Armada y peligrosa

6539

Ubisoft apuesta por una nueva entrega de bolsillo de Assassin´s Creed, y con Liberation encontramos uno de los juegos más potentes nunca vistos antes en una portátil. Hemos estado en las oficinas de la compañía gala para manejar a Aveline, la fémina protagonista de esta entrega, que está llamada a protagonizar un título imprescindible de PS Vita.

Poco importan las características de una consola, si a esta no la acompaña un buen catálogo de juegos. Sin embargo PS Vita no flaquea en eso y tras ver este título vuelve a quedar demostrado. Ya hemos tenido la oportunidad de jugar a uno de los juegos más impresionantes vistos nunca en una portátil, y que demuestra las increíbles posibilidades que puede tener esta consola. Estamos hablando, por supuesto, de Assassin´s Creed III: Liberation.

La primera pregunta que hay que aclarar es la típica: ¿Es Assassin’s Creed: Liberation una versión portátil del Assassin’s Creed que verán PS3 y Xbox 360? Rotundamente no. Que quede claro desde el primer momento que se trata de una historia totalmente nueva, independiente, con personajes y escenarios diferentes, pero que comparte momento histórico con su hermano mayor: la Guerra de Independencia Americana.

Nos encontraremos en Nueva Orleans, en el año 1768, o lo que es lo mismo, unos cinco años antes y a varios cientos de kilómetros de donde sucede la historia de Asassin´s Creed III, y nos adentraremos en plena Guerra de la Independencia Americana, más concretamente en la rebelión de Louisiana, una zona que está siendo invadida por nuestros antepasados españoles, y que la asesina que protagoniza esta entrega, Aveline, tendrá que proteger.

Y esa es otra de las diferencias de Liberation: no estará protagonizado por Connor, sino por la primera mujer que manejamos en la saga, Aveline de Grandpré, una asesina de ascendencia franco-africana, que se jugará la vida por proteger Nueva Orleans de los españoles.

Pero Aveline no es una mujer cualquiera: es toda una asesina, y como todos los protagonistas de los demás juegos de la saga, podrá escalar por los edificios de una enorme Nueva Orleans, esconderse, saltar, y utilizar el sigilo para acabar con sus enemigos. Para aquellos que no hayan jugado antes a esta saga, se trata de un juego en el que los saltos y el “free running” cobran una grandísima importancia, pero que no se preocupen quienes nunca hayan realizado estos movimientos: el control resulta bastante intuitivo y responde perfectamente, nunca dejándonos tirados a mitad de una escalada.

Tampoco faltarán entre la variedad de movimientos los característicos saltos de fe de la saga, que lucen aún más espectaculares, si cabe,  en una portátil.

Además, nuestra protagonista es toda una experta en armas: aparte de pistolas, machetes, cuchillos o granadas, Aveline cuenta con su arma más característica: una cerbatana realmente útil para acabar desde lejos con los soldados del ejército español. Vamos, que lo de la fragilidad femenina no va con ella.

Pero sin embargo, sí podremos aprovecharnos de los encantos de Aveline para conseguir nuestros objetivos: la belleza de Aveline le permitirá seducir a hombres para conseguir favores o información, facilitar sobornos, e incluso engañar a nuestras víctimas coqueteando con ellas… y que sea lo último que haga. El hecho de ser la primera mujer de la saga abre un mundo de posibilidades a la jugabilidad, permitiendo estas novedades, que de ser realizadas por sus homólogos masculinos hubiera sido algo más… violento.

 

 

En cuanto a los escenarios, tendremos que visitar la enorme Nueva Orleans de finales del siglo XVIII, llena de tejados por los que explorar a ritmo del característico “free running” de la saga. La recreación de los paisajes es una de las características más impresionantes del juego, sin ningún tipo de dudas.

Si bien juegos como Bloodlines nos habían parecido gráficamente fantásticos, llevando al extremo la potencia de PSP, la nueva portátil de Sony demuestra que su capacidad gráfica tiene poco que envidiar a una consola de sobremesa, pues los personajes, texturas y animaciones son seguramente las mejores nunca vistas en una portátil, demostrando que PS Vita puede todavía ser muy explotada, y está todavía lejos de su mejor momento.

Además, el juego aprovecha la pantalla táctil que incluye la consola para, con ella, poder acceder al inventario o al mapa, además de ser usados durante el propio juego, por ejemplo durante las intensas carreras de caballos que encontraremos.

Otro de los reclamos será su multijugador: incluye un completo modo exclusivamente pensado para PS Vita, y que alarga aún más la vida de un título que no es corto de por sí, ya que llevar a cabo la historia principal y todas las misiones secundarias nos llevará no menos de quince horas.

Primera impresión: En definitiva, la mejor presentación que se puede hacer de ACIII: Liberation es tan escueta como determinante: se trata de una de las mayores obras maestras nunca vistas en una portátil. Además, para los fans de la saga, supondrá poder jugar este año a dos historias completamente nuevas, cada una con sus características que lo hacen único: ACIII y ACIII: Liberation.

——————————————————————————————————————————————————

– Juegos relacionados

Assassin’s Creed, la saga

– No te quedes solo en el juego

Película: Bailando con Lobos de Kevin Costner

Comic: Assassin’s Creed Renaissance de Oliver Bowden

Canción: All fair in love and war, de Lillian Axe

Miguel Ángel Luque, Colaborador de AlfaBetaJuega.

Publicaciones relacionadas

Cerrar