Acción sin límites

5949

Desarrollado por los autores del desconocido (pero no exento de calidad) Painkiller y apadrinado por Epic Games, los padres de Gears of War, llega un título que apuesta por la acción más directa y desenfadada. Diversión en estado puro brutal y salvaje.

Bulletstorm es uno de esos juegos que no se toma en serio a sí mismo, especialmente en lo que a su argumento se refiere. Y nos explicamos. En el juego somos Greyson Hunt, un forajido con ganas de venganza que, por casualidades de la vida, puede acabar disfrutando de la oportunidad de acabar de una vez por todas con su gran enemigo, el general Serrano. Como suele ocurrir en este tipo de títulos, la historia no es más que una mera excusa ante lo realmente importante: dejar hablar a las armas.

Con balas y a lo loco

Lo nuevo de People Can Fly (Painkiller) es un título donde, como decimos, la acción ciega y contundente prima sobre todo lo demás. El desarrollo, que podría pasar por el de un shooter subjetivo más, tiene no obstante sus particularidades. La primera de ellas y la más destacada es la de valorar la manera en la que terminamos con los enemigos. Es decir, que cuanta más cañera sea nuestra combinación de ataques en cuestión más puntos recibimos. ¡Y podemos llegar a realizar muchas de estas combinaciones!

Para ello contamos con un buen número de armas distintas, nuestras propias piernas y un látigo que aumenta las posibilidades ofensivas en gran medida. ¿Qué se consigue con esta propuesta? Pues que realmente nos esforcemos siempre en ser lo más originales posibles a la hora de acabar con la resistencia de nuestros adversarios. Y de esta manera se evita que el juego se vuelva demasiado repetitivo a corto y medio plazo.

Porque, por lo demás, Bulletstorm es un lanzamiento bastante simple, por así decirlo. Lejos de buscar las innovaciones que el género de los shooters en primera persona ha sumado en los últimos años, su propuesta se centra única y exclusivamente en asistir a un festival de disparos y muertes.

Mejora tu héroe

¿Y qué conseguimos al derrotar a los enemigos de manera original o vistosa? Pues puntos. Unos puntos que nos sirven para comprar nuevas armas y habilidades, y que otorgan al título un interesante desarrollo progresivo y más o menos personalizado.

Dejando a un lado la campaña principal del juego, que ronda aproximadamente las siete horas de duración (vamos, que no es muy larga que digamos), el título también cuenta con un modo multijugador llamado Anarchy, que propone combates por equipos de cuatro usuarios. Dicha modalidad no está del todo mal llevada, aunque tampoco resulta terriblemente excitante para los cánones actuales instaurados en otros títulos similares.

Por último, el juego utiliza el popular motor gráfico Unreal Engine 3 de Epic (de hecho los autores de Gears of War se han mostrado en todo momento cercanos al proyecto y no han dejado de hablar maravillas de él). Y hay que reconocer que Bulletstorm hace uno de los usos más coloridos y llamativos que se han visto hasta el momento de dicho motor, demostrando todo lo que este puede dar de sí.

Publicaciones relacionadas

Cerrar