Ben-Hur: Análisis de la edición en Blu-ray steelbook

Ben-Hur: Análisis de la edición en Blu-ray steelbook

Gracias a nuestros amigos de Sony Pictures Home Entertainment, hemos podido analizar la edición doméstica en Blu-ray caja metálica exclusiva de Amazon de Ben-Hur, nueva e innovadora adaptación de la clásica historia de Ben-Hur, que busca un nuevo punto de vista de la novela homónima de Lewis Wallace (1880).

La película Ben-Hur ya está a la venta en las tiendas en DVD, Blu-ray y Blu-ray steelbook; así como también en alquiler y venta digital. De esta forma, llega al mercado doméstico español una película con un reparto rebosante de rostros conocidos, un director adrenalítico y una historia que busca ahondar en el mensaje presente en el relato original, el perdón.

En esta ocasión, el director es Timur Bekmambetov (Abraham Lincoln: Cazador de Vampiros), y cuenta con un reparto encabezado por Jack Huston (Orgullo + Prejuicio + Zombies), Toby Kebbell (Cuatro Fantásticos), Morgan Freeman (Ahora Me Ves 2), Rodrigo Santoro (Westworld: Almas de metal), Nazanin Boniadi (Homeland), Pilou Asbæk (Ghost in the Shell), Ayelet Zurer (Daredevil – Serie de TV), Sofia Black-D'Elia (Project Almanac), Marwan Kenzari (La Momia), Moises Arias (El Juego de Ender), James Cosmo (La Leyenda de Barney Thomson), Haluk Bilginer (Sueño de Invierno), Francesco Scianna (Mi Familia Italiana) y Dato Bakhtadze (La Hora Más Oscura), entre otros.

En la Antigua Roma, bajo el reinado de los emperadores Augusto y Tiberio (s. I d.C.), Judá Ben-Hur (Jack Huston), hijo de una familia noble de Jerusalén, y Messala (Toby Kebbell), tribuno romano que dirige los ejércitos de ocupación, son dos antiguos amigos que se criaron juntos; pero un accidente los convertirá en enemigos irreconciliables. Cuando Ben-Hur es acusado de atentar contra la vida del nuevo gobernador romano, Messala lo encarcelará y lo enviará a galeras para cumplir su condena. Pero su destino no es morir como esclavo, sino desafiar a un imperio participando en las peligrosas carreras de cuadrigas.

Ben-Hur se muestra en su versión en Blu-ray steelbook rebosante de extras, que hemos analizado para los lectores de AlfaBetaJuega. Esperamos que disfrutes tanto de los extras como hemos hecho nosotros de esta épica aventura. Así pues, nos hemos puesto manos a la obra para descubrir qué esconde esta edición doméstica.

El análisis del Blu-ray de Ben-Hur está completamente libre de spoilers, por si aún no has tenido la oportunidad de verla y quieres saber qué extras contiene.

Tráiler de cine:



Ben-Hur: El legado:

Al sopesar la invitación para unirse a Ben-Hur para producirla, la primera reacción del productor ejecutivo Mark Burnett fue de terror. La cinta de Charlton Heston fue la primera película de William Wyler que ganó premios de la Academia [concretamente ganó once premios Oscar, incluyendo Mejor Película, Mejor Director, Mejor Actor (Heston) y Mejor Actor Secundario (Griffith)]. Pero cuando se enteró de que sus hijos no habían oído hablar de ella, se dio cuenta de la gran cantidad de público que estaba listo para ver una nueva versión de Ben-Hur.

El primer borrador estaba fielmente basado en la novela de Lew Wallace, lo que recordó la fuerza que tenía esta historia para el productor, Sean Daniel, así como el hecho de que esta historia ha funcionado como novela épica. Pero además, también ha funcionado como producción teatral a principios del siglo XX, y también funcionó como una de las grandes películas mudas en el año 1926. Y, por supuesto, como una de las más grandes cintas de la historia, en manos del maestro William Wyler, en 1959.

De este modo, los productores creen que Ben-Hur cuenta con los elementos ante los que responderá el público de hoy en todo el mundo. Ben-Hur fue una novela del general Lew Wallace, publicada en 1880; explica su tataranieta, Carol Wallace. Ella añade que fue una figura maravillosa de la historia estadounidense del siglo XIX. Fue el general más joven de la Unión en la Guerra de Secesión. Llegó a ese puesto a los 37 años. Participó en la guerra Mexicano-Estadounidense. fue abogado en Indiana, y acabó siendo gobernador del territorio de Nuevo México.

