El mundo de las pesadillas

Los desarrollos de videojuegos españoles van obteniendo más peso e importancia en la industria. Recientemente hemos podido probar algunos de los indies españoles que llegarán a lo largo de 2017 en un evento organizado por Microsoft, en el que los protagonistas han sido esos desarrollos nacionales. En esta ocasión te presentamos Nightmare Boy, un metroidvania de The Vanir Project que nos adentrará en los sueños y pesadillas de los niños. Llegará a la largo de 2017 a Xbox One, PlayStation 4 y PC de la mano de Badland Indie.

14375

Hemos estado en el evento de ID@Xbox organizado por Microsoft y durante el mismo hemos tenido la posibilidad de jugar y charlar con los creadores de todos esos títulos independientes originados por estudios españoles que sacarán sus obras a la venta durante 2017. En esta ocasión nos vamos a centrar en hablar de Nightmare Boy, un título de acción y aventura en 2,5D que sigue la estela de los metroidvanias más famosos.

Este juego ha sido creado por The Vanir Project y la distribución del mismo correrá a cargo de Badland Indie, la división de Badland Games dedicada a todos esos títulos independientes que que buscan un hueco en un mercado tan feroz como es la industria del videojuego. La campaña de Greenlight en Steam ha sido un éxito, por lo que el juego llegará a PC además de Xbox One y PlayStation 4, aunque por el momento no tiene fecha de lanzamiento confirmada.

Hacer un videojuego es algo que lleva mucho esfuerzo y dedicación para un estudio, pero más aún si el mismo está compuesto por dos personas, como es el caso de The Vanir Project. Mr. Garcai se encarga de toda la parte artística de Nightmare Boy en cuanto a ilustraciones, escenarios o diseños en general y Víctor Ávila es el que se ocupa de la parte creativa en la que se incluye la programación, el desarrollo o la animación. Tal y como los integrantes del equipo confirman en su propia página web, su dedicación a día de hoy no son los videojuegos, ya que trabajan en otras empresas para llevar el día a día, por lo que el desarrollo de videojuegos lo llevan a cabo en sus ratos libres. En un principio Nightmare Boy era un simple pasatiento y la forma que buscaron para aprender a programar y desarrollar videojuegos, pero ahora se ha convertido en el título que les hubiese gustado tener cuando eran niños.

Se nos presenta un tétrico mundo de pesadillas en el que nuestro protagonista está encerrado, un niño que se ha visto envuelto en la misión de liberar a otros niños encerrados en sus pesadillas. Tal y como el estudio confirmó durante la presentación del juego, antes de entrar en el mundo que se nos presenta vamos a disputar un combate que es casi imposible de superar, pero a pesar de ello está programado para poder salir victoriosos, a pesar de que los propios desarrolladores han sido incapaces de lograr tal hazaña.

Según avancemos en la historia y consigamos rescatar a más niños de sus pesadillas conseguiremos nuevos movimientos y habilidades. El estilo metroidvania está muy marcado ya que para llegar a ciertos lugares o conseguir recoger el 100% de los objetos dispersos por el mundo, antes tenemos que conseguir las habilidades necesarias para ello. Doble y triple salto, diferentes tipos de proyectiles o magias, así como la posibilidad de engancharse a las paredes son solo algunos de los movimientos necesarios para superar el 100% del juego.

Un dato importante o llamativo es que no existe la posibilidad de guardar la partida cuando quieras y para ello debes estar en el lugar indicado y tener las gemas suficientes para poder hacerlo. De esta forma la recolección de gemas no solo será importante para comprar objetos o equipo, también para guardar la partida y poder continuar jugando en otro momento. Habrá que ver si asciende la cantidad de gemas requeridas según avanzamos para saber si la experiencia de juego será más dura de lo que a priori parece ser.

Parece que la historia no va a ser demasiado larga pero aún así se está poniendo bastante desempeño en invitar a rejugar el título. Recoger ciertos coleccionables hará que el final del juego sea diferente, por lo que probar las distintas posibilidades será un pilar importante de la propuesta. Lo mismo sucede si interactuamos o no con algunos personajes que nos vamos a encontrar, dependiendo de nuestras respuestas el transcurso de la historia y los sucesos cambiarán.

Sin lugar a dudas su peculiar estilo gráfico es más que interesante, ya que utiliza en su mayoría animaciones clásicas, como es el caso del protagonista, que sus animaciones han sido generadas a través de más de 500 dibujos. El estilo 2,5D para presentar un metroidvania de mundo abierto le sienta como anillo al dedo a la temática y al conjunto general de elementos presentados. La banda sonora tiene diferentes temas para cada escenario, los cuales han sido realizados por Víc Hernand.

Por el momento lo único que se sabe es que saldrá a la venta en 2017, pero no disponemos de una fecha de lanzamiento más concreta en el tiempo. Nightmare Boy llegará en castellano y otros idiomas a PC, Xbox One y PlayStation 4.

Alberto Hernanz

Los metroidvania parecen haber vivido su época dorada y ahora se apuesta más por otros géneros. En esta ocasión tenemos ante nosotros Nightmare Boy, un desarrollo llevado a cabo en España que viene a conmemorar los grandes títulos del género. En The Vanir Project están apostando por presentar una experiencia que sea rejugable y que siempre siga siendo tan divertida como la primera vez que se prueba. Es digno de admirar que se creen juegos así teniendo en cuenta el escueto númeo de personas que forman parte del estudio. Por el momento no dispone de fecha de lanzamiento, pero llegará en algún momento de 2017 a Steam, Xbox One y PlayStation 4.

Juegos Relacionados Si te gusta juega a… Te puede interesar…
Shadow Complex
Castlevania: Lords of Shadow

El estudio encargado del juego lo componen dos únicas personas

Juan Montes

Comunicador y apasionado de los videojuegos de aventuras, rol y plataformas. Crecí junto a un marsupial y blandiendo la llave espada; ahora acompaño a cazarrecompensas, asaltatumbas y luciérnagas con la misma pasión.
Cerrar