Rol del medievo

Estamos acostumbrados a ver juegos de rol basados en historias fantásticas donde la magia siempre está presente. Títulos que mezclan los mundos medievales y hechicería, pero qué ocurriría si a uno de estos títulos le quitasen este componente y fuera meramente realista. Un juego en donde las leyes de la vida fueran las que imperan y no tuviésemos la opción de recurrir a la brujería para curarnos. Esta es la sugerencia de Kingdom Come Deliverance, un título muy interesante que nos traslada al medievo. AlfaBetaJuega ha tenido la oportunidad de conocer este título durante su presentación en las oficinas de Koch Media en Las Rozas, Madrid.

10240

Olvídate de lanzar conjuros, de las magias y de todo hechizo que hayas conocido. Esta vez la brujería no será tu aliada en un juego de rol. Las ballestas, las espadas y otras armas de la Edad Medieval serán las que nos saquen de apuros en los distintos combates de Kingdom Come Deliverance. Un juego realista que nos pone en la piel de Henry, un joven de aquella época que ve cómo su vida se desmorona cuando su reino empieza a descomponerse y la guerra llega a su aldea.

Elige bando, toma decisiones, construye tu propia historia en este título que pretende ofrecer una visión más cercana a la realidad de lo que eran aquellos mundos pasados en donde si te herían no había un mago cerca para curarte. Tenías que esperar a que la herida sanase y por supuesto, no podías bajar la defensa del enemigo con conjuros, sino que tenías que pelear a espadazos contra tu rival.

Qué bonita e interesante parece la Edad Media cuando se ve desde tan lejos. Esos castillos, esos banquetes, esas guerras constantes en donde cualquier señor podía decidir enfrentarse al noble de al lado para ganar sus tierras. ¿Cómo, pensabas que aquella época sólo era cantares de juglares y conquistas de damas en sus torreones? No, esa etapa de la historia fue más dura de lo que nos han planteado muchas películas y novelas que han hecho atractivo un contexto en donde la inseguridad campaba a sus anchas y la única forma de asegurar tu cabeza era cortársela a la de nuestros enemigos.

Este entorno es el que quiere ofrecernos Kingdom Come Deliverance, título de rol que pretende hacernos olvidar la idea de juego de este género al que estamos acostumbrados. En esta ocasión no habrá magia ni nada que se le parezca en este videojuego. Olvídate de convertiré en un hechicero que cura y lanza fuego. Como mucho podrás prender una flecha y lanzársela a un enemigo para hacerlo arder. Tampoco existen conjuros que bajen la defensa rival, la única manera de rebajar la armadura de los rivales será golpearles con la espada, porra o el arma que prefiramos.

Pero vayamos por partes, en primer parte cabe preguntarse qué es Kingdom Come Deliverance. Bien, como ya hemos dicho es un videojuego de rol que transcurre en la Edad Medieval. En este contexto encarnaremos a Henry, un joven aldeano hijo de un herrero que vive su día a día con normalidad y ajeno a los problemas que azotan al reino, el cual está inmerso en una Guerra Civil la cual irremediablemente termina llegando a este poblado y arrasando con la vida que este chico llevaba, momento en el que tendrá que tomar partido y decidir qué bando apoyar en este conflicto. Será este el momento en el que comience nuestro camino hacia la gloria que cantan tantos poemas de esta época.

Un camino que iremos escribiendo en base a nuestras decisiones. Cada paso que demos dentro del juego afectará de un modo u otro a la historia, ya sea eludiendo una pelea que nos hará ser unos cobardes o actuando como un bandido que haga que nuestra popularidad sea mala y que cuando entremos a una aldea nos reciban a flechazos. La imagen que queramos dar en kingdon Come Deliverance será nuestra decisión, una reputación que construiremos aceptando misiones, ayudando a la gente que nos encontremos en el camino, robando o siendo honrados. Nosotros tenemos el control.

Del mismo modo también controlaremos nuestras misiones y cada paso dado puede suponer el inicio de una nueva aventura o el cierre de un capítulo que nunca sabremos cómo acababa. Por ejemplo, en el caso de que caminemos por el bosque y nos encontremos a un señor que dice que unos bandidos le han robado todas sus pertenencias podremos ayudarlo a vengarse y asesinar a estas personas. Lo cual puede suponer que este hombre valore nuestra actuación y nos invite a otra misión que supondrá toda una aventura.

