Discronías temporales con estilo retro

 
Si eres amante de los videojuegos que triunfaron en la década de los ochenta, Super Time Force Ultra es una de las apuestas más interesantes que puedas encontrar en la actualidad, relacionada con el género. Una nave, un grupo controvertido, la posibilidad de viajar en el tiempo a nuestro antojo y una misión: salvar el mundo de la amenaza del temible Dr. Infinity. Esa es la propuesta en la que nos introducen los chicos del estudio independiente Capybara Games para demostrarnos que los viejos rockeros nunca mueren y que el estilo retro sigue muy vivo en las consolas de nueva generación.
 
Lo primero que cabe destacar de este título es su estilo desenfadado y sus notas discordantes de humor. Desde Capybara Games han realizado un gran trabajo a la hora de elaborar un videojuegos que, más allá de producir una enorme gratificación en lo jugable, consigue atrapar al jugador a través de la risa fácil. Si pensabas que esta era una aventura de proporciones épicas, tal vez te encuentres con alguna que otra sorpresa. Es cierto que los miembros de la Super Time Force son parte de una élite difícilmente igualable, pero sus misiones restan cierta seriedad a la acción, y eso es uno de los grandes puntos fuertes del título. ¿Quieres rescatar a los dinosaurios de su temible destino y conseguir que puedan jugar al baloncesto en nuestra era? ¿Salvar la Atlántida de su irremediable inmersión en el mar? ¿Recuperar el Santo Grial? Pues en Super Time Force Ultra todo ello, y mucho más, es posible.
 
Pero, no debemos caer en el error de pensar que el tono dicharachero del juego nos impedirá disfrutar de una jugabilidad al alcance de muy pocos títulos y que, en sus niveles de dificultad más altos, puede resultar una auténtica tortura. Más allá de la tremenda acción de la que hace alarde el periplo espacio-temporal de nuestros queridos amigos, Super Time Force Ultra también incluye un componente táctica realmente interesante y que hay que tener en cuenta a la hora de afrontar los numerosos niveles de los que dispone. Esto se produce mediante el rebobinado de la acción, denominado Time Out; nuestros miembros del equipo no disponen de ninguna barra de salud o atributo, por lo que en cuanto uno de los proyectiles enemigos nos alcance, caeremos en combate. No obstante, la posibilidad de rebobinar la acción nos ofrece infinitas posibilidades para superar los niveles. ¿Cómo? De un modo realmente sencillo: los personajes que perdemos en el camino siguen su curso a pesar de haber caído, por lo que el trayecto que realizamos con ello sigue permanente en modo de espectro. Esta es una fórmula fantástica, ya que nos permite crear una vorágine de disparos y explosiones que inundan la pantalla.
 
 
Obviamente, no todo puede ser tan fácil, y los rebobinados que citamos tienen un número determinado de usos, que se reducen a medida que el nivel de dificultad es mayor. Es decir, que si nos enfrentamos al máximo nivel de dificultad, tenemos que ser especialmente cuidadosos con los Time Outs que gastamos a lo largo del nivel o podemos pasarlo realmente mal, especialmente con los jefes finales, que requieren de toda nuestra habilidad y estrategia para ser derrotados. Para estos niveles concretos, en los que la dificultad es tan alta, los chicos de Capybara Games también han pensado en el beneficio del jugador para afrontar los momentos más exigentes. Si conseguimos rescatar a uno de nuestros compañeros caídos en el momento oportuno adquirimos sus habilidades y, lo que es más, nos ofrece un punto de salud extra, por lo que podemos superar, al menos, un ataque de los rivales.
 
Por supuesto, este efecto es acumulativo, permitiéndonos rescatar a cuantos miembros podamos y aumentar nuestra letalidad en combate. Por ello resulta asombrosa la capacidad que tiene el título de divertirnos a medida que avanzamos por los diferentes mapas, ya que cada miembros de la Super Time Force dispone de habilidades muy diferentes y especiales que, combinadas, pueden suponer un absoluto megafulgor en la pantalla, al más puro estilo Final Fantasy. Entre los componentes de la patrulla espacio-temporal también podemos encontrar alguna que otra sorpresa, como sir Galahad, de The Order 1886, el protagonista de Journey o, incluso, al mismísimo presidente de Sony, Shuhei Yoshida.
 
