Cómo conseguir y utilizar la invocación Leviatán en Final Fantasy VII Remake

leviatán ffvii remake

Leviatán es una de las invocaciones más clásicas y poderosas que ha pertenecido a la serie Final Fantasy. El azote de los mares tampoco falta a su cita con Final Fantasy VII Remake, siendo uno de los grandes retos en relación a los combates virtuales que te ofrece Chadley para aumentar tu cantera de invocaciones disponibles. Sin duda, es una de las elecciones que no puede faltar para complementar tus combates, aunque has de saber que requiere de varias tareas para desbloquearlo.

En nuestra guía de Final Fantasy VII Remake vamos a mostrarte todo lo que necesitas saber para conseguir la invocación de Leviatán, primero para desbloquear el combate correspondiente, pasando por cómo vencerlo y contándote la habilidades que tiene esta imponente invocación. Será mejor que vayas bien preparado, porque no te va a poner las cosas nada fáciles.

Qué hacer para desbloquear a Leviatán

Leviatán es el decimoquinto informe de combate de Chadley, por lo que deberás cumplir los 14 anteriores para poder desbloquear el combate virtual contra esta magnífica bestia. Una vez lo hagas, tendrás que tener en cuenta que es bastante poderoso, por lo que es recomendable enfrentarte a él con tres miembros del equipo y un nivel de 30, como mínimo. Con ello, ataca con hechizos Electro y vigila muy bien sus ataques, especialmente Marea profunda, que puede acabar con todo tu grupo si no vigilas la salud. Por el resto, la batalla debe desarrollarse de un modo bastante cómodo, si sabes estudiar bien su patrón de movimientos.

Habilidades de Leviatán en FFVII Remake

  • Corriente arrolladora (dos barras de BTC). Ataca con varios proyectiles que golpean en diversas ocasiones al objetivo.
  • Acuarrayo (dos barras de BTC). Genera un rayo acuático que golpea al enemigo y aumenta su barra de vulnerabilidad.
  • Habilidad especial: Marea profunda. Arrolla al enemigo con una potente ola marítima que genera un enorme daño con el impacto.

Juan Montes

Comunicador y apasionado de los videojuegos de aventuras, rol y plataformas. Crecí junto a un marsupial y blandiendo la llave espada; ahora acompaño a cazarrecompensas, asaltatumbas y luciérnagas con la misma pasión.
Cerrar