Pero claro, también cabe la opción de pasar de este señor y seguir nuestro camino, lo cual desembocará en la muerte de este hombre y el aumento de nuestra fama de cobarde. Por otro lado también podremos asestarle un espadazo y llevarnos lo poco que le quedaba, pero recordad que esto también nos dará una fama de malvados que provocará un mal recibimiento en nuestros andares por este reino. Las decisiones no solo se centrarán en este asunto, también podremos decidir muchas más cosas como por ejemplo nuestra posición en cada combate de esta guerra.

Recordemos que estamos en una guerra civil y que hay que librar batallas. En estas podremos decidir si queremos formar parte de la vanguardia de la formación, quedar en uno de los costados de esta o estar en la retaguardia. Una decisión que aumentará nuestra fama de guerrero en mayor o menor medida. Y si en el fragor de la lucha vemos que tenemos todas las de perder, no os preocupéis, podremos dar media vuelta y hacer como que aquello no va con nosotros y huir a toda pastilla de la zona de conflicto. Pero no os enfadéis si luego se meten con vosotros por ser un cobarde que rehusó el enfrentamiento por defender a su rey.

En cuanto a la jugabilidad, cabe destacar que el juego está en una fase muy temprana y a día de hoy este es uno de los asuntos que más se deben de pulir. El planteamiento es el de un juego en tiempo real y no por turnos por lo que habrá dos opciones básicas: atacar, cubrirse. Elegir bien en cada momento es la clave ya que bloquear el ataque de un enemigo puede suponer su desequilibrio y por tanto una buena oportunidad de asestarle el golpe de gracia. Aunque también podremos optar por asestar un golpe directamente aprovechado la guardia baja de un rival o que este haya osado darnos la espalda.

Otro de los asuntos que más nos llamaron la atención en esta presentación es el tamaño del mapa. Se antoja un escenario grandísimo, que va a llevar tiempo recorrer de punta a punta y que ha sido cuidado hasta el último detalle. En esta ocasión no encontraremos una mini reproducción de todo el mapa del juego sino una carta de cartografía típica de la Edad Media con sus mismas características, motivos y por supuesto, no muy cercana a la realidad. Porque otra cosa no, peor el juego se ha esmerado en su ambientación.

En su desarrollo han participado multitud de historiadores que han contribuido a ofrecer una visión más real de lo que era vivir en aquellos tiempos. Se han cogido aldeas que en realidad existieron para reproducir escenarios del juego, lo que en ocasiones ha supuesto levantar castillos ya derruidos en base a lo que las crónicas de aquellos días contaban sobre estos edificios. Un entorno que nos hará sentirnos como un aldeano de la Edad Media gracias al magnífico trabajo de los documentalistas participantes en este juego.

Por último cabe destacar que en este videojuego no seremos el típico héroe muy fuerte que llega en un caballo alado a salvar el día. Seremos un personaje más dentro de este videojuego, por lo que merece más la pena construirnos una buena fama ya que esto nos ayudará a que por ejemplo a la hora de comerciar podamos regatear mejor con los comerciantes, un asunto que por otro lado sí se ha visto en otros videojuegos rol.

A día de hoy sólo podemos hacernos una idea de lo que va a ser el juego ya que se encuentra en una fase muy temprana de desarrollo. Algo que es de extrañar teniendo en cuenta que este juego se presentó en sociedad allá por el 2013 y tuvo que salir hace un tiempo. Por lo que no se entiende que esté en esta fase tan prematura antes de tiempo. Aunque bien es cierto que si consigue cumplir con todo lo prometido vamos a encontrarnos con un gran título que cambiará la forma de entender los videojuegos de rol.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…
Dark Souls 3
Dark Souls 2

No habrá conjuros que curen en caso de herida

Juan Montes

Comunicador y apasionado de los videojuegos de aventuras, rol y plataformas. Crecí junto a un marsupial y blandiendo la llave espada; ahora acompaño a cazarrecompensas, asaltatumbas y luciérnagas con la misma pasión.

Publicaciones relacionadas

Cerrar