Análisis de Forza Motorsport 7 – No todo es velocidad

102508

Los amantes del motor saben que cuando el nombre de Forza se pronuncia en relación a un título de conducción, se pueden esperar muchas cosas. Microsoft mantiene bajo este sello por un lado Horizon, que nos ofrece una competición más undergroung y por otro Motorsport, que nos traslada al sector más profesional. En este caso recibimos una nueva entrega de Forza Motorsport, que nos traslada a los circuitos más famosos del mundo donde tomaremos a toda velocidad las curvas de estros trazados con una gran gama de vehículos que abarcan desde turismos hasta camiones de grandes dimensiones.

Tampoco hay que olvidarse de los supercoches de gran cilindrada. Pero recuerda, no todo es velocidad y en Forza Motorsport 7 se premia la versatilidad y el dominio tanto del freno como del acelerador. Un escenario al que hay que añadir un excelente motor meteorológico que nos ofrece un reto al sumergirnos en un escenario cambiante en donde las reglas pueden cambiar en cualquier momento. 

Forza Motorsport 7 se trata de un título enfocado en la competición profesional. Si Forza Horizon nos transporta a torneos underground, con este esta franquicia viajamos por los circuitos más famosos del mundo para subirnos a una gran gama de vehículos con los que tratar de llegar a lo más alto. Antes de llegar a éste punto habrá que definir a nuestro piloto. Algo que no nos llevará mucho tiempo ya que este proceso de customización sólo supondrá elegir el sexo del mismo, así como el color y mono que portaremos en las carreras y que luego podrá cambiarse.

Antes de iniciar nuestro periplo por los circuitos de todo el mundo, Forza Motorsport 7 nos propondrá un tutorial en el que haremos la primera toma de contacto con la gran gama de vehículos que pone a nuestra disposición este título. Por un lado tendremos un gran abanico de turismos (en los que se incluyen coches de alta gama), por otro también podremos sumergirnos en competiciones de camiones y por último coches preparados para la competición. Como todo buen tutorial, la misión es ponernos en ambiente y dejar claro que en esta entrega no solo basta con apretar el acelerador, también hay que saber adaptarse a las circunstancias, tanto del coche como del trazado (algo en lo que influirá la meteorología cambiante).

Tras este proceso de enseñanza, comienza nuestra aventura hacia la cima. Forza Motorsport 7 nos lleva a varios torneos en los que habrá que tener éxito para conseguir ser el mejor piloto de Forza. Cada una de estas competiciones estará a su vez compuesta por otros pequeños torneos basados en distinta modalidad de vehículos, desde un Fórmula 1 clásico, hasta súper coches. Habrá que tener éxito con todos ellos para poder pasar al siguiente nivel y así sucesivamente. Estas pruebas del campeonato también presentarán diferencias más allá del tipo de máquina.

No solo competiremos en el clásico modo: varios coches en pista y un podio de tres. Hay otras modalidades como el 1 vs 1, una interesante forma de enfrentarnos a un rival de más nivel en Forza Motorspor 7 y además conseguir un vehículo totalmente gratuito. Otra opción es jugar a los bolos con un coche de grandes dimensiones como una limusina con la que habrá que maniobrar hasta derribar varios objetivos. Muchas opciones que hacen más versátil esta entrega que permite ir alternando para nunca encontrarnos con lo mismo. Todos estos modos de competición tendrán su eco en el multijugador, donde podremos poner a prueba nuestra capacidad de conducción frente a otros usuarios de todo el mundo.

En cuanto a la gama de vehículos, no hay duda de que en Forza Motorsport 7 hay mucho en donde elegir. El catálogo es amplísimo y va a costar mucho conseguir todos los integrantes de este. En este abanico encontramos desde camiones de competición hasta Fórmula 1 de época, pasando por coches del día a día como un Mini o un Ford, hasta grandes clásicos de la historia del automovilismo, pasando por las maravillas de la ingeniería como los Ferrari de gran cilindrada. A medida que adquiramos nuevos integrantes para nuestra colección, iremos subiendo de nivel, lo cual nos permitirá comprar vehículos de más nivel.

Todos estos vehículos admitirán modificaciones, desde el aspecto exterior en el que podremos elegir entre distintas pinturas o decorarlo con aspectos predefinidos. De hecho Forza Motorsport 7 nos permite subir nuestras propias creaciones para que otros jugadores puedan incluirlas en sus coches. Al mismo tiempo, también es posible cambiar el interior del coche y añadir más potencia al motor, nueva suspensión más competitiva, tipo de neumático o un nuevo alerón con el fin de tener la máquina más potente en pista. Eso sí, todas estas “reformas” de vehículos no siempre podrán usarse. Habrá ocasiones en las que los torneos no permita algunos componentes que hayamos instalado, pero tranquilo, podremos homologar el coche (previo pago de una cantidad de moneda virtual) y de este modo participar en la competición.

