Análisis de Final Fantasy XV: Royal Edition – La fantasía al completo

Análisis de Final Fantasy XV

 

 

La franquicia Final Fantasy había sufrido en los últimos años al no encontrar el producto que los fans tanto estaban anhelando. Tras más de una década de tortuoso desarrollo Final Fantasy XV venía a poner remedio a todo ello, y lo consiguió a medias. El título fue divertido, emocionante y repleto de esos personajes carismáticos que tanto nos gustan, pero le faltaba algo. Ahora ya no hay nada que le falte a este gran juego.

Y es que casi año y medio después del lanzamiento del videojuego original de Square Enix ahora ha llegado la Royal Edition y la Windows Edition, que al fin han hecho aterrizar el título a PC, así como la versión más completa para PlayStation 4 y Xbox One. Nosotros ya hemos podido probar sus novedades y estamos en disposición de contarte todo lo que trae esta Final Fantasy XV: Royal Edition que a buen seguro te interesará si todavía no has jugado a la obra o si te has dejado algún DLC por el camino.

Final Fantasy XV, análisis

Final Fantasy XV: Royal Edition, análisis

Comenzaremos hablando del argumento (sin demasiados spoilers) por si todavía no lo conoces. En Final Fantasy XV nos ponemos en la piel de Noctis, un joven que parte a un viaje en coche junto a sus amigos para poder celebrar su boda con su amada Lunafreya. Por el camino escucha en las noticias que su reino ha sido invadido y que el monarca (su padre), su prometida y él mismo han fallecido. Es entonces cuando comienza la aventura de Noctis en busca de la verdad y de encontrar respuestas.

En el pasado ya te ofrecimos nuestro análisis del Final Fantasy XV original, de modo que te invitamos a echarle un vistazo a este enlace si quieres descubrir cuáles fueron nuestras impresiones del juego allá por el mes de noviembre del año 2016. En este análisis nos centraremos en destacar las características novedosas de la Royal Edition, aunque también volveremos a hacer hincapié en algunos detalles que creamos vitales.

Es importante señalar que esta edición completa de Final Fantasy XV incluye todos los DLCs y expansiones que se han lanzado hasta la fecha. Estamos hablando de los Episodios Prompto, Ignis, Gladioulus y también del contenido multijugador Hermanos de armas (o Comrades). Los tres primeros nos permiten profundizar en la historia personal de los personajes secundarios del juego, mientras que el último de ellos nos ofrece una experiencia de juego alternativa no tan rompedora como hubiéramos deseado, pero igualmente divertida y aprovechable.

Análisis de Final Fantasy XV: Royal Edition

Esta Royal Edition quiere hacer hincapié en que conozcamos mucho más sobre el mundo de Final Fantasy XV y es por ello que también se ha incorporado una característica de lo más peculiar. Se trata de un registro de viaje que nos ofrecerá información adicional (y lore del universo) sobre los lugares que vayamos descubriendo, al más puro estilo Assassin’s Creed con los monumentos reales que encontrábamos por las ciudades de la saga de Ubisoft.

Pero las novedades de la Royal Edition del título de Square Enix no se limitan a recopilar el contenido ya lanzado, sino que también vemos añadido contenido verdaderamente imprescindible para los fans. Un buen ejemplo de ello es el mapa extra Ruinas de la ciudad de Insomnia, que nos permite adentrarnos en un nuevo territorio repleto de más misiones, jefes (como Omega o Cerbero) y también nos dejará enfrentarnos a los reyes de antaño. Muchas más horas de diversión por la cara.

Si conducir con el Regalia por el mundo del juego te parecía poco estás de enhorabuena, pues ahora con esta Royal Edition podremos ponernos al mando del barco real, mediante el cual podremos navegar por las aguas entre Caem y Altissia. Podremos, gracias a ello, descubrir nuevas recetas, especies, pescar desde dentro del navío y explorar nuevas zonas. Si la tierra se te quedaba corta, con el agua también a tu entera disposición ya no te ocurrirá nunca más.

Final Fantasy XV, análisis completo

Conseguir todas las armas ancestrales era uno de los grandes retos que todo jugador de Final Fantasy XV quería conseguir, pero ahora tendrá una recompensa mucho mayor. Y es que cuando las hayamos reunido todas podremos invocar a un Coro espectral arcano que nos permitirá desencadenar poderosísimos ataques que nos volverán todavía mucho más temibles en los combates, especialmente en aquellos que más pudieran resistírsenos.

Para hacer de nuestra experiencia con Final Fantasy XV algo todavía más personal, la Royal Edition incluye todo tipo de herramientas que nos permitirán hacer que nuestra partida esté completamente a nuestro gusto. Hablamos, por ejemplo, de la inclusión de la posibilidad de jugar toda la aventura en una novedosa cámara en primera persona, lo que no solo cambia la exploración, sino también todas las secuencias de combate y acción desenfrenada. Prácticamente deberemos reaprender a jugar.

En este sentido también nos encontramos con multitud de contenidos descargables que nos permitirán añadir rápidamente armas a nuestro arsenal o decoraciones para el Regalia, así como un sorprendente soporte para mods que nos dará todo tipo de variantes para el juego, aunque dependiendo de en qué plataforma juegues puede que te encuentres con unos mods más o menos restrictivos. Sea como fuere, no dejan de ser grandes noticias que hacen que Final Fantasy XV sea ahora mucho más variado que lo que era hace tan solo poco más de un año.

Final Fantasy XV

Análisis de FFXV

Jugabilidad: Nada ha cambiado en lo jugable con esta Royal Edition, pero la adición de la exploración naval gracias al barco que podemos controlar o la novedosa perspectiva en primera persona son añadidos de lo más interesantes que dotan de gran personalidad a esta versión completa de Final Fantasy XV.

Gráficos: El título de Square Enix sigue luciendo absolutamente espectacular y el único cambio que se puede apreciar al respecto podría venir con los mods que se vayan creando.

Sonido: El doblaje en inglés o japonés sigue rindiendo a gran nivel, mientras que tenemos a nuestra disposición una estupenda traducción de textos al castellano y una banda sonora repleta de temas musicales para el recuerdo.

Duración: La aventura principal de Final Fantasy XV podía llegar a durarte una cincuentena de horas, pero ahora debes añadir los cuatro DLCs y los nuevos añadidos en forma de nuevas zonas o mecánicas (como la del barco). Superar el centenar de horas se antoja cada vez más sencillo.

Historia: El argumento de Final Fantasy XV ya era atractivo y absorbente, pero con la Royal Edition ha llegado una actualización que ha incluido una variación a la recta final del juego. Puede que te guste o no, pero no se puede negar que desde Square Enix quieren seguir puliendo al máximo su producto.

Conclusión: La Royal Edition de Final Fantasy XV se convierte en un videojuego absolutamente imprescindible para todos los fans de la saga que todavía no hubieran disfrutado del título, pero también cabe señalar que quienes se hubieran perdidos los contenidos adicionales también tienen motivos para hacerse con una completa versión que incluye todo tipo de novedades y, además, para todos los gustos: primera persona, exploración naval, nuevas zonas y misiones, todos los DLCs, más contenidos. Si nunca has jugado a Final Fantasy XV deberías comprarlo cuanto antes.

Publicaciones relacionadas

Cerrar