Ciudad de los niños con pesadillas

Little Nightmares es un curioso título de plataformas con cierto tono oscuro que hace unos meses era un gran desconocido para muchos, pero según se acerca su fecha de lanzamiento va obteniendo más repercusión. Hemos tenido la oportunidad de probar esta propuesta que llegará de la mano de Bandai Namco dentro de muy poco, concretamente el 28 de abril. Te contamos nuestras impresiones.

14222

Hace unos días hemos tenido la ocasión de acudir a Level Up, un evento organizado por Bandai Namco en el que hemos podido probar muchos de los lanzamientos que nos presentará la compañía a lo largo de 2017. Si hay un juego de su catálogo que cada día va aumentando la lista de jugadores interesados en él, ese es Little Nightmares. El juego de plataformas y puzles con temática oscura o tenebrosa es uno de los títulos más prometedores que llegan a las tiendas en las próximas semanas y tras poder probarlo nos ha quedado claro que lo tiene todo para convertirse en una gran serie para Bandai Namco.

El desarrollo de Little Nightmares bebe de obras del cine de la talla de La ciudad de los niños perdidos o también de Limbo, uno de los videojuegos independientes más laureados de los últimos años. A pesar de sus claras inspiraciones, el desarrollo llevado a cabo por Tarsier Studios ha sabido plasmar su propio estilo y ambientación, y eso es lo que le hace tan peculiar y llamativo.

Nuestra misión en Little Nightmares es clara desde el primer momento, tenemos que tomar el control de una pequeña niña que lleva un chubasquero amarillo y evitar que criaturas horribles acaben con ella. Al igual que ocurre en juegos como Limbo, aquí sobran las palabras y la propia narración de la historia la componen cada uno de los actos que presenciamos y a los que sobrevivimos. ¿Cuál es la razón por la que tenemos que escapar? Eso no importa, pero desde el segundo que nos topamos con el primer obstáculo sabemos que esa es nuestra principal misión.

Ya hemos hablado de Limbo, y es que el título desarrollado por Playdead es una clara inspiración para haber dado lugar a lo que es Little Nightmares. Además también encontramos referencias a películas como Delicatessen o La Ciudad de los niños perdidos. Haber tomado como referencia las obras citadas antes no es nada malo, todo lo contrario, y más aún si lo adaptas de tal forma que creas un universo y una puesta en escena propia, tal y como hace Little Nightmares.

Little Nightmares es un título de avance lateral con escenarios en 3 dimensiones en los que los puzles y las plataformas combinan a partes iguales para presentar una experiencia realmente interesante y entretenida. Las zonas que hemos podido disfrutar durante la prueba del juego combinan de genial forma ambos factores, haciendo que la propuesta sea tan original como variada. En ocasiones tenemos que pararnos a pensar para saber cómo poder continuar o superar los obstáculos, mientras que en otros casos tenemos que hacer uso de nuestra habilidad para evitar caer en trampas o en manos de los temibles enemigos que nos buscan.

Un factor que nos ha llamado mucho la atención es que el Little Nightmares engaña al jugador. En ciertos escenarios hemos podido ver muebles o zonas por las que escalar, por lo que da que pensar que el camino a seguir está en dicha dirección, pero más tarde nos hemos dado cuenta de que dicha opción era errónea. Lo mismo sucede a la hora de superar ciertas escenas en las que tenemos que esquivar a algunos enemigos, ya que ciertos caminos pueden no depararnos un final feliz y nos convertimos en una presa fácil.

No conocemos detalles sobre la duración que ofrecerá el juego, aunque parece que no será demasiado largo. Eso sí, parece casi imposible completarlo en una primera vuelta sin morir, ya que la cantidad de trampas que encontramos es bastante elevada, así como saber cuando tenemos que correr u ocultarnos es un factor que hay que estudiar con detenimiento. En todo momento será importante pensar antes de actuar, ya que de los contrario vamos a morir más de la cuenta, tal y como nos pasó al precipitarnos durante la prueba del juego a la que hemos tenido acceso.

La estética oscura y tenebrosa con toques bizarros es simplemente cautivadora y entrañable. La ambientación conseguida es digna de admirar para el que a priori es un título "pequeño", aunque tiene todas las papeletas para convertirse en algo más. Con juegos así queda claro que no hace falta tener un survival horror puro y duro para sentir tensión mientras jugamos. La música y el sonido ambiente es otro factor que hace pronunciarse aún más tal sensación, por lo que no dejamos de pensar en el día que el juego esté a la venta y disfrutemos de él en un entorno adecuado en el que no haya demasiada luz y por supuesto con los cascos puestos

Little Nightmares llegará a PlayStation 4, Xbox One y PC el próximo 28 de abril en formato digital por un precio recomendado de 19,99 euros. Además las tiendas ofrecerán una versión física por 34,95 euros que está siendo todo un éxito de reservas, ya que incluye una caja tematizada dentro de la cual hay una figura de la protagonista de 10 centímetros, la banda sonora, un poster A3, un set de pegatinas y una copia del juego.

Alberto Hernanz

Los lanzamientos de Bandai Namco normalmente están relacionados con series ya conocidas o algunas de gran nombre, pero últimamente nos están presentando pequeños y desconocidos títulos entre los que tenemos a Little Nightmares. Las impresiones tras poder probar un fragmento del juego son geniales y aunque se detecta fácilmente que está influenciado por diversas películas o juegos, también es palpable que ha sabido crear su propia ambientación y estilo de juego.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…
Limbo
 

La mezcla de puzles y plataformas forman un cóctel perfecto

Juan Montes

Comunicador y apasionado de los videojuegos de aventuras, rol y plataformas. Crecí junto a un marsupial y blandiendo la llave espada; ahora acompaño a cazarrecompensas, asaltatumbas y luciérnagas con la misma pasión.
Cerrar