Tres veces Kirby

10590

Uno de los personajes más entrañables y tiernos de la gigante Nintendo es sin lugar a dudas Kirby. En esta ocasión la adorable bola rosada se prepara para dar el salto por primera vez en Nintendo 3DS con un título que derrocha simpatía y magia por todos los costados y que está pensado para ser disfrutado tanto por los más pequeños de la casa como por aquellos que sean seguidores acérrimos de la franquicia. Nos metemos de lleno en el universo de Kirby con su divertida propuesta para la portátil llamada Kirby: Triple Deluxe.

Podemos afirmarlo sin miedo a equivocarnos: HAL Laboratory lo ha vuelto a hacer. El estudio ha creado una nueva experiencia digna de ser disfrutada, en esta ocasión en Nintendo 3DS, con una nueva aventura de la bola rosa de Nintendo, Kirby, un personaje entrañable y que a día de hoy ha conseguido hacerse un hueco en el corazón de muchos seguidores de la compañía.

Kirby: Triple Deluxe es la primera entrega, y esperemos que no la última, de este personaje en la portátil en tres dimensiones de Nintendo. Así, nos encontramos con un título que sigue la estela de entregas anteriores, pero que incluye además jugosas novedades que justifican con creces su adquisición. A pesar de tratarse de un juegobastante sencillo, y que por lo tanto puede ser disfrutado por todo tipo de público, Kirby: Triple Deluxe cuenta con ciertos añadidos que mantendrán pegado a la consola a los más experimentados en el género de las plataformas.

Como todos os imagináis, Kirby: Triple Deluxe es un título a la vieja usanza en el que los jugadores tendrán que controlar a este personaje a través de un desplazamiento lateral en entornos que cuentan con gráficos en 2'5 dimensiones, siendo de esta forma el primero de la franquicia destinado a portátiles que hace gala de este apartado gráfico. Es cierto que ninguno de los juegos protagonizados por Kirby anteriormente se ha caracterizado por contar con una historia profunda, de hecho esto se vuelve a repetir en esta entrega. No existen líneas de diálogo, ni tampoco una trama enrevesada que deba ser contada. Kirby: Triple Deluxe es un título directo que nos mete de lleno en la acción desde el minuto uno.

Lo ideal al comenzar nuestra primera partida es hacerlo en el modo historia. Aquí los jugadores tendrán que visitar varios mundos, cada uno de ellos con una ambientación diferente, y dentro de cada mundo, diferentes fases ambientadas en todo tipo de localizaciones. El diseño de los niveles de Kirby: Triple Deluxe nos ha parecido soberbio, y en ningún momento tendremos la sensación de estar recorriendo escenarios que ya hemos visto anteriormente.

De esta forma nos encontramos con fases acuáticas, en las que nuestra querida bola rosa tendrá que hacer gala de sus dotes como nadador, o bien fases invernales, pasando por circos, selvas o escenarios plagados de dulces. La inspiración tomada para cada uno de los escenarios es increíble y cada vez que accedamos a un nuevo entorno esbozaremos una ligera sonrisa ante la belleza que se expone ante nuestros ojos.

El objetivo en Kirby: Triple Deluxe es bastante sencillo, ya que los jugadores, como viene siendo costumbre en todos los juegos de plataformas, tendrán que ir sorteando diferentes obstáculos y acabando con todo tipo de enemigos para alcanzar el final de cada nivel. Será durante cada partida cuando Kirby hará gala de sus habilidades: la posibilidad de succionar a los enemigos y, o bien lanzarlos contra otros o por el contrario copiar sus patrones de ataque. En este sentido el juego ofrece habilidades ya conocidas por todos los seguidores de la franquicia, pero se incluye un nuevo poder, llamado Hipernova. Gracias a éste, los jugadores tendrán la oportunidad de succionar gigantes enemigos mientras tengan activa la habilidad, además de contar con una importante repercusión en la resolución de algunos de los puzles que encontraremos en nuestra aventura, moviendo por ejemplo obstáculos o quitando de en medio muros que entorpezcan nuestro camino.

