La mascota de Sony vuelve a la carga

Después de hacer las delicias de los más pequeños en PSP y PlayStation 3, la conocida serie infantil presenta una nueva entrega. Y en esta ocasión la diversión llega por partida doble…

Muy atrás quedan ya los tiempos del recordado Tamagotchi y demás inventos. Hoy en día los videojuegos se han convertido en el mayor reclamo en lo que a mascotas virtuales se refiere, empezando por EyePet, la conocida serie de Sony. Ahora, tras triunfar considerablemente tanto en PSP como en PlayStation 3, la serie regresa a esta última con un divertido título lleno de novedades.

Mascotas reunidas
Destinado de nuevo a un público claramente infantil, lo cierto es que EyePet y sus Amigos es uno de los juegos que más sentido da a PlayStation Move. Gracias al periférico, en esta ocasión encontramos un juego más accesible y fácil de jugar, tanto a la hora de movernos por los menús, como en lo referente a interactuar con nuestra mascota.

Lo primero en el juego, una vez más, pasa por poner nombre a nuestra criatura, y esperar a que nazca de un huevo. Una vez ocurrido esto, podemos llevar a cabo todo tipo de juegos con la mascota, así como cuidar de ella o acariciarla. Todo, insistimos, de manera cómoda y divertida, empezando por el entretenido tutorial que ofrece el juego para enseñarnos sus herramientas más básicas.

Pero posiblemente lo más divertido del título sean sus minijuegos. En esta ocasión podemos divertirnos con este peluche virtual mientras jugamos al “baloncesto”, a pescar, o probamos unas simpáticas pruebas musicales. Todo mientras nuestro salón se transforma en algo así como una sala de juegos. Además, en EyePet y sus Amigos podemos también diseñar nuestros propios juguetes o zonas de recreo, que después la mascota se ocupará de disfrutar, potenciando así el elemento creativo del lanzamiento.

Pero claro, no solo de diversión consta EyePet. En el juego, como decíamos, resulta muy importante ser responsable del pequeño “animalito”, y hemos de lavarlos, darle de comer, hacer que duerma, etc. De esta manera está más contento y nos tiene más cariño.

 Aunque sin duda, el aspecto más innovador de esta entrega, aquello que la diferencia de la anterior, es su multijugador. En esta ocasión no solamente podemos tener una mascota, sino dos, compartiendo el videojuego con un amigo. Esto hace que, como es lógico, la diversión se multiplique.

Por ejemplo, en esta ocasión contamos con un alto número de extras que podemos ir consiguiendo. Es decir, de ropa, accesorios, juguetes, pruebas adicionales, etc. ¿Y cómo las conseguimos? Pues a medida que vayamos superando minijuegos y, así, consiguiendo fichas que podemos canjear por cualquier cosa. O sea, que como tenemos que vestir, decorar y cuidar a dos personajes, el título divierte y dura el doble.

Con respecto a los gráficos, encontramos un título sencillo, aunque trabajado. Las animaciones y el aspecto de las criaturas están bastante cuidadas y, en general, todo resulta tan simpático y colorido como necesita un título de este tipo. Y algo parecido sucede con la banda sonora, que reúne melodías que acompañan perfectamente al juego y un doblaje bastante destacable en nuestro idioma.

VALORACIÓN FINAL

Jugabilidad: Pensado para los más pequeños, el título cuenta con modos, accesorios y opciones suficientes como para atrapar completamente. La novedad de una segunda mascota añade entretenimiento.

Gráficos: Todo tiene un aspecto simpático, colorido pero muy cuidado. Especial mención merecen las animaciones de las criaturillas.

Sonido: El doblaje en castellano se lleva la palma, pero también las melodías son más que aceptables para un lanzamiento de este tipo.

Duración: Tiene un montón de extras que desbloquear; y la opción de jugar con un amigo potencia mucho lo que puede llegar a durar.

Conclusión: EyePet y sus amigos reinventa este conocido título, ofreciendo un control más elaborado (ya pensado desde cero para aprovechar PlayStation Move), más opciones de personalización, divertidos minijuegos y la posibilidad de interactuar con una segunda mascota. En definitiva, un “más y mejor”, que gustará al público infantil al que va dirigido.

Cerrar