El shooter del futuro

5966

Después de sorprendernos a todos con títulos como Bayonetta o Mad World, Platinum Games vuelven a la carga con otro trepidante shooter. Un título intenso y explosivo que confirma una vez más el talento del estudio japonés.

En un futuro más bien cercano, un poder radical se ha hecho con el gobierno de Rusia y, como suele ser habitual, estos la han tomado con Estados Unidos. Su primera acción criminal ha sido tomar una estación espacial americana y, desde ella, volar del mapa San Francisco. ¿Lo siguiente? Hacer lo mismo con la ciudad de Nueva York…

Acción supersónica

En Vanquish tomamos el papel de Sam Gideon, un especialista militar que tiene que viajar hasta la estación espacial Providence para intentar terminar con la amenaza terrorista rusa. Para ello, Gideon cuenta con el arma más avanzada del mundo, un traje cibernético diseñado para ocasiones extremas como esta.

En cualquier caso, y al margen del vídeo inicial con San Francisco volando por los aires, el argumento no es lo más importante de Vanquish, hasta el punto de que ni siquiera sus desarrolladores se han molestado en profundizar demasiado en él. Aquí lo que importa es la acción con mayúsculas. Y de eso el juego va sobrado. Para que te hagas una idea, Vanquish podría definirse como un juego de disparos en tercera persona a toda velocidad. Y esto es posible gracias al uso que se ha hecho del tiempo, de las físicas y, sobre todo, del traje de Gideon, que nos permite lanzarnos de rodillas y deslizarnos mientras eliminamos enemigos.

A esta propuesta individual -que es la única que ofrece el título-, hay que sumarle un buen elenco de armas (de las cuales podemos llevar tres en cada momento), que a su vez pueden ir mejorándose con diversos accesorios.

Por otro lado, hay que tener en cuenta también la ambientación futurista con la que cuenta el lanzamiento, así como el diseño de los personajes y sus animaciones. Pero si algo llama la atención a nivel técnico son la cantidad de efectos especiales que salpican los constantes tiroteos, lo que da al juego un aspecto realista a pesar de su naturaleza de ciencia ficción.

Además, aunque SEGA no ha promocionado a Vanquish tanto como otros pesos pesados aparecidos en 2010, sí hay que destacar que el juego llega doblado y subtitulado a nuestro idioma.

En cuanto a la duración, aquí encontramos el verdadero y casi único defecto importante del título. Y es que el juego ronda las cinco o seis horas, nada más. Tal vez un tiempo total demasiado escaso incluso comparándolo con la mayoría de limitados shooters actuales.

Publicaciones relacionadas

Cerrar