El truco del Jóker y el lápiz en El Caballero Oscuro, desmontado por la ciencia

El Jóker interpretado por el difunto Heath Ledger es una de las versiones del villano de DC más queridas tanto por fans como por amantes del cine. El gran villano de El Caballero Oscuro hacía gala de una presencia incómoda y cargada con ese tono burlesco y esquizofrénico propios de un demente de su calibre, dando pie a escenas realmente memorables. Una de ellas, quizá de las más recordadas, nos muestra cómo asesina a uno de sus secuaces con un simple lápiz. Pero, ¿hasta qué punto era realista esta secuencia?

Nerdist se ha preguntado lo mismo y ha procedido a estudiar todos los factores implicados. Para el que no lo recuerde, el «truco del lápiz» del Jóker consistía en clavar uno encima de una mesa y golpearlo con la cabeza de una persona para hacerlo desaparecer. Evidentemente desaparecía, pero el sujeto empleado fallecía al instante. Impactante cuanto menos, el realismo de este momento de la película dista muchísimo de ser fiel a lo que sucedería en nuestro mundo.

Tal y como explican en el vídeo que veréis a continuación, es cierto que el lápiz puede quedarse dentro del cráneo debido al tamaño de ambos. Sin embargo, al entrar por el ojo, su mortalidad sería bastante reducida. En teoría, solo un 13% de personas que fuesen víctimas de este macabro truco morirían. El resto, de hecho, además de sobrevivir podría recuperar todas sus funciones neurológicas, a pesar de los riesgos que implicaría la infección por la herida.

En resumidas cuentas, si alguno de los allí presentes hubiera llevado a ese pobre secuaz al hospital de Gotham, habría sobrevivido, aunque probablemente tendría cierta fobia a los lápices. Una pena que la hospitalidad no fuera el punto fuerte de estos personajes de El Caballero Oscuro, y mucho menos del Jóker.

 

 

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.

Publicaciones relacionadas

Cerrar