Alan Taylor lo pasó mal dirigiendo Thor 2, y he aquí por qué

Cuando a uno le ponen en las manos la tarea de adaptar personajes y colecciones famosas en todo el mundo, y con la condición de que estas adaptaciones sean reconocibles y satisfagan a los fans, está claro que no todo van a ser champán y sonrisas. Hay directores como Joss Whedon, James Gunn, Jon Favreau o los hermanos Russo que han podido dejar su marca y hacer un gran trabajo con las licencias de Marvel en el cine, y eso no ha sido sin batallar contra el férreo control creativo de la editorial y sus imposiciones bajo el precepto de que quien paga manda. Pero Alan Taylor, director de Terminator: Génesis, no está entre ellos. Taylor dirigió Thor: El Mundo Oscuro y si le preguntan dirá que preferiría no volver a pasar por ello.

“He aprendido que no haces una película de 170 millones con el dinero de otro sin tener que colaborar mucho”, dice Taylor a Uproxx. “La experiencia con Marvel ha sido particularmente agotadora porque me dieron algo así como libertad absoluta cuando estábamos rodando, y luego se convirtió en una película diferente. Así que es algo que espero no repetir y que no le deseo a nadie”.

Duras declaraciones y no son las únicas acerca de la zarpa de hierro que se gasta Marvel Studios, y que está en el extremo opuesto al enfoque centrado en cineastas que Warner adopta con las adaptaciones de DC. Si bien no es menos cierto que otros directores se las han apañado para saber tratar con los productores y dejar ese regustillo personal en sus cintas, como alegó Kevin Feige recientemente a CinemaBlend: “Iron Man y Iron Man 2 son películas con el sello de Jon Favreau. Kenneth Branagh ha dejado su marca en todas partes en Thor. Capitán América: El Primer Vengador es una película del estilo de Joe Johnston. El mayor ejemplo de ello, mira Guardianes de la Galaxia con James Gunn. Y la que siempre señalo es Los Vengadores. Ya conocíamos la estructura general de la película cuando nos sentamos a negociar con Joss [Whedon], pero no creas que le dimos el guión hecho. Lo que le dijimos fue ‘aquí es donde creemos que debería empezar, así es como creemos que se debería introducir este personaje, sería divertido que pasara algo así aquí en medio y que al final se abriese un agujero y se llenase Manhattan de alienígenas’”.

Está claro que a nadie le gusta trabajar a disgusto y teniendo a señores encorbatados subidos a la chepa todo el día, pero también está claro que hay gente que lo lleva mejor y gente que lo lleva peor. De hecho, a pesar de las directrices “sugeridas” por Marvel, el propio Whedon ha filmado dos de sus películas de mayor envergadura y actuado como consultor creativo en buen número de otras. Esperemos que Alan Taylor se lo haya pasado mejor haciendo Terminator: Génesis, la cual acaba de estrenarse y no está recibiendo demasiado cariño por parte de la crítica precisamente. 

Publicaciones relacionadas

Cerrar