Análisis de Dragon’s Dogma: Dark Arisen – De vuelta a Gransys

Tras estrenarse en abril de 2013 en las consolas del momento, PlayStation 3 y Xbox 360, Dragon's Dogma aterriza en las máquinas de actual generación de Sony y Microsoft dispuesto a trasladar la experiencia más completa del videojuego a los aficionados al videojuego y también a aquellos usuarios que aún no habían tenido la ocasión de disfrutarlo, tampoco en su versión para ordenador lanzada el pasado año. Tanto la jugabilidad como la historia se mantienen intactas en una propuesta que, sin embargo, ha sido adaptada a los estándares de definición actuales.

Además de incluir el contenido del título base, esta nueva edición de Dragon's Dogma pone a disposición del jugador todo aquellos que pudimos descubrir en la expansión Dark Arisen, que ahora se integran completamente en el juego desde el inicio de la aventura. Sin más dilación, te invitamos a adentrarte en nuestro análisis de un videojuego que hemos podido testar a través de su versión digital para PlayStation 4, pese a que también saldrá a la venta en Xbox One en el día de mañana. ¿Preparado para vivir una experiencia solo al alcance del verdadero Arisen?

La adaptación de Dragon's Dogma a PlayStation 4 y Xbox One supone el regreso a una historia que los usuarios de la generación anterior de consolas pudieron vivir hace cuatro años en el videojuego original. Por tanto, en esta nueva ocasión volveremos a ponernos en el piel del elegido, el Arisen que deberá salvar a las gentes de Gransys cuando los dragones regresen para acabar con todo y con todos. La principal novedad, que no guarda relación alguna con la trama, se halla únicamente en el apartado visual del título desarrollado por Capcom.

El estudio ha proporcionado un más que digno lavado de cara a su apartado visual, que ahora luce con gráficos en alta definición que se ajustan, en mayor medida, a lo que los jugadores esperarían de un juego lanzado en máquinas de la actual generación. De este modo, aquellos que adquieran esta nueva versión apreciarán inmediatamente las mejores realizadas en lo concerniente al aspecto visual, apreciables en todos los elementos del escenario y en los personajes con los que nos cruzaremos durante la aventura.

Además de estas mejoras gráficas, los usuarios dispondrán de la expansión Dark Arisen, incluida también en la edición que llegará a las tiendas mañana. Este DLC añade a la historia principal un gigantesco mundo subterráneo que el jugador podrá explorar, extiendo así una de las mecánicas más populares del juego a este contenido adicional. Asimismo, incorpora al videojuego hasta veinticinco enemigos más a los que el usuario deberá combatir haciendo uso del combate dinámico que siempre ha caracterizado a este famoso RPG de acción.

Durante nuestro avance, no solo podemos acabar con las criaturas que salgan a nuestro paso haciendo uso de las mecánicas más habituales, sino de las formas más espectaculares. Aquellos que hayan tenido la ocasión de jugar al título original recordarán que los enfrentamientos pueden trasladarse a los cielos subiendo a lomos de un grifo o acabando con una hydra cortando cada una de sus cuatro cabezas. Las opciones son muy amplias y dependerá únicamente del jugador cómo se hace frente a cada una de ellas de la manera más satisfactoria.

Como ya hemos apuntado anteriormente, las mecánicas RPG tampoco faltan en esta nueva versión del videojuego, que vuelve a contar con la posibilidad de mejorar nuestras armaduras. Tanto es así que, aquellos que se hagan con esta adaptación para las consolas de actual generación, podrán disfrutar de un centenar de nuevo equipamientos para el protagonista, que podrá beneficiarse de armas y armaduras de alto nivel especialmente recomendables para las misiones más exigentes de la aventura.

