Fanáticos del tecno

El reino absoluto de la guitarra terminó. Activision nos propone ahora ser los reyes de la discoteca, con un título más orientado al tecno que al rock. ¿Aceptas el reto?

Durante años, la serie Guitar Hero ha sido el juego musical más exitoso del mercado. Pero muchos usuarios amantes de la música electrónica venían reclamando un título a su medida. Al fin la compañía ha escuchado sus peticiones y lo ha puesto a la venta. ¿Quién dijo que sólo de la guitarra vive la música?

Empieza la fiesta

Aunque resulte diferente, la concepción de este DJ Hero es prácticamente la misma que el de su saga hermana. Lo primero de todo es que todo gira alrededor de un periférico, en este caso compuesto por una tabla que une mesa de mezclas y tres botones de colores, similares a los de la guitarra de Guitar Hero. Como podéis imaginar, la fórmula es similar, aunque con matices. En este caso cada uno de los botones de los lados del disco supone una pista, mientras que el central sirve para añadir efectos. Una base, como decimos, muy parecida a la de Guitar Hero, pero que en seguida de muestra más compleja, ya que también hay que mover el disco cuando el juego nos lo indica, así como cambiar las palancas de posición. En realidad, hay que reconocer que DJ Hero es algo más complejo que su saga hermana, si bien es igualmente necesario para sentirnos como un auténtico DJ.

Este nuevo juego musical no contiene un modo que podríamos llamar Historia o Campaña, sino que en lugar de eso nos encontramos con distintos retos a superar, que a su vez nos permiten desbloquear canciones que luego podemos pinchar en cualquier momento. Además, también vamos ganando extras, como personajes para usar durante las sesiones o distintos modelitos para ellos. Igualmente, también vamos descubriendo lugares cada vez más importantes para tocar, llegando hasta sitios como la siempre fiestera isla de Ibiza.

Donde sí encontramos muchas posibilidades es en el multijugador del título, que nos permite conectar una segunda mesa para enfrentarnos o cooperar junto a un amigo, o bien hacerlo a través de Internet lo cual, teniendo en cuenta el tamaño del periférico, es más cómodo. De la misma forma, el juego es compatible con la guitarra de Guitar Hero, por lo que siempre podemos montarnos una “mini banda” en el salón de casa para echarnos un pique con otro usuario.

Visualmente, el juego apuesta más por el realismo que Guitar Hero. Algo que se nota en el aspecto de los personajes, las salas, el público, los efectos y, en general, todo lo que vemos durante las sesiones. Del sonido poco podemos decir, salvo que el juego tiene licenciado temas de todo tipo de artistas de éxito.

Cerrar