Una aventura sobre ruedas

El estudio madrileño Moon Factory Studios fue uno de los grandes triunfadores de la pasada edición de los premios PlayStation Talents con su atractivo Rolling Bob. Ahora esta divertida aventura de plataformas en dos dimensiones ha aterrizado en PlayStation 4 y hoy te contamos qué nos ha parecido su divertida propuesta.

14119

España siempre ha sido un país de gran talento en el desarrollo de videojuegos, pero la industria no ha tenido el apoyo necesario para aumentar su producción durante mucho tiempo. Afortunadamente cada vez existen más plataformas que tienen como objetivo fomentar el desarrollo español y una de las más importantes es PlayStation Talents, programa impulsado por Sony en España.

Tras meses en funcionamiento han comenzado a llegar a PlayStation 4 algunos de los proyectos más populares e innovadores del panorama independiente nacional. En ese sentido hoy tenemos que hablaros del madrileño estudio Moon Factory Studios, que el pasado año fue reconocido con el premio al videojuego más innovador de los PlayStation Awards 2015.

Hablamos de Rolling Bob, una interesante aventura que busca revolucionar el género de los videojuegos de plataformas en dos dimensiones con mecánicas completamente nuevas. Ahora el título de Moon Factory Studios ya es una realidad y puedes conseguirlo tanto en PlayStation Store como en formato físico y hoy queremos contarte qué nos ha parecido la propuesta de este grupo de desarrolladores madrileños.

En Rolling Bob controlamos a un robot de aspecto simpático llamado Bob. En el mundo del juego, una sociedad utópica y futurista, un malvado robot ha robado el gran núcleo que sostiene la ciudad y ha secuestrado a la última generación de bots. Nuestra misión será hacer uso de nuestras increíbles habilidades y rescatar a todos los bebés robot al tiempo que desbaratamos los planes de Uvo, el antagonista de la aventura.

A lo largo del juego deberemos recorrer más de treinta niveles ambientados en tres localizaciones completamente distintas: una fundición, una cadena de montaje y un hangar militar. Pese a sus evidentes diferencias visuales, todos los niveles comparten algo: son tremendamente vistosos y de un colorido muy agradable que hará que Rolling Bob sea accesible para todo tipo de jugadores.

Pero entremos en materia jugable, donde está la verdadera fortaleza del juego de Moon Factory Studios. Y es que Rolling Bob no es un videojuego de plataformas cualquiera, sino que hace uso del giroscopio del DualShock 4 de PlayStation 4 para que pintemos caminos de energía en cualquier lugar del nivel en el que nos encontremos. En el centro de la pantalla tendremos un puntero que podremos desplazar moviendo nuestro mando.

Pulsando el botón equis comenzaremos a dibujar caminos, puentes y demás plataformas que nos ayuden a alcanzar un determinado lugar del nivel, a llegar hasta uno de los pequeños robots a los que tenemos que rescatar, sortear precipicios que nos hagan perder la vida o incluso a zigzaguear obstáculos dañinos para Bob.

Es cierto que en un primer momento se nos puede hacer algo complicado dominar al cien por cien el sistema de apuntado para crear caminos de energía, pero con el paso de los niveles acabaremos siendo unos expertos arquitectos de caminos. Si el paso del tiempo no fuera suficiente para ti siempre tendrás la opción de modificar la velocidad a la que se mueve el puntero para obtener todavía más precisión.

Pero esas no son todas las herramientas que tiene Bob a su disposición. Y es que nuestro robot protagonista se mueve por defecto a una velocidad determinada. Si pulsamos el gatillo derecho de nuestro DualShock 4 le daremos un impulso para que obtenga más velocidad y poder completar los niveles en menos tiempo. Si pulsamos el gatillo izquierdo lo detendremos de forma permanente para poder trazar un camino de energía con calma o para estudiar la situación y ver qué debemos hacer.

¿Y si te saltas alguno de los ítems que puedes recoger durante tu recorrido por las fases? No te apures, pues presionando los dos gatillos al mismo tiempo Bob se dará media vuelta y comenzará a desplazarse en la dirección opuesta. Esta mecánica también nos servirá para avanzar en partes verticales de los niveles en los que podemos acabar achicharrados contra un obstáculo mortal.

En caso de muerte, precisamente, reaparecemos en el último punto de control por el que hayamos pasado. De este modo tan solo deberemos repetir el último tramo y no todo el nivel al completo. Si nuestro Bob se queda sin energía siempre podremos retirar los puentes que hemos formado para recuperar parte de ella o volver a acumular más obteniendo ítems repartidos por todos los niveles, que además nos permitirán completarlos al cien por cien.

El marcador que nos indica el tiempo que hacemos en cada nivel es otro de los grandes puntos a favor, pues siempre tendremos la opción de repetirlo para tratar de mejorar nuestra marca y, ya de paso, poder compararla con la de nuestros amigos.

En cuanto a lo sonoro, Rolling Bob hace gala de unos textos en perfecto castellano y también de alguna que otra línea de doblaje a nuestro idioma. En ese sentido hemos de destacar la presencia de una voz de primera fila del doblaje en España. Visualmente hemos mencionado el colorido y la variedad de escenarios de los que goza el título de Moon Factory Studios, lo que nos hace sentir algo nuevo y fresco cada vez que comenzamos a rodar en un nuevo nivel.

Joel Castillo

Jugabilidad: El punto fuerte de Rolling Bob es su innovador apartado jugable, donde se desmarca de las aventuras plataformeras en dos dimensiones convencionales para ofrecer una imaginativa herramienta que saca partido del giroscopio de PlayStation 4 y que nos permite dibujar nuestra propia forma de jugar.

Gráficos: Visualmente el título de Moon Factory Studios hace gala de un vistoso, colorido y simpático diseño de escenarios y personajes. Tomaremos cariño a Bob rápidamente y sentiremos que estamos ante un desafío completamente nuevo cada vez que comencemos un nivel.

Sonido: Rolling Bob cuenta con breves secuencias narrativas en las que contaremos con un gran doblaje al castellano. A ello hay que añadir una música de lo más adecuada para cada situación y unos textos en nuestro idioma para cuando los personajes tengan algo que decirnos.

Duración: Dependiendo de nuestro grado de interés en conseguir todos los ítems de cada nivel y nuestra habilidad para superarlos, superar cada una de las más de treinta fases de las que se compone Rolling Bob nos costará entre tres y siete minutos. Sumémosle, además, su gran rejugabilidad.

Conclusión: Rolling Bob es una aventura plataformera en dos dimensiones que satisfará a los amantes del género y que atraerá a una amplia gama de públicos, pues es disfrutable tanto por los más pequeños como para aquellos que buscan una herramienta innovadora para superar los desafíos como es el giroscopio del DualShock 4. Una propuesta divertida y fresca que deberías probar si eres fan de los juegos de plataformas.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…
Drawfighters

Alchemic Jousts


Rolling Bob hace uso del giroscopio del DualShock 4 para que podamos "dibujar" caminos en los niveles.

 

Nacho Castañón

Editor y PR en Andro4all. Licenciado en Periodismo y Comunicación Integral. Formado en El Referente, Agencia Colpisa y AlfaBetaJuega, y escribiendo sobre el mundo de la tecnología, videojuegos y deporte desde 2013. Mi perfil en LinkedIn.
Cerrar