Asimismo, el jugador tiene a su disposición nueve invocaciones entre las que decantarse según las características que mejor se adapten a su estilo de juego y, de manera complementaria, un nuevo elenco de habilidades de nivel 3 que le proporcionarán el máximo poder de devastación o la capacidad de dominar a los diferentes tipos de criatura. En lo referente a las mecánicas jugables, cabe destacar también las novedades respecto a los llamados Peones, los compañeros que nos auxiliarán a lo largo de la historia.

Estos personajes secundarios controlados por la IA luchan de forma independiente a nuestro lado y, además, pueden ser intercambiados con otros jugadores a través de las funciones online de Dragon's Dogma: Dark Arisen. Si comprobamos que una misión requiere un tipo de habilidad que no poseen nuestros propios acompañantes, tendremos la ocasión de solicitar la ayuda de los de otro usuario, que podrá prestarnos a uno de los suyos para determinadas misiones.

En cualquier caso, el principal protagonista de la aventura seguirá siendo nuestro personaje, que podremos confeccionar mediante las opciones de personalización añadidas en esta nueva versión del juego. Como última novedad respecto al original, aquellos que se adentren en este mundo fe fantasía medieval comprobarán como los diálogos continúan presentándose en inglés con sus correspondientes subtítulos en castellano. Sin embargo, a partir de ahora también será posible seleccionar el audio original en japonés, que sin duda proporcionará una experiencia más auténtica a los usuarios más puristas.

Javier Castillo

JUGABILIDAD: Esta nueva edición de Dragon's Dogma no ha afectado de manera alguna a la jugabilidad del título, que sigue contando con sus característicos elementos RPG y con una considerable variedad de mecánicas en lo relativo al combate. Además, la exploración vuelve a convertirse en uno de los principales atractivos de esta épica aventura de fantasía.

GRÁFICOS: Donde sí destaca especialmente esta nueva versión del videojuego es en lo concerniente a su apartado visual. Aunque los desarrolladores no han hecho más que adaptar su propuesta original a las consola de actual generación de Sony y Microsoft, lo cierto es que el videojuego luce especialmente bien en alta definición, permitiéndonos apreciar hasta el último detalle. Cabe destacar también la presencia de subtítulos en castellano que pueden acompañar tanto a los diálogos en inglés como japonés.

SONIDO: El apartado sonoro continúa siendo, sobre todo durante las fases de combate, uno de los elementos más llamativos y que mejor complementan lo que vemos en pantalla. Aunque seguramente también ha sido mejorado para la ocasión, los cambios en el aspecto visual del juego siguen siendo más apreciables a simple vista.

HISTORIA: La trama tampoco ha variado desde el título que pudimos jugar hace ya cuatro años. A este respecto, la principal novedad es la inclusión de la expansión Dark Arisen, que contribuye a extender la historia y las misiones más allá del videojuego original. Por supuesto, el juego sigue siendo todo un referente en lo que a fantasías medievales se refiere.

DURACIÓN: Tal y como hemos señalado en el apartado anterior, además del videojuego lanzado en 2013 esta edición ha incluido un contenido adicional que permitirá disfrutar, durante varias horas más, de una propuesta tan extensa como la que nos ocupa, especialmente diseñada para aquellos que gustan de propuestas donde la diversión no acaba a corto plazo.

CONCLUSIÓN: La adaptación de Dragon's Dogma a PlayStation 4 y Xbox One es una nueva oportunidad para adentrarse en el mundo creado por Capcom y reencontrarse con los aliados, los enemigos y las criaturas a las que ya conocimos en el videojuego original, estrenado hace varios años. Además de la expansión de contenido Dark Arisen, el principal atractivo de esta nueva versión no es otro que su apartado visual, que ahora luce con gráficos en 1080p que permiten revivir la épica historia del juego desde una perspectiva única. Dragon's Dogma: Dark Arisen se trata, sin ningún género de dudas, de una opción a tener en cuenta tanto por los amantes del título de 2013 como por los aficionados a los RPG de acción.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…

Dragon's Dogma

 
 
El videojuego incluye la expansión de contenido Dark Arisen además de otras novedades. 

Cerrar