Caballeros steampunk

10469

Rumbo a PlayStation 4 se aproxima uno de los juegos exclusivos que más darán que hablar en los próximos tiempos. Con mezclas temporales, elementos históricos, de ficción, muchas explosiones y un poco de audacia, se presenta The Order: 1886.

Cuando se presentó en sociedad PlayStation 4 hubo un juego que destacó especialmente. Por medio de un teaser de escasa duración se mostró The Order: 1886, un título que dejó a todo el mundo boquiabierto debido a su espectacularidad gráfica, especialmente cuando se prometió que el juego iba a lucir con la misma calidad que la CGi que fue mostrada. Con la miel en los labios, nos quedamos con ganas de saber más en ese momento. Desde entonces se ha guardado muy celosamente la progresión del desarrollo de esta aventura. Tras muchos meses de sequía, recientemente se ha mostrado una pequeña demo gameplay, con la que podemos hacernos una idea de lo que deparará este proyecto, que ya se encarama como uno de los exclusivos más importantes de la plataforma de nueva generación de Sony.

Lo primero que hay que tener en cuenta es el estudio que está al frente: Ready at Dawn. Su currículum hasta el momento se reduce a las entregas de God of War y al plataformero Daxter en PSP. Por ende, estaríamos ante el primer acercamiento del equipo a una consola de sobremesa. La responsabilidad que tienen sobre sus hombros es muy grande, pero por el momento parece que van por el buen camino. Se están tomando el proyecto con calma, ya que lleva en desarrollo desde 2011. Aunque todavía no tiene fecha de lanzamiento estimada, se espera que aterrice el próximo otoño. A estas alturas es pronto para saber si cumplirá con las expectativas, pero desde luego que ya han disparado por las nubes nuestro medidor de hype. ¿Conseguirá Ready at Dawn ser el nuevo Naughty Dog?

Se podría decir que The Order: 1886 es un juego destinado para los más puristas. De los de antes. Decimos esto porque se aleja de los convencionalismos por lo que se rige la industria en estos últimos tiempos para ofrecer sus intenciones sin más alardes de los necesarios. Será una aventura, con su comienzo y su final, obviando todo tipo de modos multijugador tan demandados por decreto. Quizás no habría sido baladí la introducción de un modo cooperativo para hasta cuatro jugadores, ya que se presta a ello, pero desde Ready at Dawn prefieren optar por el esquema básico y ofrecer la introducción, nudo y desenlace de una trama argumental que será la columna vertebral de la aventura.

Lo primero que llama la atención de The Order: 1886 es su peculiar ambientación. Es cierto que no es el primer juego que trastea con este estilo arquitectónico, ya que Bioshock o Dishonored lo han hecho con anterioridad. Pero el que nos ocupa se desmarca de los demás, ofreciéndonos una ciudad real totalmente diferente a como la conocemos. La aventura nos transporta a una imaginaria Londres victoriana del siglo XIX, con reminiscencias steampunk. Será una urbe llena de contrastes, lúgubre y donde el miedo será una constante entre sus habitantes. El juego mezclará elementos históricos con fantásticos donde el denominador común será la crítica social, basándose en los diferentes estatus sociales de la época. Haciendo un especial hincapié en las diferencias descomunales entre la burguesía y la clase obrera.

Realmente, el origen de la trama se remonta un par de siglos atrás. En ese momento la humanidad comienza a fragmentarse debido a que una parte de ésta se divide al mutar genéticamente con los animales convirtiéndose en “mestizos”, unas peligrosas criaturas de las que todavía no se ha desvelado su aspecto. Para poner fin a este mal emergente, el Rey Arturo funda la Tabla Redonda –en serio-, responsable de la creación de La Orden. Los caballeros que la componen descubren una misteriosa sustancia llamada “agua negra”, un brebaje que cura las heridas y que aporta una longevidad sobrehumana a aquellos que la toman, lo que permite poder servir a esta organización durante varios siglos. Y también es un filón para el estudio. De hecho, Ru Weerasuriva, CEO de Ready at Dawn, ya ha confirmado que hay mucho por contar de la trama tanto en siglos anteriores como posteriores a la fecha en la que transcurre la aventura.

Tanto la ambientación como las remembranzas artúricas de las que hace gala el título, provocan que los protagonistas de la aventura sean personajes históricos reales, pero cómo no, adaptados con sus propias vicisitudes. El líder de la aventura y al que controlaremos en todo momento será Sir Galahad. A pesar de que siempre estará acompañado, los creadores del juego afirman que no sé podrá controlar a ninguno de los tres miembros restantes de La Orden. Estos son Sir Percival, mentor del personaje principal. Lady Ingraine, madre del mismísimo Rey Arturo, y por último el Marqués de Lafayette, conocido por ser el héroe de la revolución americana. La relación y la evolución de esta entre ellos será una constante. Con escarceos amorosos de lo más abstractos incluso.

