ha quedado en nuestras manos con The Enemy Within y ahora corresponde a Telltale decidir cómo plasmarlo.

El sistema de relaciones y cambios en las mismas dependiendo de nuestras acciones es otro de los aciertos de Batman: The Enemy Within. Puede que al principio de la temporada pareciera algo caótico, pero ha acabado resultando toda una gran noticia. Y es que nuestras decisiones y palabras durante esta temporada han cambiado para bien o para mal nuestra relación con personajes que esperamos volver a encontrar en la próxima tanda de episodios. Ahora solo queda que Telltale respete lo que hemos hecho.

No cabe duda de que Telltale Games ha sentado las bases para ofrecernos (al menos) una temporada más de Batman y estamos seguros de que tienen a su disposición todos los ingredientes para ofrecer algo memorable (pues ya lo han hecho con The Enemy Within). El nacimiento del Joker (ya sea bueno o malo) es uno de ellos, pero también lo es una Tiffany repleta de aristas emocionales o una Selina Kyle (Catwoman) cada vez más difícil de descifrar y, por lo tanto, más interesante como personaje.

Audiovisualmente nos encontramos ante uno de los grandes trabajos de Telltale. La banda sonora, especialmente en el quinto episodio, ha sido maravillosa, pero no podemos dejar de destacar el trabajo de los actores de doblaje. Ya conocíamos las voces de personajes como Bruce Wayne, Alfred o Selina Kyle, pero las nuevas incorporaciones han sido exquisitas. Harley Quinn o Tiffany están a gran nivel, pero cabe destacar sobre todo al Joker, que nos ha deleitado escena tras escena.

Joel Castillo

Jugabilidad: Nunca ha sido el fuerte de los juegos de Telltale y tampoco lo pretende. Ni la acción ni los rompecabezas son los más inspirados del estudio, pero Batman: The Enemy Within ha jugado muy bien sus cartas en otros apartados para convertirse en uno de los grandes triunfos de la compañía en los últimos tiempos.

Gráficos: El estilo comiquero con un apartado visual cada vez más pulido es todo un acierto. Puede que en este último episodio nos hayamos encontrado con alguna caída en la tasa de frames, pero no es nada excesivamente negativo que empañe el estupendo trabajo que se ha hecho en lo gráfico en este nuevo trabajo.

Sonido: La banda sonora del videojuego, especialmente en este último episodio, ha sido exquisita, pero el trabajo de los actores de doblaje no se queda atrás. Queremos destacar concretamente el del actor que pone voz al Joker. Los problemas de traducción al castellano en los primeros episodios han quedado, afortunadamente, corregidos en todo el resto del título.

Duración: El quinto y último episodio no se ha salido de la media y ha tenido una duración de hora y media, por lo que completar toda la temporada nos llevará menos de ocho horas. No es necesario rejugarlo, pues con una pasada tendremos todos los logros o trofeos, pero sí puedes volver a hacerlo para tomar todas las decisiones que no tomaste.

Historia: Indudablemente se trata del punto diferencial de este Batman: The Enemy Within. La primera temporada del Batman de Telltale ya consiguió sorprendernos con giros inesperados y acontecimientos chocantes, pero lo de The Enemy Within ha estado a otro nivel. Personajes de la talla de Gordon, Waller, Selina Kyle, Tiffany Fox, Iman Avesta, Harley Quinn, el Joker o Alfred nos han ofrecido todo tipo de puntos de vista sobre la vida, sobre Batman y, en definitiva, sobre nuestra propia existencia.

Conclusión: Batman: The Enemy Within es una historia diferente. Esa es la palabra que mejor puede definirla. Los fans veteranos de Batman encontrarán algo que no han visto nunca, mientras que los novatos también disfrutarán de una historia repleta de sorpresas y eventos que jamás hubiéramos esperado. Puede que algunos momentos de la temporada hayan sembrado dudas en nosotros, pero el final ha sido uno de los más satisfactorios que recordamos. Telltale ha sentado las bases para ofrecernos una estupenda tercera temporada. Ahora solo queda que la confirmen.

Publicaciones relacionadas

Cerrar