He estado una semana jugando sólo con el Honor 20 y ésta ha sido mi experiencia

Un dispositivo con muchas virtudes para jugar durante horas.

Fortnite en el Honor 20

Ni consola ni PC. A veces lo que nos apetece es llevar nuestro juego favorito a cualquier parte en el bolsillo. Y ya son muchos los estudios que apuestan por el juego para móviles dada la tendencia que están tomando las grandes compañías del sector con dispositivos capaces de correr juegos como Call of Duty o Fortnite. Precisamente, llevamos una semana jugando en el Honor 20, un smartphone de gama media-alta con prestaciones especialmente recomendadas para los jugadores que busquen una buena experiencia jugable.

Es cierto que todos los juegos no exigen el mismo rendimiento bien por sus gráficos o por el consumo del propio juego. Por eso, hemos querido probar varios títulos que están en la lista de los juegos más descargados por los usuarios como Pokémon GO, Fortnite o el recientemente lanzado Call of Duty Mobile, donde hemos comprobado las virtudes del dispositivo para pasar horas pegado a la pantalla.

Conoce el Honor 20, una de las apuestas más seguras para el mobile gaming

Honor ya lleva algún tiempo establecida en nuestro país como una marca independiente que trabaja en paralelo a su vinculación con un gigante como Huawei. En su escasa pero productiva trayectoria, Honor ha conseguido llegar al público más joven desde el exitoso Honor 10 hasta los modelos actuales que siguen una evolución ascendente y muy ambiciosa. Por eso, actualmente el Honor 20 se presenta como uno de los mejores móviles gaming del momento, compitiendo de tú a tú con otras marcas líderes en un mercado que comienza a despuntar.

Fortnite en el Honor 20

Antes de entrar en materia, queremos darte algunos datos técnicos sobre sus principales características y que influyen directamente a la hora de jugar. El Honor 20 tiene una pantalla LCD de 6,26 pulgadas Full HD+ con resolución de 2340x1080p, lo que permite disfrutar de los juegos sin marcos. No obstante, en la esquina superior izquierda tenemos el orificio de la cámara frontal, pero realmente ocupa un lugar irrelevante en muchos juegos porque tiene un frontal bastante despejado. Las sensaciones en mano son muy buenas, siendo un terminal muy ligero de 174 gramos y mejorando su ergonomía con respecto a otros modelos. Eso sí, el Honor 20 carece de conector minijack para auriculares, así que el usuario necesita un adaptador USB tipo C para usar los suyos propios.

Pero lo que importa está en su interior porque hablamos de un procesador Kirin 980, mismo procesador que el Honor 20 Pro, y tal y como señalan nuestros compañeros de Andro4all, cuenta con GPU Turbo 3.0, una versión más refinada de esta tecnología específica para juegos que mejora el rendimiento gráfico del terminal considerablemente y reduce el consumo de la energía del procesador en un 10 por ciento. Esto realmente se nota cuando llevas horas jugando, así como la comodidad para controlarlo gracias a sus generosas dimensiones de 154,25×73,97 centímetros. Por último hay que destacar su batería, que ha respondido muy bien a las exigencias de consumo de los juegos, pero a continuación vamos a ver cómo influye este software a cada uno de ellos.

Fortnite

Fortnite para móviles En mitad de nuestras pruebas nos pilló el misterioso agujero negro que mantuvo en vilo a todos los jugadores. Así que probamos el juego antes y después de este parón por mantenimiento forzado por Epic Games para anunciar todas las novedades de su nueva temporada. La versión móvil no tiene nada que envidiar a las de consolas y PC, sobre todo si tienes un Honor 20 porque el juego se mantuvo en 29-30 frames por segundo estables, que es lo máximo que permite la aplicación. Esta estabilidad unido a la velocidad de refresco es todo lo que podría pedirse a un móvil para correr un juego que necesita la reacción rápida del jugador tanto para disparar como para construir en décimas de segundos. Esto también es gracias a las dimensiones de la pantalla que permiten tenerlo todo a mano sin llegar a saturar el HUD. No obstante, el juego tiene un apartado muy completo de opciones para que el jugador personalice la posición de los botones a su antojo. Jugamos bastante rato en partidas de hasta 100 jugadores y el resultado fue excelente, mientras que la batería apenas se resintió en un 10 por ciento.

Pokémon GO

Pokémon GO gráficamente no es un portento, pero seguramente es el juego que más batería consume, también por el uso de datos móviles, las funciones de realidad aumentada y geolocalización. Es entonces cuando te das cuenta del favor que le hace el GPU Turbo tras un par de horas de juego porque el funcionamiento de la aplicación fue impecable todo este tiempo. Pero lo que realmente nos preocupaba era si podía aguantar la batería y que el dispositivo no se sobrecalentara. Salimos a la calle para capturar Pokémon y después de dos horas y media con el juego activo, incursiones, gimnasios y demás mecánicas, el móvil no se calentó mucho y la batería se descargó apenas un 20 por ciento. En este sentido hay que destacar la batería de 3.750 mAh que no se resiente mucho en comparación con otros smartphones más convencionales. Una vez descargada completamente, la carga rápida permite recuperar la batería al 100% en tan sólo una hora.

Playerunknown’s Battlegrounds

Playerunknown's Battlegrounds para móviles Así que volvimos a probar algo más exigente, al menos en su apartado gráfico. Es sorprendente el nivel de detalle que puede alcanzar PUBG en su versión móvil, pero teniendo a Tencent detrás y su compromiso con el mobile gaming no es de extrañar todas las funciones gráficas que incorpora para mejorar la experiencia. De esta forma, nada más iniciar sesión el juego reconoció el tipo de dispositivo y recomendó usar una calidad gráfica alta, así como mantener todas sus opciones de rendimiento en HDR y una tasa de frames Ultra. Como sabes, las partidas de PUBG pueden alargarse fácilmente y necesita tener un framerate estable porque los combates son en tiempo real y reúne a 100 jugadores en una misma partida. No sólo eso, sino que el nivel de refresco tiene que ser óptimo en un escenario tan extenso. Y nuestra experiencia no pudo ser mejor. La respuesta era inmediata, no notamos latencia en el tiempo que estuvimos jugando y el rendimiento del dispositivo respetaba texturas y otras virtudes como la iluminación.

Call of Duty Mobile

Call of Duty Mobile Por último, probamos el hermano pequeño de uno de los shooter más populares de todos los tiempos. Activision confió en Tencent para desarrollar esta versión para móviles de Call of Duty y les ha salido muy bien la jugada. ¿Qué tal responde en el Honor 20? Nos ha vuelto a sorprender la cantidad de detalles de un juego que busca el realismo en su apartado gráfico y cómo lo soporta el software de este terminal. Esto se nota especialmente en las texturas de los uniformes, las armas o el humo de los artefactos explosivos cuando detonan. Es un aspecto importante a tener en cuenta ya que estas partículas son parte activa de la jugabilidad. El control táctil vuelve a ser especialmente amable en este dispositivo, dejándonos prácticamente toda la pantalla despejada para ver a los enemigos o, por el contrario, encontrar coberturas para trazar la estrategia. Aquí, como en Fortnite o PUBG, el sonido es un elemento fundamental para comunicarnos con el equipo o simplemente para saber por dónde vienen los disparos.

Raquel Morales

Periodista. No puedo dejar NADA sin explorar. Me adiestré con Lara Croft en el templo de Karnak mientras buscaba el cubo horádrico entre vacas. Camino de Grand Line.

Publicaciones relacionadas

Cerrar