Pero siempre Lew Wallace será recordado por su segundo libro, que se convirtió en la novela más vendida en el siglo XIX en Estados Unidos, debido a que los párrocos recomendaban su lectura a sus feligreses. Así, su descendiente repasa su vida y cómo acabó escribiendo Ben-Hur, y sus fuentes de inspiración. Cuando salió a la venta, tuvo un éxito moderado, pero ganó popularidad gracias al 'boca-oreja'.

La guionista y los productores aseguran que en esta historia de perdón y de dos hermanos, uno judío y otro romano que se crían juntos, había muchos elementos interesantes que no se habían reflejado en las otras películas, por lo que podían revivirla, no solamente contar otra vez la historia, sino hacerla válida para un público actual. En cuanto a las imágenes, en cuanto al aspecto espiritual, y la fe que está en el centro. Así pues. en lo esencial es una historia de perdón, en al que subyace la vida de Jesús; así como la creencia de que todos podemos ser mejores, y eso no ha cambiado con el tiempo.

El reparto épico:

Elegir el reparto fue todo un proceso complicado, porque se trata de personajes muy reconocibles de la historia del cine. Así que los productores se reunieron con mucha gente y pensaron en muchas posibilidades, asegura el productor Sean Daniel; que prosigue que sabían que necesitaban actores muy carismáticos y potentes para cada papel. Pero para Judá Ben-Hur y Messala necesitaban a dos hermano de sitios completamente diferentes a quienes, al mismo tiempo, les pasan tantas cosas, se hacen tantas cosas, y en esta película [SPOILER] acaban perdonándose [SPOILER].

El productor Mark Burnett explica que la elección del actor encargado de interpretar a Judá era una decisión importantísima. Los espectadores de generaciones anteriores siempre tendrán grabada en la mente la imagen de Charlton Heston como este personaje. Así, tanto el estudio como el director insistieron, con toda la razón del mundo, en que debía ser alguien capaz de representar ese nivel de emoción. Pero también debía tener vitalidad y fuerza. Por eso, cree que "Jack Huston fue una elección increíble". El primer contacto con el actor fue por Boardwalk Empire, porque les encantaba su personaje a los productores. Así, tras la prueba, comprendieron que ya tenían a su Ben-Hur.

Por su parte, Jack Huston confiesa que del proyecto le interesaba el papel de Messala, porque creía que irían a por una súperestrella para el papel principal. Así que se sentó con el director, y empezaron a hablar de Messala, e hizo la prueba para el papel. Pero semanas después le llamó el estudio diciéndole que no encontraban a un actor para Judá, y que pensaban que él estaría bien. Tras su desconcierto inicial, pensó que había ganado con el cambio.

El papel de Messala recayó finalmente en Toby Kebbell, un papel muy complicado, al que el actor lo define como alguien que sigue el recorrido de un niño adoptado, que tiene riqueza y fortuna que no le pertenece, que siente que ése no es su lugar, y está desesperado por demostrar lo que vale.

Si se hace un remake, se hace un calco, pero aquí querían reimaginar, como en el papel que asume Morgan Freeman, Ilderim, que no es un jeque. Pero tiene todos los atributos que se le suponen, con toda la riqueza y la pasión por las apuestas. El director Timur Bekmambetov confiesa que uno de los motivos por los que decidió hacer esta película fue porque tendría a Morgan Freeman en el proyecto, porque comprendió que con el actor como Ilderim toda la película tendría sentido, porque el personaje es un mentor, y el intérprete afroamericano es famoso por crear personajes que son mentores.

Pero también es importante contar con personajes femeninos fuertes, como los de Naomi y Tirzah. Así, Ayelet y Sophie están perfectas en estos papeles, además de Nazanin Boniadi en el papel de Esther, aseveran los productores. Con ellas, "la voz femenina no se pierde en esta historia llena de testosterona. Por otra parte, "¿cómo te preparas para interpretar a Jesús?", se pregunta Rodrigo Santoro, añadiendo que "es una responsabilidad enorme, pero también una oportunidad única, de explorar y practicar sus enseñanzas".

