Natalie Portman cree que es bueno que su hijo no haya visto nunca Star Wars

Natalie Portman cree que es bueno que su hijo no haya visto nunca Star Wars

Natalie Portman ya no está vinculada a la saga Star Wars, y pese a que su personaje es de cierta importancia dentro del canon, lo cierto es que con todas las reivindicaciones y guiños que ha habido hacia otros personajes en la nueva trilogía de películas, Padmé Amidala no está entre aquellos a los que se ha rendido homenaje o siquiera dirigido un recuerdo. La actriz, esto lo lleva bien. Y su hijo, incluso mejor. Y es que el retoño de Natalie Portman no muestra interés en ver las películas de la saga. Prefiere los juguetes.

Portman ha comparecido en el programa de Jimmy Kimmel, un popular late show de la televisión estadounidense por el que pasan toda clase de invitados famosos, y ha respondido a la pregunta de su anfitrión sobre su hijo era de Star Wars con una negativa. No porque su madre apareciera en las películas peor valoradas de toda la saga, sino porque, sencillamente, no le nace.

Al parecer, al todavía muy joven Aleph Portman-Millepied no le apetece ver ninguna de las películas de Star Wars, mostrando un nulo interés en cualquiera de ellas. Ni siquiera en las que aparece su madre. Lo que sí le atrase, en cambio, son los juguetes que llevan el sello de la franquicia. Y Natalie Portman cree que esta preferencia sobre las películas es algo bueno para él.

Tal como recoge el portal Tomatazos, Natalie Portman cree que es positivo que su hijo no muestre interés por las películas de Star Wars, pese a que el niño estuvo en el set de rodaje de Star Wars: Los Últimos Jedi con su madre, invitados ambos por el actor Oscar Isaac. Portman contó a Jimmy Kimmel que, si bien en las películas no muestra interés, lo que sí le gusta a su hijo son las producciones animadas y productos de merchandising con el sello de la franquicia de Lucas. Y cree que esto es bueno porque así puede inventar sus propias historias en su imaginación.

«Soy una madre genial», contaba la actriz. «Fuimos a visitar el set de rodaje [de Star Wars]. Él conoce las películas, porque ya sabes que los niños aprenden qué es Star Wars antes que el alfabeto. Yo prefiero que tenga los juguetes, y los tiene, porque creo que es mucho mejor para su imaginación en comparación a ver las películas».

Desde luego, una película que Natalie Portman no dejará ver a su hijo es Star Wars Episodio III: La Venganza de los Sith. Y pese a que muchos desearían poder olvidar que la vieron, junto con las dos que la precedieron, el motivo es que Portman no quiere que su hijo la vea morir en pantalla en los compases finales de la cinta.

Aleph siempre puede esperar a hacerse más mayor, suscribirse al servicio de streaming de Disney y darse una maratón si algún día le apetece. Pero por si acaso, que no se entere su madre.

Cerrar