El regreso de los hermanos Bomberman

Más de 30 años han pasado desde que Bomberman apareció por primera vez. Sus inicios fueron grandiosos, pero ya entrada la década del 2000 el peso del personaje creado por Hudson Soft, que ahora es propiedad de Konami, empezó a decaer hasta casi no saber nada de él. Super Bomberman R supone el esperado regreso por lo alto de una serie mítica con la que muchos comenzaron sus andanzas por el mundo de los videojuegos. Te contamos todo lo que ofrece el título exclusivo de Switch.

En 1983 salió a la venta el primer título de Bomberman y desde entonces el personaje que le da nombre a la serie ha pasado por casi tantas consolas como han existido. Plataformas de Nintendo, Sega, Sony o Microsoft han recibido diversos de sus títulos, unos mejores que otros, e incluso hemos podido ver a Bomberman en dispositivos móviles. Ha sido tal la repercusión de la serie en su historia que incluso ha protagonizado mangas y series de animación.

Fue toda una sorpresa conocer que Bomberman iba a regresar en 2017, pero más aún saber que iba a tratarse de uno de los juegos de lanzamiento de Nintendo Switch. El juego se sujeta gracias a los pilares que lo han caracterizado desde sus inicios, pero además le han incorporado nuevas opciones gracias a las características de la nueva consola, así como un modo online con el que poder disfrutar de encuentros multijugador.

Por si hay alguien que no conozca Bomberman, debe saber que se trata de un juego muy adictivo a la par que sencillo. Todo lo que hay que hacer es colocar bombas para romper bloques y también acabar con los enemigos que hay en la pantalla. Toda la acción se desarrolla en entornos cerrados dentro de los cuales además podemos conseguir poderes o mejoras. Estas mecánicas se llevan utilizando desde el inicio de la serie en 1983 y esta vez no iba a ser menos, aunque evidentemente hay novedades.

En esta ocasión se presenta un modo historia en el que como era de esperar hay un archienemigo que planea acabar con todo a su paso y para ello cuenta con la ayuda de los Cinco Viles Bomber que nos pondrán las cosas difíciles a la hora de evitar que los planes de nuestro enemigo se cumplan. Aquí es donde entran los hermanos Bomberman, quienes deben perseguir a los malos de turno y acabar con sus planes. La historia no tiene gran profundidad, pero se presentan escenas de vídeo que presentan un aspecto bastante llamativo y además derrochan grandes dosis de humor. En cualquier caso todo el peso y la importancia recae sobre el gameplay, la historia es un mero acompañamiento de la acción.

A lo largo de más de 50 niveles divididos en diferentes mundos nos encontramos con fases de un carácter clásico y también con enfrentamientos contra jefes. Cada mundo tiene una serie de niveles que tenemos que superar, ya sea derrotando a todos los enemigos que hay en la pantalla, activando ciertos botones u otros cometidos similares. En cualquier caso nos tenemos que pasar el mundo completo sin perder todas las vidas disponibles, ya que de lo contrario lo tendremos que empezar de nuevo. Existen tres niveles de dificultad, cada uno adaptado a la habilidad de cada jugador, para que así sea una experiencia placentera para todos.

Al igual que en los títulos clásicos en los diferentes niveles podemos conseguir mejoras o power-ups, los mismos que ya son conocidos por todos los que han jugado previamente a algún otro Bomberman. Poder colocar más bombas, aumentar la velocidad de nuestro desplazamiento, sumar más radio a la explosión o incluso poder lanzar o empujar las bombas son algunas de las posibilidades.

Según completamos pantallas desbloqueamos monedas, las cuales poder utilizar para conseguir más vidas y poder seguir adelante en el caso de haber perdido las continuaciones disponibles. Estas monedas también sirven para poder comprar diversos elementos como por ejemplo gorros, decoraciones para los hermanos Bomberman, personajes o escenarios para el modo combate del que vamos a hablar después.

Al avanzar por los niveles los entornos y los enemigos van cambiando, haciendo que la aventura no se haga tan monótona como en un principio podría parecer. Al final de cada mundo nos topamos con enfrentamientos con cada uno de los cinco Viles Bomber, por lo que estos niveles en cuestión son tratados como batallas contra jefes y tienen diferentes mecánicas. Estos enemigos son en su mayoría bastante grandes por lo que tenemos que combatir durante contra ellos utilizando nuestro arsenal de bombas, mientras esquivamos sus movimientos y habilidades.

