Avance de Jurassic World Evolution – Evolución jurásica

Cuando vimos por primera vez Jurassic Park todos deseamos que algún  John Hammond en alguna parte del mundo decidiera invertir en un proyecto similar para poder visitar un parque de atracciones habitado por dinosaurios. Un zoológico en el que en lugar de leones y otras fieras, pudiéramos ver T-Rex y velociraptores. En 2018 tendremos la oportunidad de acercarnos un poco más a esta idea de la mano de Jurassic World: Evolution. Un videojuego que nos permitirá ser el gestor de nuestro propio centro poblado por estos reptiles gigantescos.

Un juego en el que tendremos que asumir tres papeles: el de científico, el de jefe de seguridad del parque y el de experto en entretenimiento. Frente a nosotros no solo tendremos un zoológico muy especial, también tendremos una IA que constantemente nos pondrá en problemas. Al fin y al cabo, estamos hablando de dinosaurios, seres que solo entienden de un mundo sin barreras en donde ellos serán los reyes. ¿Serás capaz de demostrar que ahora mandas tú y asegurar a tus visitantes diversión sin peligros?

Frontier nos trae de vuelta a los dinosaurios. No, tranquilo, no vas a ver paseando frente a tu casa a un T-Rex que te mirará como si fueras un sándwich. El estudio británico prepara para 2018 Jurassic World: Evolution, un videojuego que nos sumergirá de nuevo en este mundo en donde la ciencia ha devuelto a la vida a estas criaturas que solo conocemos por fósiles. Todo ello para poder organizar un parque de atracciones en donde los espectadores ven criaturas de grandes dimensiones. Pero en esta ocasión no será John Hammond el responsable de esta misión, seremos nosotros mismos quienes nos sumerjamos en esta empresa.

La Frontiera Expo 2017 ha servido para conocer nuevos detalles de Jurassic World: Evolution. AlfaBetaJuega ha estado en Londres para conocer todas estas nuevas pistas sobre la nueva apuesta por el universo que Steven Spielberg llevó al cine y que ahora sigue con una nueva serie de películas. Como no podría ser de otro modo, el objetivo de este título será el de sacar adelante nuestro propio zoológico de dinosaurios para hacer disfrutar al público. Una misión simple, pero desde luego que no será sencilla porque para alcanzar el éxito tendremos que desenvolvernos entres papeles distintos.

Tal y como nos explicó Michael Brookes, director de desarrollo del juego, tres serán los pilares sobre los que basar nuestro centro: entretenimiento, ciencia y seguridad. Tres puntos íntimamente conectados. Para empezar tendremos que asegurar diversión a nuestros visitantes. Esto pasa por tener especies que sorprendan, y nada sorprende más que un reptil de grandes dimensiones con dientes afilados. Pero claro, esto conlleva tener que extremar las medidas con el fin de evitar riesgos en las personas que acudan a este parque de atracciones. Es interesante cómo habrá que atender estos tres requisitos y distribuir nuestros recursos de forma que ninguno cojee.

De estos tres pilares, el que más llama la atención es el de la ciencia. Jurassic World: Evolution nos propone para empezar viajar a lo largo de todo el mundo descubriendo distintas especies a través de los fósiles para poder darles vida y hacerlos los protagonistas de nuestro “zoológico”. Pero esto no acaba aquí, tal y como nos contó Brookes desde el laboratorio de genética podremos modificar la personalidad de los dinosaurios para hacerlos más agresivos y por tanto más “molones”. Al igual que ocurría en Jurassic World con el Indominus rex tendremos un buen reclamo para el público, pero también un problema en ciernes. Una criatura de estas características sólo tendrá una misión: escapar de su cautiverio.

Brookes recalca que la IA del videojuego siempre buscará ponernos en aprietos. ¿Es esto una desventaja constante? Bueno, como nos explicó el director de desarrollo estamos hablando de dinosaurios, unas criaturas bastante peligrosas. En este punto nos toca a nosotros controlar la situación para evitar que los problemas vayan a más. Por el momento hay al menos 12 especies confirmadas, sobre los planes de futuro no hay nada confirmado pero es previsible que a través de actualizaciones podamos recibir nuevos “fichajes” para este parque de atracciones. Tener más criaturas, supondrá tener más éxito en nuestro centro.

Pero de nuevo hay que insistir en que habrá muchas cosas que hacer en Jurassic World: Evolution. No solo habrá que atender los aspectos científicos y arqueológicos, el sector del entretenimiento deberá ser tenido en cuenta mejorando las infraestructuras del parque para que los visitantes se encuentren con un recinto preparado para atender todas sus necesidades y nadie se marche decepcionado. Un cuidado del parque que también pasa por el estado de sus protagonistas: los dinosaurios. Estas criaturas serán susceptibles de enfermar, lo que supondría la pérdida de uno de nuestros efectivos y por lo tanto una más que probable bajada en las visitas del centro.

Una mala noticia, para los nostálgicos, es que Jurassic World: Evolution centrará su estética en las nuevas películas. Es decir, podemos olvidarnos de ver elementos de las primeras cintas. Pero no os preocupéis, tendremos aspectos muy conocidos por todos y especies que han sido el incono de estas cintas como por ejemplo el T-Rex, quien estará presente en el juego tal y como pudimos ver en las imágenes “in game” del mismo. Merece la pena destacar también hablando de los tipos de criaturas que todas ellas reaccionarán de forma distinta entre ellas, obviamente las especies carnívoras verán en las herbívoras un festín con el que ponerse las botas. Cuidado con quién juntas en cada jaula.

Para saber qué hacer en cada momento, en cada una de las ramas de las que hemos hablado tendremos un equipo de expertos que nos aconsejarán antes de dar un paso. De nuevo la gestión de recursos tendrá un peso importante y la respuesta a sus requerimientos tendrán que ser atendidas de forma que ninguno de ellos quede sin ser satisfecha.

Profundizando en la jugabilidad de Jurassic World: Evolution, Brookes también recalcó que no habrá diferencias entre la versión de consolas y la de PC, de hecho señaló que dirigir el parque desde un mando será tan sencillo como hacerlo desde el teclado y el ratón de un ordenador. Otros aspectos como la realidad virtual quedan por decidir en el futuro y por el momento el director de desarrollo explica que en su equipo no saben nada, pero que tampoco lo descartan. No se puede negar que la posibilidad de sumergirnos en nuestro parque a través de estos dispositivos sea algo que nos encante. Pero por el momento no hay nada confirmado, ni desmentido, al respecto.

Está previsto que Jurassic World: Evolution llegue a lo largo de 2018, previsiblemente en el verano de este año. Lo hará en todas las plataformas: PC, PlayStation 4 y Xbox One. ¿Preparado para ver cómo la vida se abre paso?

Damián Montero

Frontier ha aprovechado su experiencia con Planet Coaster y ha dado un toque interesante a la experiencia de gestionar un parque de atracciones: dirigir un centro donde los dinosaurios son el atractivo. Un papel que no será fácil ya que nos tocará hacer malabares con el rol de científico, genio del entretenimiento y jefe de seguridad. Todo ello mientras nos enfrentamos a una IA con la clara misión de fastidiarnos el día. A eso hay que añadirle los eventos azarosos: meteorología que destruyen vayas y facilitan el escape de las criaturas, enfermedades que hagan peligrar su vida, etc. Todo ello augura partidas llenas de variaciones y que hará que cada experiencia sea totalmente distinta.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…
Planet Coaster
LEGO Jurassic World
 
La IA del juego buscará meternos en problemas constantemente.
 

Cerrar