Impresiones de Trials of Mana – El flashback más entrañable

Trials of Mana será un déjà vu con gráficos tridimensionales.

Kevin triste La tendencia de los remakes está rescatando verdaderas joyas del entretenimiento electrónico. Cuando los RPG parecían un género de otro tiempo, Square Enix decide adaptar obras tan clásicas como su Final Fantasy VII o Seiken Densetsu. Hizo lo propio con Secret of Mana y después del lanzamiento de Collection of Mana en Nintendo Switch, se han atrevido con Trials of Mana, el mejor juego de la serie para muchos. Y es que es un título que tiene el sello inconfundible de los desarrolladores de Final Fantasy. Con este remake del juego original quieren dar una nueva vida, más profunda y emotiva, y desempolvar las sensaciones de aquellos maravillosos años. Trials of Mana se lanzará el 24 de abril para PlayStation 4, Nintendo Switch y PC.

Hemos jugado 3 horas a Trials of Mana, tiempo suficiente para ver las bondades del juego y lo actuales que se sienten con un par de retoques. Eso sí, no es un remake de la calidad gráfica del próximo Final Fantasy VII que, como te contamos en nuestras impresiones, es un portento visual. Pero sí se ajusta perfectamente a lo que entendemos por este término. Aun así, hay ciertas similitudes en los controles, la libertad de la cámara o la manera de alternar entre personajes. Esta nueva versión de Trials of Mana también pone mucho de su parte para actualizar su jugabilidad sin perder su esencia.

Un plus importante en la narrativa

Desde el inicio de la partida, el jugador tendrá que tomar decisiones que influirán en el transcurso del juego. Están los 6 personajes del clásico disponibles para formar un equipo de tres. Pero el peso de la historia principal lo llevará el líder del grupo. Cada uno tiene una clase diferente (guerrero, maga, grappler, clérigo, ladrón y amazona) y habilidades únicas como ocurriera en su versión original. Nada de eso ha cambiado en absoluto. Ahora son más accesibles en un desplegable con L1/R1 cuando la barra de TC está completa. Pero la mayor novedad en la historia es que los flashback son jugables, por lo que invitan al jugador a profundizar más en el pasado de cada personaje.

Elección de personaje Kevin

Y no sólo eso, sino que esta posibilidad le hará comprender la reacción de sus héroes y sus motivaciones. Ponerse en la piel de cada uno en el momento que ocurrieron las cosas y por qué sus caminos se cruzan. Una entrega que jugará con esos saltos temporales para completar un rompecabezas narrativo. Es una de las virtudes de Trials of Mana que ahora se verá todavía más potenciada. Igual ocurre con la rejugabilidad. Ahora más que nunca es interesante ver todas las perspectivas que nos ofrecen. Una delicia para los fans de la saga. Del mismo modo el juego premia la exploración, ya que en cualquier rincón se pueden encontrar vasijas, baúles o lucres, la moneda de cambio.

Del pixel art al 3D

Ya no nos sorprende ver ese salto de calidad en los remakes, que desechan los 16 bits a favor de espacios tridimensionales con muchos detalles. Detalles para perderse en cada ciudad, cada posada, bosques o cuevas. Y que no te vas a cansar de ver porque se han recreado todos los escenarios del juego clásico con fidelidad. Claro que ahora todo parece más grande y sobre todo el espacio toma mayor relevancia en los combates. Ya no hay limitaciones en el movimiento (aunque sí un área de combate) e incluso los personajes tienen una mecánica para evadir ataques y para saltar. Esto ha cambiado por completo la dificultad del juego que tiene un total de 4 modos desde Principiante hasta Difícil.

Lógicamente, el combate es más ágil, pero al menos en los primeros compases del juego no ha supuesto un reto mayúsculo. El sistema se ha adaptado completamente y los ataques inesperados del juego clásico, ahora se pueden evitar sin sobresaltos. Los ataques en área, por ejemplo, están tan telegrafiados como un penalti mal tirado. Lo cual quiere decir que cuántos más recursos, más facilidades. Y más no siempre significa mejor. Esto no quiere decir que sea peor juego que el original, aunque está claro que se ha centrado más en la parte emocional: las historias, los personajes o el diseño, entre otras cosas.

Ángela combate

Los menús son muy sencillos para cualquiera que no esté familiarizado con la saga con menú de equipamiento, un inventario de objetos, habilidades y mucha información del personaje. Esa parte de personalización toma ahora mayor importancia por sus diseños en 3D. Por último, hay que destacar la banda sonora que nos acompaña en la aventura, remasterizada del original. Trials of Mana llegará con voces en japonés e inglés, con algunos problemas en la sincronización, y textos en español.

Sin vuelta de tuerca

Cuando la historia es lo que importa, el resto parece quedar en un segundo plano. Y eso es lo que ocurre con Trials of Mana. Es tan fiel al clásico, que no hay debate ni polémica sobre su nuevo sistema de combate que para mi gusto da muchas facilidades en dificultad normal. Es una entrega que va a profundizar en sus personajes, sus motivaciones y su narrativa, y que además permite verlo desde distintas perspectivas. Nos han gustado jugar los flashback de los héroes como un contenido añadido que le da más valor al juego. Lo que interesa es que todo sume a un apartado visual bonito, aunque no superlativo.

Kevin escondido

Claro que es un remake modesto, pero muy bien hecho. Que respeta la esencia del juego sin querer dar saltos mortales ni meterse en jardines de los que no sepa salir. Premia la exploración y la utiliza como un medio para recrearse en los nuevos escenarios, mucho más amplios. Y cada elemento del juego hace que sea accesible para todo el mundo. Abusa un poco de las cinemáticas cuando toca, pero por lo demás promete ser un viaje inolvidable al juego original. Misma banda sonora de ensueño completamente remasterizada.

Raquel Morales

Periodista. No puedo dejar NADA sin explorar. Me adiestré con Lara Croft en el templo de Karnak mientras buscaba el cubo horádrico entre vacas. Camino de Grand Line.

Publicaciones relacionadas

Cerrar