Análisis de Yakuza 6: The Song of Life – Un adiós perfecto

Todo lo que comienza tiene que acabar, incluso la historia de un tipo tan duro como Kazuma Kiryu. El miembro del clan Tojo nos ha acompañado desde el primer título de la saga Yakuza y ahora, en su última entrega nos dice adiós después de tanto vivido. Y lo hace de la manera perfecta, en un juego que nos enseña lo que significa la vida y hacerse mayor en un mundo que nunca deja de cambiar. De hecho es muy esclarecedor cómo comienza Yakuza 6: The Song of Life, en donde vemos a este personaje con una nueva responsabilidad: el cuidado de un bebé.

Después de esta breve introducción, daremos un salto en el tiempo para saber cómo Kiryu ha acabado de esta manera. Para ello Yakuza 6: The Song of Life nos trasladara justo al momento en el que acababa su predecesor cronológico, es decir, un protagonista malherido y trasladado al hospital. Lugar en donde seremos arrestados y enviados a prisión. Mientras tanto, nuestra protegida Haruka se hará cargo de nuestro orfanato y de los huérfanos que en él moran.

Sin embargo, la ausencia de Kiryu en las calles es aprovechada para atacar al clan Tojo. Y no solo eso, al salir de prisión nos enteraremos de que Karuka ha desaparecido y de que fue víctima de un accidente que la dejó en coma, sin posibilidad de hacerse cargo de un bebé cuyo padre ha desaparecido. En este punto Yakuza 6: The Song of Life nos encarga nuestra última misión con este protagonista: defender a nuestra familia y cuidar de este pequeño. Todo ello con un personaje que ha madurado y mucho más profundo.

Muchos son ya los años que llevamos junto a Kazuma Kiryu. Si bien no llega a la altura de otros iconos de PlayStation, lo cierto es que el miembro de clan Tojo se ha ganado un lugar en los corazones de muchos al demostrar que incluso dentro de una organización mafiosa hay lugar para la compasión y la bondad. Ahora, en Yakuza 6: The Song of Life nos toca decirle adiós en una última misión tan tierna como dura. Como ya se ha explicado, en esta ocasión nos toca asumir la defensa de nuestra familia al mismo tiempo que cuidamos de un bebé. Una situación tan curiosa como tierna para un personaje así de violento.

En esta ocasión la acción se traslada a Hiroshima, lugar en donde comenzará nuestra investigación sobre lo sucedido en el accidente que dejó en coma a Haruka y en donde comenzará, una vez más, la defensa de nuestra familia. Pero algo ha cambiado, Kiryu ya no es aquel joven ambicioso que pretendía avanzar dentro del seno de su clan. Ahora es alguien más maduro, con toda una leyenda detrás y envejecido a los ojos de mucho. Y este es el primer punto que deja claro Yakuza 6. La narrativa de esta entrega es mucho más melancólica que en otras ocasiones y eso se deja claro tanto en la actitud de este personaje como en la del resto.

Los diálogos son mucho más profundos y en ocasiones, al hablar con otros personajes ellos mismos nos dejarán claro que somos poco más que un fósil del pasado. A nivel de guion Yakuza 6 es una obra maestra que nos muestra una gran historia que no solo tendremos que vivir, sino que además habrá que jugar. En cuanto al sistema elegido, es el mismo que en las anteriores entregas, acción a raudales e intensas peleas en donde tendremos que hacer frente a un gran grupo de enemigos. Se repite esta visión de hack and slash en donde los combos serán imprescindibles.

Los controles de Yakuza 6 son los siguientes: golpe básico y más rápido, golpe más lento y fuerte, agarre del contrario y esquivar. Aprender a combinar todos estos movimientos es la clave para conseguir el éxito en las peleas, en especial cuando nos enfrentemos a los jefes de los distintos niveles ya que los enemigos comunes no supondrán un gran reto. Al mismo tiempo, también podremos emplear tanto armas como elementos del escenario para golpear a nuestros rivales y hacer un daño mayor que con nuestros puños. A medida que consigamos asestar más puñetazos, iremos aumentando la barra de energía que nos permitirá entrar en el modo boost con el que seremos prácticamente imparables.

Pero no todo es pelear en Yakuza 6. Como bien nos tiene acostumbrados esta saga hay muchas otras cosas por hacer en este mundo, tanto misiones secundarias como minijuegos. De esta forma, podremos abandonar la historia principal para centrarnos en otros quehaceres como por ejemplo instalarnos una aplicación en nuestro smartphone demasiado desarrollada y que hará todo lo posible para proteger su existencia o hacer realidad los deseos de una pequeña aficionada de Haruka. También será posible abandonar todo encargo y dedicarnos enteramente al ocio de múltiples maneras.

Yakuza 6 nos invita a olvidarnos de la historia principal o de las misiones secundarias con sus minijuegos. Ya sea en una partida de dardos o en una sala recreativa donde podremos jugar a clásicos de SEGA como Puyo Puyo. ¿No te resulta agradable eso de disfrutar de un videojuego dentro de un videojuego? Pásate por un karaoke para darlo todo frente al micrófono o golpea con tu bate de béisbol las pelotas que te serán lanzadas en una de estas salas. Incluso podrás participar en una sala virtual de webs cams donde tendremos que flirtear con la emisora. Un sin fin de actividades en las que perfectamente se nos puede ir el tiempo y el dinero del personaje.