Adicionalmente a todo lo que hemos comentado, durante nuestra aventura comprobaremos que se hace un uso bastante intensivo del sensor de movimientos de Nintendo 3DS. Por poner un ejemplo, encontraremos puzles en el juego en los que tendremos que manejar a Kirby con la cruceta de control y mover diferentes entornos del escenario girando nuestra consola. Son momentos verdaderamente divertidos y que demuestran una vez más que se pueden aprovechar todas las características de la consola sin de que den la sensación de estar incluidas con calzador.

Además de esto, a lo largo de cada una de las fases los jugadores tendrán la oportunidad de recolectar diferentes coleccionables, que en esta ocasión se presentan como llaveros. La cantidad total de estos elementos desperdigados por los escenarios es ingente y también se incluye la posibilidad de intercambiar los llaveros repetidos a través de Street Pass con otros jugadores que tengan el juego. Sin duda se trata de todo un acierto su inclusión, ya que una vez completado el modo historia, esta tarea de recolección requerirá bastante tiempo.

Por otro lado nos encontraremos las Piedras Solares. En total encontraremos cien de estas en todo el juego y será necesario recolectar una cantidad determinada para poder acceder al jefe final dentro de cada mundo. Además, los más perfeccionistas que deseen ponerse en busca y captura de estas piedras, serán recompensados con fases extras en cada uno de los mundos.

De esta forma, encontrar las Piedras Solares será una tarea sencilla en los primeros mundos del juego, aunque a medida que vayamos avanzando, descubriremos que estos elementos se encuentran escondidos en lugares más complicados de acceder, por lo que no serán raras las ocasiones en las que tengamos que revisitar un mismo nivel. 

Podríamos decir que ésta es la estructuración básica con la que cuenta el modo historia, que tiene una duración aproximada de unas siete horas y en la que se encuentran todo tipo de guiños a anteriores entregas de la franquicia, tanto en forma de enemigos, como de escenarios. Pero la vida útil de Kirby: Triple Deluxe no acaba aquí, ya que HAL Laboratory ha incluido dos modos adicionales de juego.

Por un lado nos encontramos Redoble de Dedede, un juego musical en el que controlamos a Dedede y que cuenta con tres niveles diferentes en los que tendremos que guiar a nuestro protagonista por el escenario al son de la música.

El otro modo y el que quizá ofrezca una experiencia más profunda es Combates Kirby. Aquí los jugadores podrán disputar combates tanto de forma individual contra la máquina, como contra otros jugadores, cuatro como máximo, a través de la conexión local de la consola y requiriendo un solo cartucho. Este modo nos recordará mucho a lo visto en Super Smash Bros., aunque en esta ocasión protagonizado solo por Kirby. Combates frenéticos en los que podremos elegir las habilidades de nuestro luchador, objetos que aparecen en pantalla para añadir matices al combate y diferentes niveles de dificultad aseguran horas y horas de diversión en este modo, que servirá como aperitivo de lo que está por llegar con Super Smash Bros. para Nintendo 3DS.

Por si todo esto os pareciera poco, al completar el juego se desbloquearán dos nuevos modos de juego, que serán la excusa perfecta para mantenernos enganchados durante más tiempo a nuestra portátil.

Gráficamente hablando, Kirby: Triple Deluxe exprime al máximo las características de Nintendo 3DS. Nos muestra un entorno precioso, lleno de color y que demuestra personalidad en cada rincón. Además, al tratarse de un plataformas en 2'5D, serán numerosos los momentos en los que tendremos que jugar con la perspectiva del escenario, por lo que es en este punto cuando Kirby: Triple Deluxe nos pide a gritos que activemos la función en 3D de la consola.