Es muy interesante que se haya presentado el modo historia, pero aún más que se pueda disfrutar en modo cooperativo para dos jugadores. Colocar la consola en modo Tabletop y que cada jugador tome un Joy-Con o hacer lo mismo jugando en la televisión es un placer. También se presenta el modo Batalla, aunque en esta ocasión por alguna extraña razón que desconocemos no se permite jugar a dos jugadores y en su lugar sólo se pueden crear partidas de 4 y 8 jugadores. Este tipo de partidas se pueden llevar a cabo en una propia consola o en modo local utilizando varias Switch para ello.

Dada la negativa de poder participar dos únicos jugadores en el modo batalla, la opción más interesante del mismo es la posibilidad de disputar batallas en línea. En esta modalidad se pueden disputar batallas de Liga en las que sumar puntos y mejorar nuestra posición en un ranking o si preferimos algo más desenfadado directamente podemos jugar batallas libres. A la hora de crear las salas para el juego no competitivo, podemos seleccionar y personalizar cualquier parámetro: tiempo, número de sets, posiciones en las que empieza cada jugador, habilidades especiales, así como escenarios, entre otros.

La única pega que se le puede poner a la hora de hablar del propio gameplay es que el control a la hora de mover a nuestro personaje no es del todo preciso. Los Bomberman no avanzan casilla a casilla, por lo que en ocasiones queremos tomar una curva y en su lugar nos chocamos contra algún muro, de forma que en ocasiones hemos perdido más de una vida por esta razón. Por lo demás las mecánicas son muy sencillas y cualquier persona puede comenzar a jugar y disfrutar desde el primer minuto.

Respecto al apartado gráfico nos encontramos con entornos 3D pero siempre guardando la estética tradicional de la serie, aunque algo que nos ha gustado es ver que cada mundo del modo historia tiene un aspecto diferente. Tanto en formato portátil como en la televisión el juego rinde bastante bien, a excepción de algunos tirones en la disciplina online. Las escenas de vídeo de la historia son bastante llamativas y su dibujo y animación está bastante cuidado. En cuanto al sonido no hay mucho que destacar más allá del ritmo de las melodías que incluyen temas retocados y otros totalmente nuevos.

Alberto Hernanz

Jugabilidad: Los estándares de las mecánicas de juego que la serie ha presentado a lo largo de los años continúan estando presentes. Jugar en la televisión y en modo Tabletop es interesante a partes iguales.

Gráficos: Estética clásica adapta a entornos 3D que no suponen ninguna innovación a niveles técnicos. Sin lugar a dudas lo más destacable son las diferencias entre los diferentes mundos del modo historia y las escenas de vídeo de la misma.

Sonido: Remix de temas conocidos y otros que son totalmente nuevos. En cualquier caso toda la selección musical transfiere un muy buen rollo con temas llamativos y bastante animados. Los efectos sonoros de las explosiones o las muertes de los enemigos siguen las características ya vistas en anteriores juegos.

Duración: La inclusión del modo historia, que ofrece la posibilidad de disfrutar de ella en cooperativo, es una gran noticia, ya que en ella se ofrecen más de 50 niveles incluyendo los enfrentamientos contra jefes. Además de ello no falta el modo batalla en el que jugar contra amigos u otros usuarios de Internet.

Conclusión: No es el mejor Bomberman al que hemos jugado, ni tampoco el mejor juego de Switch, pero sí que es una buena oportunidad de retomar las andanzas de los hermanos Bomberman después de tanto tiempo sin un título a la altura. Recomendado para todo aquel que haya disfrutado de la serie tiempo atrás.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…

Otras propuestas para el multijugador:

1-2 Switch

Just Dance 2017

 

El modo historia se puede disfrutar en cooperativo

Juan Montes

Comunicador y apasionado de los videojuegos de aventuras, rol y plataformas. Crecí junto a un marsupial y blandiendo la llave espada; ahora acompaño a cazarrecompensas, asaltatumbas y luciérnagas con la misma pasión.
Cerrar