El terror llama a tu puerta

6029

Silent Hill, la terrorífica serie de Konami, se prepara para volver a sus orígenes con una entrega que recupere la calidad de sus primeras aventuras. ¿Cómo será nuestro  regreso al pueblo maldito de los videojuegos?

Está claro que Silent Hill fue, durante la década pasada, el mayor referente en juegos de terror, solamente eclipsado, en parte, por el conocido Resident Evil. En cualquier caso, la obra de Konami no solo hizo las delicias de todos los aficionados a pasar miedo, sino que también inspiró a muchísimos títulos posteriores, como Project Zero o Forbidden Siren. Ahora, en un momento en que las aventuras de terror parecen haber decaído en nuestras consolas y cines, la serie se prepara para volver a lo grande. Y lo hace después de haber perdido el rumbo en sus últimas entregas, desarrolladas por estudios occidentales.

De vuelta a Silent Hill
En esta ocasión, el desarrollo de Downpour está corriendo a cargo de un nuevo equipo europeo, Vatra Games, que debuta al frente de la serie y pretende, de esta manera, ofrecer nuevas emociones dentro de la veterana saga. Para ello el juego presentará un nuevo protagonista muy diferente a todos los vistos en capítulos anteriores.

En el nuevo Silent Hill controlaremos a Murphy, un presidiario que, tras un accidente ocurrido en mitad de un traspaso policial, huye de sus perseguidores. ¿Sabéis donde terminará? Pues sí, en un lugar llamado Silent Hill. Así comenzará una historia que, como siempre, jugará con nuestros miedos psicológicos y tendrá una ambientación realmente singular.

Pero esta entrega será, sobre todo, un intento de ofrecer algo nuevo a los seguidores de la franquicia. A pesar de que las bases seguirán siendo las de una aventura de terror en toda regla, Downpour intentará que la experiencia de juego varíe con respecto a lo visto dentro del género. ¿Y cómo lo conseguirá? Pues intentando contar con innovaciones importantes. El juego seguirá lo que en su día ya comenzó el estudio Climax, y apostará por un desarrollo variado y lleno de posibilidades. Es decir, que si por ejemplo estamos frente a una puerta que no podemos abrir, existirán varios modos de traspasarla, no únicamente encontrando la llave típica de turno. En definitiva, lo que quieren los checos de Vatra Games es que cada usuario viva su propia aventura de forma casi genuina.

Esto es algo que descubriremos pronto. Apenas empezado el título, podremos tomar decisiones de peso, como salvar a otro personaje o abandonarlo a su suerte. En función a este tipo de determinaciones, el desarrollo de los acontecimientos cambiará, adaptándose así a nuestra partida.

Aún así, el título seguirá teniendo reminiscencias del género de las aventuras gráficas, del que tanto han bebido este tipo de juegos. Sin ir más lejos, podremos hacer uso de distintos objetos, que encontraremos por el camino y que nos servirán a lo largo del juego. Y por supuesto, tampoco faltarán las armas, de todo tipo, que volverán a ser una pieza clave en los momentos de acción. Eso sí, estas no serán lo que se dice abundantes, y se gastarán con el tiempo, volviéndose inservibles: por lo tanto, tendremos que medir bien nuestros golpes y tiros si no queremos quedarnos “vendidos” frente a los enemigos.

Igualmente, contaremos con una especie de diario, que modo de guía nos irá proponiendo qué hacer, dónde ir y, en definitiva, nos facilitará un poco la vida en Silent Hill para que no terminemos más perdidos de lo estrictamente necesario.

Por otro lado, el juego seguirá manteniendo su lúgubre ambientación de siempre. Durante la aventura recorreremos lugares tan siniestros como un bosque, una mina abandonada o una estación de tren. Todo ello con un aspecto realmente espeluznante. Y, claro, tampoco faltará el “lado oscuro” que suele ser habitual en todos los Silent Hill. O lo que es lo mismo, que de vez en cuando pasaremos a estar en una dimensión alternativa, oxidada y más peligrosa, donde nuestros miedos se volverán realidad.

En Silent Hill Downpour, curiosamente, será el agua el elemento que nos transporte a ese mundo de pesadilla, por lo que terminaremos teniendo bastante miedo a una simple lluvia. No obstante, los momentos de acción estarán bien elaborados, con enemigos mucho más variados e inspirados que en el monótono Shattered Memories, y las alternativas en estos momentos también serán varias. Por lo que hemos visto hasta ahora, no solamente podremos atacar a los monstruos, sino también escapar de ellos e incluso escondernos, si no andamos bien de munición o armas. Como decíamos antes, el desarrollo del futuro lanzamiento seguirá lo visto en las últimas entregas, pero siempre con un ojo y medio puestos en los clásicos de PSOne y PlayStation 2.

Primera impresión. Después de haber sufrido algún que otro descalabro (no muy graves, pero lo suficientes como para perder parte de su popularidad), la serie Silent Hill se prepara para intentar volver por sus fueros. Y lo hará con un nuevo estudio detrás, un desarrollo aparentemente variado y profundo, y una ambientación capaz de helar la sangre incluso al más valiente. Ojalá este regreso no solamente revitalice esta serie, sino también un género tan en horas bajas como es el terror.

Publicaciones relacionadas

Cerrar