Impresiones de Outward, un RPG de mundo abierto desarrollado por Nine Dots Studio

Si buscas algo más que un RPG, entonces el juego de Nine Dots Studio te puede resultar muy interesante.

Outward portada

Gracias a Deep Silver, el 26 de marzo llegará a PS4, Xbox One y PC un RPG de mundo abierto que ha sido desarrollado por Nine Dots Studio, Outward. Todos aquellos que sean aficionados a los juegos de dicho género tendrán a su disposición un nuevo título donde se embarcarán en un viaje sin igual.

Hemos tenido acceso a Outward para PC antes del lanzamiento, y hoy os contaremos nuestras impresiones después de haber jugado al título de Nine Dots Studio. Por cierto, no habrá ningún spoiler, así que si tienes pensado comprar el juego puedes seguir leyendo. Antes de empezar, repasaremos los requisitos mínimos: Windows 7 de 64 bits, procesador Intel Core i5-750 o AMD equivalente, 4 GB de RAM, tarjeta gráfica NVIDIA GeForce GTS 450 o superior y 15 GB de espacio libre. Decir que soporta monitores ultrapanorámicos. En cuanto al idioma, tiene voces en inglés y textos en español.

Un RPG donde lo importante es la supervivencia

Desde Nine Dots Studio aseguran que Outward es un RPG con un gameplay realista, lleno de desafíos. Pues bien, a modo de adelanto, no es un juego para todo el mundo. Durante las horas que hemos jugado la inmersión ha sido muy alta. La sensación de estar viviendo una aventura está muy lograda. En cuanto a gráficos, si bien no destaca en dicho apartado, cumple perfectamente.

Pero vayamos poco a poco. Nada más empezar a jugar, a la hora de crear el personaje, aquí echamos en falta algo más de personalización y razas. Hay tres razas disponibles: auraian, tramon y kazite. En cuanto a las opciones de personalización, podemos modificar la cara, pelo y el color del pelo. Digamos que es muy básico.

Outward y la personalización del personaje

La interfaz es bastante intuitiva. Además, podemos asignar botones para tener acceso rápido a habilidades y objetos. Esto es muy útil, sobre todo si jugamos con teclado y ratón.

En Outward el peso de los objetos nos afecta. Podemos almacenar objetos en el bolsillo y mochila. Ahora bien, llegará un momento que nos faltará espacio o bien llevaremos mucho peso, y eso se nota al andar. Por suerte, tenemos a nuestra disposición un almacén de reserva, tenemos acceso al mismo en las ciudades.

Outward tiene un inventario muy intuitivo

Al igual que en otros RPG, en Outward cada pieza del equipo y arma tiene unos atributos. Ahora bien, en el juego de Nine Dots Studio hay que tener en cuenta varios factores que pueden jugar en nuestra contra. Si estamos en una zona donde hace frío nos podemos resfriar y caer enfermo, así que debemos llevar ropa de abrigo. En estos casos nunca está de más llevar una poción para curar el resfriado.

Las diferentes regiones que hay en Outward son muy grandes, en ocasiones, para pasar de uno a otro tenemos que llevar raciones de comida. También hay que llevar agua. Y es que nuestro personaje tiene que comer y beber cada cierto tiempo. La comida que llevamos encima se acaba pudriendo, para evitarlo hay que cocinarla, en algunos casos la podemos comer directamente. A lo largo del juego vamos consiguiendo nuevas recetas. Para cocinar al aire libre necesitamos llevar una sartén y encender una hoguera. Esto último requiere llevar los componentes necesarios.

Vegetación Outward

Descansar también es muy importante. Así que no puede faltar en nuestra mochila un saco de dormir. A la hora de dormir tenemos tres opciones, son las siguientes:

  • Dormir. Al dormir curamos y recuperamos el máximo de salud y energía, sin embargo, esto reduce el máximo de maná.

  • Hacer guardia. Cada hora de vigilancia reduce la probabilidad de que nos tiendan una emboscada mientras descansamos.

  • Reparación. Si reparamos los objetos que tenemos equipados, restauramos su durabilidad.

Antes hemos comentado que las regiones son muy grandes. Pues bien, en todo momento podemos abrir el mapa, pero no aparece nuestra posición. Para guiarnos hay un brújula en la parte superior de la pantalla. Dicho esto, orientarse no es fácil. Al menos hay carteles por el camino que nos dicen en qué dirección está la ciudad o pueblo más cercano. Además, al abrir el mapa aparecen los lugares de interés o más importantes de la zona.

Mucho cuidado con las decisiones

En Outward la partida se va guardando de forma automática, no hay guardado manual. Olvídate de volver para atrás en el juego si has tomado una mala decisión. Y es que en las conversaciones tenemos varias opciones a la hora de responder. Algunas respuestas pueden influir en el transcurso del juego.

Anocher en Outward

Unos enemigos realmente duros

Eso de ir a pecho descubierto matando a todo lo que se mueve, aquí no vale. Al menos al principio del juego. No podemos ver qué nivel tienen los enemigos, así que ir muy arriesgado luchar a las primeras de cambio. Algo que está muy logrado es jugar de noche. Si vamos con un farol o antorcha, los enemigos nos pueden ver de lejos y vendrán a por nosotros. Así que la mejor opción es huir a oscuras, no nos podrán ver y dejarán de perseguirnos. En ocasiones, lo mejor es usar una trampa para acabar con enemigo, ya sea animal o humano.

Durante un combate podemos esquivar y bloquear los ataques. Más adelante podremos usar magia. Aunque antes debemos desbloquear el uso de hechizos.

Escenario Outward

Si durante la aventura nos mata un animal salvaje, saldremos en un lugar aleatorio. En caso de morir a manos de un humano, perderemos algunos objetos del inventario, así que el juego se complicará bastante ya que tendremos que volver a conseguir equipo, a no ser que tengamos algo guardado en el almacén.

Siempre es mejor jugar en compañía

A estas alturas te habrás dado cuenta que Outward no eso un juego fácil. Algo que nos ha gustado mucho es la posibilidad de jugar con un amigo, ya sea online o bien a pantalla dividida. Para jugar online solo tenemos que invitar a uno de nuestros contactos de la lista de amigos.

Un RPG a tener en cuenta, pero no apto para todos

Nine Dots Studio ha hecho un gran trabajo, de eso no cabe duda. Sin embargo, Outward no está pensado para todo el mundo. Esto no es malo, ni mucho menos. El juego puede suponer todo un desafío para muchos jugadores. Aquí de nada vale conseguir buen equipo y quitar mucha vida a los enemigos, hay que tener en cuenta otras muchas cosas para no morir a las primeras de cambio. A lo largo de la aventura visitaremos muchas ciudades, descubriremos mazmorras que están ocultas, conoceremos personajes de lo más variopinto y todo ello mientras tenemos la sensación de formar parte de un mundo hostil.

Comprar Outward para PS4 en Amazon
Comprar Outward para Xbox One en Amazon
Comprar Outward para PC en Instant Gaming

Antonio Ferrer

Apasionado de todo lo relacionado con la tecnología y videojuegos desde bien pequeño. En los ratos libres me encanta practicar deporte para desconectar de todo. Siempre dispuesto a embarcarme en nuevos proyectos que supongan un reto.
Cerrar