Una historia para nuestro tiempo:

La decisión y el esfuerzo de abordar la recreación de Ben-Hur para esta época era algo que requería una reflexión profunda, indica el productor Sean Daniel. El aspecto, la sensación y la exactitud histórica, tenía que ser todo perfecto. Lo primero que dijo Bekmambetov fue que no le interesaba hacer esta película, pero el productor Sean Daniel le insistió en que leyese el guión. Una vez lo hizo, entendió que debía dirigirla.

Los productores aseguran que Timur aporta un enfoque moderno, una mirada emocional, que funciona muy bien. añaden que profundizó en la historia, en las imágenes y realizó una rigurosa investigación histórica. El director buscaba que todo fuera muy real, muy visceral. Prosiguen detallando el plan de producción de la película, donde un pueblo del sur de Italia, llamado Matera, sería Judea y Jerusalén, por lo que tuvieron que utilizar los estudios Cinecittá de Roma como sede, al igual que en Zoolander No. 2.

La carrera de cuadrigas:

La pieza clave de Ben-Hur es una de las escenas épicas del cine, la carrera de cuadrigas. Por lo que el equipo debía encontrar la forma de hacer su propia versión de este evento que desafía a la muerte. La clave era ganarse la emoción en cada escena, donde no solamente debe importarle al espectador lo que le pase a Ben-Hur, sino también lo que ocurra con Messala, asegura John Ridley, co-guionista y productor ejecutivo; añadiendo que lo importante es que ninguno de los bandos es malo.

Por su parte, la productora ejecutiva Roma Downey incide en que la escena de las carreras de cuadrigas es la parte más emocionante del rodaje. En la pista de carreras había corriendo 32 caballos a la vez. Así pues, la carrera se tardó en rodar nada menos que 33 días, construyendo el coliseo en Roma, en una zona de Cinecittá World, que era un descampado. Tuvieron que construir la pista, el estadio y las cuadrigas; todo ello siendo fiel a la historia.

Cada cuadriga pertenece a una nacionalidad diferente, donde está la de Judá, la persa, la árabe, la griega, la etíope, la egipcia, la siria y la romana de Messala. El coordinador de caballos, Steve Dent, explica que llegaron a tener 87 caballos para el rodaje, y el mismo número de personas, incluyendo los especialistas. Básicamente, 72 caballos fueron para la carrera, y el resto eran para montar y entrenar. A continuación, Toby Kebbell cuenta su experiencia con los caballos, y las malas jugadas que le hicieron mientras los montaba en la cuadriga.

Por otro lado, Timur explica que Phil Neilson, director de segunda unidad, fue clave porque estaba al mano de la unidad encargada de la acción. el director creó la animación digital para esta secuencia, de la que Neilson partió y añadió más detalles. El director de la segunda unidad disecciona el rodaje, donde usaron drones y cámaras escondidas en la arena para conseguir planos diferentes a los convencionales.

Una historia de Cristo:

La mayoría recuerdan a Ben-Hur como una historia de aventuras, sobre un hombre que entra en conflicto con el Imperio Romano. Pero para Lew Wallace, en realidad era una exploración de la época de Jesús, y la exploración personal de su propia fe. Por lo que escribió Ben-Hur para transportarse al origen del cristianismo, y averiguar si Cristo había sido una figura divina o no. Al final decidió que sí lo había sido, sentencia su tataranieta.

Como estaban rodando en Roma, tuvieron la oportunidad de ir a la Plaza de San Pedro, a la bendición papal. Rodrigo le comentó al Papa Francisco que iba a interpretar a Jesús en Ben-Hur, y éste le dio la bendición. A diferencia de la versión de 1959, en esta versión sí que se le ve la cara a Jesús, y que haya una conexión emocional entre Ben-Hur y Jesús.

Los productores resaltan que gracias a su relación con Jesús, Judá siente una curación en su corazón que cambia su vida para siempre. Además, vemos como Rodrigo Santoro practicó con madera para poder aparentar ser un experto carpintero, recibiendo incluso clases de un auténtico carpintero de Matera. A su vez, muestran las horas de maquillaje y la recreación de la crucifixión que aparece en la película.

Escenas eliminadas y ampliadas.


Por último, esperemos que disfrutes de la compra de Ben-Hur, ya disponible para llevártela a casa en DVD, Blu-ray y Blu-ray steelbook (exclusiva de Amazon), así como también en alquiler y venta digital. Y así podrás verla todas las veces que quieras, tanto en su versión doblada al castellano como en su formato original, en inglés. 

Cerrar