Age of Empires: Definitive Edition vuelve por la puerta grande

La estrategia siempre ha sido uno de los géneros más populares para los jugadores de PC. Los tiempos han cambiado y ahora quien quiere estrategia suele decantarse por shooters tácticos, MOBAs o videojuegos de cartas estratégicos, pero todavía son muchos los puristas que echan en falta los grandes clásicos. Algunas compañías siguen apostando por la estrategia más pura, y lo que hoy vamos a comentar merece estar en el podio de esa categoría.

Nos estamos refiriendo a la franquicia Age of Empires, que nació hace nada menos que veintiún años y que ahora va a regresar de la mejor forma posible. Y es que Microsoft ha estado trabajando durante meses en Age of Empires: Definitive Edition, que devolverá la gloria a la saga de estrategia en tiempo real más popular de la historia con una versión mejorada y exclusiva de Windows 10 que ningún fan (y tampoco los que todavía no son fans) debería perderse.

Es precisamente hoy cuando este Age of Empires: Definitive Edition ha llegado y ya está disponible para su compra, pero desde la compañía de Redmond aseguraron tiempo atrás que si su obra tiene cierto éxito se repetirá este mismo proceso con las entregas número dos y tres de la saga, por lo que probablemente acabaremos disfrutando de versiones muy mejoradas de algunos de los grandes títulos de estrategia de todos los tiempos.

La gran mejoría de este Age of Empires: Definitive Edition es que podremos disfrutar de él en una resolución 4K, siempre y cuando tengamos un monitor 4K en el que hacerlo. Pero eso no es todo, pues también se ha incrementado la calidad de las texturas y los modelados, así como también se ha remasterizado la banda sonora y los sonidos del videojuego. Todo un lavado de cara técnico para un videojuego que sigue brillando, y de qué manera, en lo jugable.

Todos los demás aspectos que convirtieron al primer Age of Empires en lo que todavía a día de hoy es permanecen intactos. Nos situamos en una historia que comienza en la temprana Edad de Piedra y que termina en la Edad de Hierro. Pero lo mejor de todo es que tenemos para elegir entre doce civilizaciones, cada una con sus rasgos distintivos y que ofrecerán una experiencia de juego completamente diferente dependiendo de nuestra elección.

Hablamos de Grecia, Minoica, Fenicia, Egipto, Asiria, Sumeria, Babilonia, Persia, Hitita, Shang, Choson y Yamato. Eso sí, con la expansión The Rise of Rome, que también viene incluida en esta Definitive Edition, tuvimos acceso a cuatro civilizaciones más, a saber: Roma, Palmira, Macedonia y Cartago. Todas ellas de estilo romano y occidental y que aumentaban en gran medida las posibilidades jugables del título.

De hecho, con The Rise of Rome también aterrizaron nuevos conceptos jugables que a día de hoy parecen una obviedad en el terreno de los RTS (real time strategy o estrategia en tiempo real) pero que no venían en el videojuego original. Nos referimos a la posibilidad de hacer doble clic en una unidad para señalar a todas las de su mismo tipo o crear colas de producción para que cuando acabase de crearse algo pasase directamente a lo siguiente sin tener que volver nosotros a hacerlo de forma manual.

Tan solo son pequeños atajos para facilitarnos las cosas y hacerlas menos tediosas, pero en el fondo parte del encanto del Age of Empires original reside precisamente en este tipo de cosas. El primer título de la saga también contaba con cuatro campañas para aquellos que querían tener algo de carácter más histórico y no centrarse únicamente en la vertiente libre que, de todos modos, es siempre la más divertida de cualquier videojuego del género de estrategia en tiempo real.

Las campañas de este Age of Empires son Ascenso de Egipto, Ecos de Babilonia, Gloria de Grecia y Imperio Yamato del Sol Naciente, a lo que hay que añadir otras cuatro de la expansión The Rise of Rome: El auge de Roma, Ave César, Pax Romana y Los enemigos de Roma. Ni que decir tiene que superar todas estas campañas ya te llevará decenas y decenas de horas, a lo que cabe añadir el modo libre, que es cuando de verdad comenzarás a experimentar las verdaderas grandezas de este juego.

Age of Empires: Definitive Edition ya está aquí y tú ya puedes disfrutarlo en Windows 10 si así lo deseas. Puede que muchos videojuegos de estrategia en tiempo real modernos superen en herramientas y accesibilidad a este primer Age of Empires, pero revivir una de las grandes aventuras que el género ha dejado a lo largo de su historia es un hito que ningún amante de la estrategia debería perderse. Experiméntalo por ti mismo y verás como tenemos razón.

Cerrar