Pocos juegos hasta el momento habían conseguido explotar al máximo las bondades que ofrecen las tres dimensiones en Nintendo 3DS, pero parece que con este título se ha querido dar un golpe sobre la mesa para demostrar lo que esta tecnología es capaz de hacer. Enemigos que parecen salir de la pantalla o escenarios que cobran vida al final de lo que alcanza nuestra vista, son algunos de los momentos que nos harán alegrarnos de esta función en la consola.

En cuanto al apartado sonoro, el juego cuenta con una batería de melodías que sonarán a los seguidores de las aventuras de Kirby, algunas de ellas remasterizadas de una forma soberbia. Hay nuevas inclusiones en este apartado, que por supuesto son de agradecer, pero es cierto que en momentos puntuales del juego el elenco de canciones parece repetirse más de la cuenta. Por último, cabe mencionar que el juego no cuenta con ningún tipo de voces, más allá de algún que otro quejido por parte de Kirby. En cuanto a los textos, el juego se encuentra completamente traducido al castellano, algo que agradecerán los más pequeños de la casa.

Rubén Moyano
———————————————————————————————————–

Valoración final

Jugabilidad: Kirby da el salto a las tres dimensiones de la portátil de Nintendo con un juego que sigue la senda de los títulos anteriores. Plataformas a diestro y siniestro, algún que otro puzle y muchos coleccionables que recolectar a lo largo de la aventura. Jefes finales que esbozarán una sonrisa a los veteranos de la franquicia, así como numerosos guiños en un juego que trae de vuelta el género de los plataformas de antaño.

Gráficos: Kirby: Triple Deluxe es un juego soberbio en este sentido. Hace gala de una paleta de colores viva y que consigue transmitir la verdadera esencia de cada uno de los escenarios. El título se mueve estable de principio a fin, sin ningún tipo de ralentización ni cuelgue, aprovechando al máximo las características técnicas que ofrece Nintendo 3DS.

Sonido: Cuenta con un amplio repertorio de melodías, aunque la gran mayoría de ellas son clásicas en claro homenaje a los jugadores más veteranos. Por otro lado nos encontramos las nuevas canciones creadas para la ocasión, que aunque no destacan sobre el resto, cumplen perfectamente su cometido.

Duración: El modo historia de Kirby: Triple Deluxe tiene una duración aproximada de siete horas. A esto tenemos que sumar los otros dos modos de juego, uno de combates, al más puro estilo Super Smash Bros., y un juego musical, que entre ambos pueden sumar unas cuantas horas más. Además, al completar el modo principal del juego, conseguiremos dos modos extras de juego, tenemos también una ingente cantidad de llaveros por coleccionar y conseguir todas las Piedras Solares del juego tiene recompensa en forma de fases extras, por lo que es bastante completo en cuanto a contenido se refiere.

Conclusión final

Nuestra adorable bola rosa vuelve con una aventura llena de diversión, nostalgia y mucho color. Es cierto que el modo historia del juego se nos puede antojar bastante corto, aunque parte de la culpa de esto puede ser debido a que conseguiremos engancharnos a la propuesta desde el primer minuto. Lo que sí es innegable es que la dificultad del juego es bastante baja. Así, los más experimentados en las plataformas no encontrarán un verdadero reto en el título, a no ser que se decidan a conseguir todos los llaveros y Piedras Solares que existen en el juego.

Más allá de esto, Kirby: Triple Delxe merece estar en la estantería de todo poseedor de una Nintendo 3DS. Ya sea por pura nostalgia o bien por estar ansiosos de un buen plataformas, el juego consigue reclamar el puesto que se merece y Kirby consigue que ese hueco que tiene en nuestros corazones dure por muchos más años gracias a su última aventura.

———————————————————————————————————–
Juegos relacionados:

Si te ha gustado te gustará:

No te quedes solo en el juego:

  • Serie animada de televisión de Kirby

Publicaciones relacionadas

Cerrar