Ori vuelve a casa

12680

La preciosa aventura de Moon Studios que nos maravilló el año pasado presenta su versión final con algunas mejoras y añadidos que incrementan la experiencia de juego. Te contamos cómo es Ori and the Blind Forest: Definitive Edition y si merece la pena hacerse con él.

El panorama de los videojuegos independientes está floreciendo gracias a propuestas que se alejan de los cánones impuestos por las grandes producciones de la industria. Es quizá por ello que en esta faceta alternativa del ocio electrónico encontramos obras que no tendrían cabida para grandes estudios y que, sin embargo, logran llegarnos de una forma mucho más directa y emotiva que los mencionados triple A.

Es el caso, por ejemplo, de Ori and the Blind Forest, una preciosa aventura que mezcla acción y plataformas para sumergirnos en una conmovedora historia sobre un bosque casi inerte que necesita de la luz y alegría de nuestro pequeño compañero de viaje para ser restaurado. Precisamente hace un año, en 2015, disfrutamos de esta maravillosa epopeya forestal que nos proponía Moon Studios y, ahora, llega su Definitive Edition con interesantes incorporaciones que hacen de este magnífico videojuego una obra algo más completa.

Aunque comentaremos algunos de los aspectos clave del título original por si no lo conoces, te recomendamos que visites el anterior análisis para profundizar en aspectos que quizá en este segundo examen pasen más desapercibidos. En Ori and the Blind Forest debemos recorrer el bosque de Nivel tratando de restaurarlo de las criaturas que se han hecho con él. Para ello iremos adquiriendo habilidades que nos permitirán acceder a zonas a las que anteriormente no podíamos, por lo que deberemos regresar por lugares que ya hemos recorrido.

En este sentido, la Definitive Edition de Ori and the Blind Forest nos ofrece dos habilidades completamente nuevas y que nos servirán, por desgracia, únicamente para poder recorrer las dos zonas inéditas que incorpora esta versión mejorada del juego de Moon Studios. Y es que nos hubiera gustado que las nuevas características de Ori tuvieran más impacto en la aventura base, que queda intacta, aunque igual de maravillosa que siempre.

Sin embargo, cabe aconsejar no adentrarse en las nuevas zonas, Arboleda perdida y Madrigueras de Raíz Negra, sin haber adquirido al menos las tres primeras habilidades del título original, pues sin ellas nos será imposible avanzar y, lo que es peor, poder regresar a la entrada de las zonas. Como decíamos, Moon ha pensado en todo y las nuevas habilidades que aprenderá Ori nos facilitarán el avance por estas áreas. Una de ellas es carrera, que nos permite coger un impulso extra, y la otra explosión de luz, que nos deja iluminar la oscurísima zona de Madrigueras de Raíz Negra.

En estas dos zonas se nos explicará el triste pasado de Naru, la madre adoptiva de Ori. Por supuesto, el modo de narrar será a base de flashbacks y visiones y tan motivo como siempre. Por desgracia estamos ante un añadido precioso pero algo escaso, ya que nos hubiera gustado al menos un par de zonas más para ampliar esta incorporación (totalmente opcional, por cierto) a la historia. Esta versión completa también cuenta con unos puntos de teletransporte que nos dejarán revisitar zonas que ya hayamos descubierto y llegar a ellas con mayor velocidad por si queremos hacernos con los coleccionables que en su momento no pudimos recoger por que nos faltaba una habilidad esencial.

Por último, Ori and the Blind Forest: Definitive Edition cuenta con otro interesante añadido: dos nuevas dificultades extra. La primera de ellas es difícil que, como su propio nombre indica, nos complicará las cosas aún más en un juego ya de por sí complicado. Por otra parte tenemos el reto definitivo: una vida. Correcto, Ori tan solo dispondrá de una vida; si la perdemos, se acabará la partida. Más real (y retorcido) imposible, pero si ya eres un experto en este videojuego te gustará poder probar hasta dónde puedes llegar sin morir.

Ori and the Blind Forest: Definitive Edition es tan increíble como siempre pero con algunas novedades. Si son suficientes o no depende de tu criterio. Lo mejor de todo es que si ya tenía la aventura lanzada el año pasado, hacerte con esta versión mejorada tan solo te costará 5 euros, mientras que si te embarcas por primera vez en la preciosista aventura de Nivel deberás desembolsar 20 euros, un precio más que razonable para la edición completa de este auténtico juegazo.

Joel Castillo

———————————————————

Valoración final:

Gráficos: Esta versión mejorada se ve igual de increíble que la original. Los efectos de luz, el agua, las hierbas y todo el bosque de Nivel es tan precioso que no querrás abandonarlo hasta haber visitado todos sus recovecos. No obstante, no encontramos ninguna mejora en este sentido con respecto al título base.

Jugabilidad: Tan pulida como siempre y con la incorporación de dos habilidades interesantes y que, por desgracia, solo nos serán de utilidad en las dos nuevas zonas, que requieren de su uso para ser superadas. La obra de Moon Studios rinde a un enorme nivel en este apartado.

Sonido: Se trata de la sección con menos novedades. Sin embargo, la banda sonora y los sonidos de Ori and the Blind Forest son tan increíblemente maravillosos que no nos importa que siga siendo la misma música que escuchamos justo hace un año.

Duración: La aventura original puede ser completada en unas ocho horas, a lo que habría que sumar las dos nuevas zonas y la recolección de coleccionables, que a buen seguro te atrapará. Además, cabe recordar que las dos nuevas dificultades, especialmente la de una vida, nos propondrán el reto definitivo y nos sumergirán durante más tiempo en esta aventura.

Conclusión:

Ori and the Blind Forest: Definitive Edition es más de lo mismo, pero con algo más de contenido. Si no lo jugaste en su día debes hacerte con esta versión. Si por el contrario ya disfrutaste de la aventura principal tendrás que preguntarte si merece la pena desembolsar cinco euros por las escasas aunque interesante novedades que ofrece esta edición completa del galardona indie de 2015.

———————————————————

Si te ha gustado te gustará:

Rayman Legends
Rayman Origins

No te quedes solo en el juego:

Una película: La princesa Mononoke
Una canción: Tema Ori and the Blind Forest

Juan Montes

Comunicador y apasionado de los videojuegos de aventuras, rol y plataformas. Crecí junto a un marsupial y blandiendo la llave espada; ahora acompaño a cazarrecompensas, asaltatumbas y luciérnagas con la misma pasión.

Publicaciones relacionadas

Cerrar