El otro gran añadido en materia jugable lo encontramos en el contador de tiempo con el que disponemos para superar cada misión. Inicialmente se sitúa en los sesenta segundos, pero si nos distraemos en exceso, podemos ver cómo la secuencia se reduce de manera contundente y nos deja un margen de maniobra muy escaso. Por ello, es esencial hacer uso de los Time Outs correctamente y avanzar sin descanso, disparando a todo aquello que se nos cruce en el camino. Aun así, a lo largo de los niveles, podemos encontrar fichas que, al recogerlas, otorgan diez segundos más al reloj, permitiendo que nos tomemos un respiro, por si queremos observar el paisaje o salvar el pescuezo. Y, por si fuera poco, también podemos disparar a ciertas grietas temporales para ralentizar la acción, permitiéndonos ser más certeros en nuestros disparos.
 
 
Y si, además, eres un maníaco de los coleccionables, Super Time Force Ultra incluye diferentes elementos que debemos rescatar en los diferentes niveles, como los glorbs, orbes que tienen la función de “entorpecer” nuestro trepidante avance para conseguir reunirlas todas. Puede resultar una tarea de lo más sencilla, pero lo cierto es que pueden llegar a encontrarse en los lugares más insospechados, e incluso ser disparados por alguno de nuestro rivales, lo que nos obligará a seguir su trayectoria hasta cazarlos. 
 
Aunque, sin lugar a dudas, el principal atractivo de este título es, por encima de todas las cosas, su estética. Jugar a un videojuego retro a estas alturas  de la industria es todo un gozo que los más veteranos quieren experimentar y la obra de Capybara Games está a la altura de lo que promete. El estilo característico de 8 bits y la acción en 2D nos sumerge en una aventura sacada de los años 80 y posicionada en nuestro momento para devolvernos una de las sensaciones más nostálgicas y gratificantes que hayamos podido experimentar en los últimos  años.  Y todo ello, sin mencionar su banda sonora, que consigue atrapar al jugador con sus melodías cargadas de tintes ochenteros y que son imposibles de no tararear a lo largo de nuestra aventura.
 
Elena Fernández “Elfvera”
————————————————————————————
 
Jugabilidad: La acción desmedida y explosiva es la piedra angular de Super Time Force Ultra. Si te gustan los títulos en dos dimensiones con un avance desproporcionado en la pantalla a través de un fuego cruzado permanente, la aventura de Capybara Games conseguirá atraparte al instante. Además, las posibilidades estratégicas que ofrece son tan variadas y atractivas, que podemos decidir derrota a nuestros rivales del modo que nos resulte más apetecible. No te faltará diversión mientras visitas las diferentes eras de las que dispone la propuesta.
 
Gráficos: El estilo retro consigue ahondar en los corazones de los jugadores más veteranos, e incluso agradar a los más jóvenes. La aventura en 8 bits resulta potencialmente atractiva, permitiéndonos visitar uno de los aspectos más demandados de los videojuegos y esgrimiendo las grandes dotes de la industria en la década de los 80. En cuanto a los escenarios, la recreación de las diferentes eras que visitamos (Futuro, Edad Media, Prehistoria…), están retratados con una visión general de lo que todos entendemos, por lo que resulta ambicioso y familiar.
 
Duración: La duración de Super Time Force Ultra puede variar dependiendo de lo que decidamos entretenernos en el camino, por ejemplo, al recoger los ítems. Otra de las grandes influencias puede ser el nivel de dificultad que escojamos, pero en una media, el título no alcanza más de las 8 horas de duración, pudiendo ser uno de los aspectos en los que más adolece la propuesta.
 
Sonido: La banda sonora de la  que hace alarde Super Time Force Ultra también consigue trasmitir a la perfección lo que todos sentimos al jugar un título de estética retro. Sus melodías enlatadas encajan a la perfección con el desarrollo de la acción en las diferentes épocas que visitamos y, en lugar de ser una auténtica tortura para nuestro sistema auditivo, provoca una constante repetición en la cabeza que nos obliga a tararear dichas sintonías.
 
Conclusión: Super Time Force Ultra es un videojuego que puede ser disfrutado por todo aquel que desee un rato agradable y divertido mientras trata de vencer la amenaza de un ejército de robots (nanobots, para ser exactos), que amenaza la Tierra a través de diferentes épocas de nuestra historia. Con ello, nos permite disfrutar de un grupo de combatientes realmente controvertido y que disponen del poder de la acción a través de la brecha espacio-temporal para disfrutar de una de las propuestas de estilo retro más atractivas de la época moderna. ¡A salvar el mundo, camaradas!
 
————————————————————————————
 
Si te gusta Super Time Force Ultra, te gustara:
 
 
No te quedes solo en el juego:
 
  • Una película: Regreso al Futuro
  • Una canción: Super Time Force Ultra Main Theme

Juan Montes

Comunicador y apasionado de los videojuegos de aventuras, rol y plataformas. Crecí junto a un marsupial y blandiendo la llave espada; ahora acompaño a cazarrecompensas, asaltatumbas y luciérnagas con la misma pasión.
Cerrar