Destaca en este punto el editor de clanes. Yakuza 6 nos permite crear nuestra propia pandilla en la que Kiryu estará al frente y en la que iremos reclutando personal hasta conseguir un escuadrón para enfrentarnos a otros grupos en intensas peleas. Nosotros iremos gestionando toda la jerarquía y nombraremos a los lugartenientes que nos acompañarán en estas misiones. Llegado el caso, podremos lanzarnos al campo de batalla para pelear con otros clanes y comprobar quién es el más fuerte. A medida que avancemos en el juego podremos alistar a nuevos efectivos tras enfrentarnos a ellos, éstos irán subiendo de nivel a medida que tengan éxito en sus pugnas callejeras.

También hay que hacer mención a la presencia del smartphone del protagonista. Éste será una de las herramientas más útiles a lo largo del juego y en él recibiremos información útil que nos ayudará en nuestra investigación sobre el accidente de Haruka, así como datos sobre nuestras misiones y cuál será el siguiente paso dentro de ellas, tanto en las principales como en las secundarias. Al mismo tiempo será el espacio en donde podremos desarrollar las habilidades de Kiryu aprovechando los puntos que iremos consiguiendo a través de nuestros éxitos.

Como curiosidad, el smartphone también nos permitirá hacernos un selfie con varias opciones que abarcan desde el cambio de gestos de Kiryu hasta la aplicación de filtros. Toda una oportunidad de conseguir recuerdos de nuestro paso por esta singular historia y que no deja de ser una muestra más de cómo los tiempos han cambiado. ¿Te imaginabas que este personaje se podía convertir en un foodie? Quizás él tampoco, pero ahora puedes recordar aquel plato de tallarines gracias a esta instantánea.

Entrando en detalles técnicos, el nivel gráfico alcanzado por Yakuz 6 es espectacular. Queda claro que SEGA ha mejorado bastante desde aquella primera entrega y lo demuestra con los personajes mejor definidos hasta la fecha y con los escenarios más realistas nunca vistos. Estamos ante una de las mejores reproducciones de la vida japonesa, desde sus calles hasta sus tiendas. En definitiva, un excelente trabajo en el que a pesar de algunos errores, como por ejemplo un motor de colisión algo débil, encantará a muchos.

En cuanto a su sonido, Yakuza 6 mantiene las voces en japonés de sus protagonistas. Todo un acierto si tenemos en cuenta en dónde se desarrolla la acción y los marcados caracteres asiáticos de sus protagonistas. Algo que se ve recompensado por este doblaje que se suma a la increíble reproducción de sus escenarios. Los tonos, las expresiones y los diálogos nos sumergen de lleno en esta espectacular trama. Por supuesto, la banda sonora del juego no se queda atrás y en ella escucharemos desde las melodías más melancólicas para los momentos más tiernos hasta los temas más duros durante las peleas.

Yakuza 6 llegará a las tiendas el próximo 17 de abril, dando la oportunidad de acompañar a Kiryu en su última aventura. Una despedida por todo lo alto que no dejará indiferente a nadie y que es quizás la historia más emotiva en toda la saga. Un cierre más que perfecto y que nos deja la pregunta, ¿quién tomará el relevo de este protagonista?

Damián Montero

JUGABILIDAD. SEGA mantiene la sencillez de anteriores entregas, un juego en donde básicamente hay que machacar botones y realizar botones combinando las distintas acciones del personaje. Al mismo tiempo hay un sinfín de cosas por hacer, desde las partidas de dardos hasta los karaokes y por supuesto, la posibilidad de jugar a otros clásicos de la compañía.

GRÁFICOS. Sencillamente espectaculares, estamos ante el título más completo de la saga en este sentido y aunque con fallos, como el anteriormente mencionado motor de colisión, el nivel de detalle y realismo alcanzado es impresionante. Un apartado muy mimado que nos muestra uno de los escenarios mejor recreados de esta franquicia.

SONIDO. Las voces en japonés consiguen sumergirnos todavía más en la trama. Al igual que la alta calidad de los gráficos, gracias a este aspecto los jugadores se sentirán paseando por las calles niponas. Por otro lado, el apartado musical es bastante bueno y tiene una melodía para cada situación y en ocasiones simplemente nos dejará con un sonido ambiente para recrearnos con los sonidos de las calles bulliciosas del país asiático.

DURACIÓN. La historia principal no debe llevarnos más de 25 horas. Tiempo que se puede ampliar hasta límites insospechados si nos embaucamos por la gran cantidad de minijuegos y misiones secundarias que amplían este tiempo hasta las 50 horas. De hecho, es curioso cómo podemos aprovechar las partidas a Yakuza 6 para simplemente acudir a la sala de recreativas y engancharnos a uno de los clásicos de SEGA.

HISTORIA. Como se dijo antes, la historia es digna de cualquier película mafiosa. El guion de Yakuza 6 es tan espectacular que en ocasiones puede convertirse en un lastre. Las cinemáticas pueden hacerse un poco pesadas si tenemos en cuenta la acción a la que nos tiene acostumbrados esta saga. Pasar de combatir contra un grupo de violentos camorristas callejeros a ver un pausado diálogo de Kiryu con un líder del clan rival es un contraste demasiado fuerte. No obstante, hay que decir que el equipo de guionistas de SEGA se ha esmerado mucho en este aspecto.

CONCLUSIÓN. Yakuza 6 es la despedida perfecta. Quizás Kiryu se nos va, pero lo hace con el listón por todo lo alto. SEGA ha sabido poner la guinda perfecta sobre el pastel de esta franquicia y eso se ha notado en el mimo con el que la compañía ha tratado a esta última entrega. Si eres fan de esta franquicia no te puedes perder este adiós a uno de los personajes que poco a poco se ha convertido en un icono muy recordado por los jugadores de PlayStation. No se sabe cómo va a ser el futuro de la saga, pero el presente es bastante bueno con este título.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…
Saga Yakuza
 
 
La cantidad de minijuegos puede absorvernos tanto como la historia principal.
 

Publicaciones relacionadas

Cerrar