El gameplay mostrado muestra a los personajes en el humilde barrio de Whitechapel, el mismo donde Jack el Destripador hizo de las suyas. Y será el punto de partida de la aventura según confirman desde Ready at Dawn. En el vídeo se muestra a los Caballeros buscando resquicios de la presencia de los “mestizos”.

The Order: 1886 será un juego de acción en tercera persona, con la cámara situada detrás del personaje, ofreciéndonos una espectacularidad trepidante, especialmente debido al tambaleante movimiento de la imagen, que le sienta de fábula. No aporta nada nuevo en este aspecto, y se sustenta en ofrecer unas mecánicas similares a las vistas en títulos como Uncharted o Gears of War, donde los tiroteos y las coberturas son una constante. En lo mostrado no se ha visto cómo serán las batallas contra las criaturas, pero sí contra un grupo de rebeldes humanos que tienen como objetivo poner fin a La Orden para imponer un nuevo sistema.

A pesar de que aparentemente será un juego bastante lineal, se promete una amplia variedad de situaciones, como la posibilidad de escoger entre dos caminos y poder ver secuencias cinemáticas diferentes en cada ocasión, las cuáles algunas son interactivas. Tampoco estaremos exentos de los QTE, aunque en esta ocasión no se reducirán a pulsar un botón determinado para no tener que morir, sino que se darán diversas opciones que tendremos que buscar por la pantalla y elegir la que pensemos que será más adecuada. Toda una prueba de reflejos e intuición. Al final del vídeo mostrado vemos cómo el protagonista busca un cuchillo en el escenario para sentenciar a su enemigo.

Gracias al juego que tiene la mezcla de ambientaciones podremos ver utensilios realmente curiosos. Por ello, las armas serán de lo más sorprendentes, ya que parecen llegadas de un futuro que hasta nos sorprendería en la actualidad. Habrá bastantes más, pero se han mostrado varias. Destacan una ametralladora de rayos que se basa en la física eléctrica, un revólver con doble función aturdidora, un rifle de termitas que destroza las coberturas rivales o unas granadas adheribles. Una amplia cantidad de posibilidades que acarrearán que el frenetismo, la imprevisibilidad y la espectacularidad impere en los combates.

Seguro que The Order: 1886 estará repleto de multitud de pequeños detalles que lo harán especial. Al ser un producto exclusivo de PlayStation 4, tiene que sacar partido a todos los detalles de la máquina. Y por supuesto al DualShock 4. Aunque probablemente tenga más funciones en la versión final, hemos podido saber que gracias al panel táctil del mando será posible enviar mensajes en morse a un dirigible aliado, aunque no sabemos exactamente para qué fin.

Del apartado visual poco queda por aportar que no salte a la vista en imágenes. La espectacularidad de la aventura se centrará principalmente en sacar el máximo partido del hardware de la consola de Sony. Por ello, en Ready at Dawn quieren destacar por ofrecer un brillante motor de colisiones y explosiones en el que prácticamente todo elemento del escenario sea destruible. Incluido el más mínimo detalle que pueda pasar desapercibido. Por último, dos apuntes importantes. La jugabilidad mostrada transcurre a 30 frames por segundo, algo que quizás cambie cuando se publique la versión final. Lo que parece que se va a mantener es la resolución de 1920×800, lo que provocará que aparezcan las cinematográficas bandas negras en la parte superior e inferior de la pantalla. ¿Acierto o error? Cuestión de gustos.

IMPRESIONES: Aunque quizás sea atrevido decirlo, puede que The Order: 1886 se postule como uno de los primeros vendeconsolas de Sony en la nueva generación. El nacimiento de una nueva IP que a buen seguro no dejará indiferente a nadie. Su propuesta no es arriesgada sobre el terreno, pero sí sobre el trasfondo al mezclar elementos históricos con críticas sociales en una Londres de lo más pintoresca. Aun no tenemos fecha de lanzamiento, pero los pocos detalles que se han desvelado hasta el momento son suficientes para que esperemos algo grande.

José L. Ortega

———————————————————–

Juegos relacionados

No te quedes solo en el juego

  • Una película: Los Caballeros de la Mesa Cuadrada
  • Una canción: Knights of Cydonia, de Muse

Publicaciones relacionadas

Cerrar