Y si el catálogo de Forza Motorsport 7 es amplio, y reconocible por las marcas que lo componen, el de los circuitos tampoco se queda atrás. De esta forma los jugadores podrán quemar rueda en asfaltos tan famosos como Nürburgring o el Autodromo Nazionale Monza, sin olvidarse de otros como Suzuka o Spa. Los aficionados al automovilismo se encontrarán con grandes reproducciones de estos trazados. En cuanto al nivel de competición, los jugadores podrán ajustar el nivel de dificultad antes de cada carrera, definiendo tanto el nivel de agresividad de la IA como el ritmo de esta. En este sentido Forza Motorsport 7 tiene en cuenta los logros conseguidos por los jugadores de todo el mundo y establecerá una media.

A nosotros nos toca decidir si queremos estar por encima de esta media internacional o por debajo de la misma, o situarnos en este nivel que se supone asumible por todo usuario que se inicie en Forza Motorsport 7. A más dificultad, nos encontraremos con rivales que no dudarán en echarnos de pista y más veloces. Cuidado también con los destrozos del coche. Nuestro vehículo se resentirá de nuestras acciones en pista y si nos pasamos de agresivos podremos tener una avería que nos envíe a boxes para poder arreglarla, perdiendo varias posiciones en pistas.

Conforme vayamos obteniendo victorias en Forza Motorsport 7, los jugadores irán obteniendo premios en forma de coches, o aspectos para su propio avatar. En este último caso, podremos conseguir monos clásicos o algunas vestimentas tan interesantes como el de árbitro de fútbol. Otra forma de conseguir este material será con las cajas botín, en las que se presentan desde vehículos hasta skins de piloto e incluso ‘bots’ que podremos añadir a modo de ventaja antes de la carrera. Como en otros sistemas, estas cajas de premios serán de distinto nivel y en función de este se conseguirá un contenido u otro.

A nivel visual, Forza Motorsport 7 es un gran título. No solo por las reproducciones de los vehículos, cuidados hasta el último detalle del exterior e interior (algo que se puede comprobar cambiando la cámara al modo subjetivo), o por el calco de los circuitos reales. También el sistema de iluminación nos dará una mayor sensación de realismo. Es increíble también el dinamismo de la meteorología y cómo las nubes y el Sol van cambiando a lo largo de la carrera. No será algo raro ver que en mitad de un certamen comience a llover, poniéndonos las cosas más duras. Tampoco será extraño que cesen las precipitaciones y a medida que avancemos en carrera se vaya secando el asfalto haciendo que desaparezcan los molestos charcos que pueden lastrar nuestro paso por este circuito.

Damián Montero

JUGABILIDAD. Forza Motorsport 7 se adapta al jugador, quien puede elegir la dificultad del juego. Se puede optar por un sistema en el que simplemente haya que acelerar y el juego se encarga del resto (incluso frenar de forma automática) u optar por cambiar nosotros mismos de marchas en un modo sólo pensado para los más profesionales. También habrá niveles intermedios en los que el jugador medio se sentirá cómodo. Cualquier aficionado a la conducción tendrá la oportunidad de encontrar un modo propio a su nivel.

GRÁFICOS. Un aprobado con gran nota. Los jugadores verán grandes reproducciones de vehículos en este título y un sistema dinámico de meteorología que es reflejado en el cielo de los trazados, cambiantes durante la carrera. Al mismo tiempo los circuitos no estarán exentos de detalle.

SONIDO. El juego no llega traducido al castellano, lo que en ocasiones nos hace tener que estar más pendientes del subtítulo que de la carrera. También se echa en falta una mayor diferencia en los efectos de los motores ya que prácticamente todos los coches suenan igual.

DURACIÓN. El modo carrera no debería llevar más de 30 horas hasta tener éxito en todas las competiciones del juego y conseguir llegar a lo más alto. Pero el modo multijugador y la posibilidad de repetir carreras para mejorar nuestras marcas hace imposible decir que este título tenga una duración concreta.

CONCLUSIÓN. Forza Motorsport 7 es un título imprescindible para los aficionados del mundo del motor. Su gran gama de vehículos, sus distintas posibilidades a nivel de competición y su gran realismo hace de este juego una gran opción. Un título al alcance de cualquiera que puede sumergirse en él sin temer por la dificultad. Todos podrán elegir un nivel conforme a sus necesidades e ir cambiándolo a medida que gane experiencia. Si te ves con ganas de sumergirte en el mundo de la competición a 4 ruedas, no dudes que en esta nueva entrega vas a conseguir una recompensa a tus exigencias.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…
Saga Forza Motorsport
Gran Turismo Sport
 
El catálogo de vehículos es impresionante.
 

Cerrar