El Caballero Oscuro: Ocho formas en las que Christian Bale dio personalidad a la trilogía

El Caballero Oscuro: Ocho formas en las que Christian Bale dio personalidad a la trilogía

Christian Bale ya no es Batman, ahora ese honor le corresponde a Ben Affleck, pero la huella que ha dejado este actor del método en el papel del Caballero Oscuro durante la pasada trilogía de películas de Christopher Nolan ha sido muy hondo. A ello ha ayudado que Bale, que en ocasiones es un actor con el que no es nada fácil tratar, haya perfilado su papel con estos ocho factores que no son demasiado conocidos por el gran público.

Pero aunque puede que tú no los conozcas todos, en WhatCulture sí, y te los traen en un cómodo vídeo de cinco minutos que te los desgrana al detalle. No obstante, y pensando en quienes no dominen mucho la lengua de Shakespeare, aquí te los relatamos en cristiano para que, en lo sucesivo, aprecies en toda su profundidad el poso que ha dejado el paso de Bale por las mallas de Batman. Son los siguientes:

1. Imitó el acento americano a la perfección, tanto durante el rodaje del film como durante la promoción de éste, puesto que Bale consideró que escuchar a Bruce Wayne hablar de una manera en la película y a él de otra en entrevista no era adecuado.

2. Se negó a que hubiese un Robin en las películas, llegando a amenazar con no volver a ser Batman si tenía que compartir pantalla con un compañero con leotardos. Robin está ausente del grueso de la trilogía, y solo al final de éste hay una clara mención con Bale fuera de pantalla.

3. Bale odiaba el traje de Batman, porque decía que le daba calor, le hacía sudar a mares y le provocaba jaqueca.

4. Bale es uno de esos actores capaz de cambiar su forma física radicalmente de una película a otra, y por ello pasó de ser un tirillas en El Maquinista a ponerse como un mulo, algo que no es muy saludable.



5. Creó una voz distintiva para el personaje de manera que en la propia audición sin necesidad de ponerse el traje se diferenciase su papel de Bruce Wayne del de Batman.



6. Esta voz, que luego mantuvo en la película, le costó repetidas afonías a lo largo de la producción de las tres películas.



7. Se quedó dormido en el set, pero no por vago, sino porque es un actor del método. Para interpretar una escena en la que debe mostrarse desorientado cuando Alfred le despierta, Bale se durmió por completo ante el asombro de un Michael Caine que se lo encontró en brazos de Morfeo.



8. Dijo no a 50 millones de dólares por volver al personaje en Batman v Superman, preservando su visión en la trilogía del Caballero Oscuro como algo independiente.

¿Conocías estos ocho datos?
 

Publicaciones relacionadas

Cerrar