Asesinan a una jugadora de Pokémon GO que fue testigo de un crimen

Estaba jugando en el momento equivocado.

Pokémon GO PokéParadas

Una jugadora de Pokémon GO ha sido asesinada en Albuquerque, New Mexico. Cayla Campos era una chica de 21 años que estaba jugando a Pokémon GO con su novio. Por desgracia ambos fueron testigos de un robo a mano armada a un conductor de otro coche. La pareja, al ver la escena, dejaron de jugar y salieron rápido de la zona, el ladrón se percató y disparó a su coche, impactando en la parte trasera de la cabeza de Cayla y chocó su coche.

Como reporta GameRant, la policía aún no ha identificado a los sospechosos involucrados en el tiroteo. El mejor amigo de Campos, Cody Bell, habló con la emisora de noticias local KRQE después del tiroteo. «El hecho de saber que no volveré a verla ni a hablar con ella… Sólo lamento que le hayan quitado la vida tan pronto», dijo Bell a los periodistas. «Siento que hay una parte de mí que falta ahora.»

Es muy triste pensar que porque dos jóvenes querían ir a buscar Pokémon tranquilamente, un tarado con acceso a armas acabe con la vida de uno de ellos. Seguramente los medios generalistas culparán a los jóvenes por querer jugar a Pokémon GO o encontrarán alguna relación entre Fortnite y el ladrón. Como viene siendo costumbre cada vez que pasa una desgracia, siempre hay que relacionarlo con videojuegos.

Daniel Villagrasa

Xboxer para unos, sonyer para otros, pero no veas lo que me gusta disfrutar de ambas plataformas. Jugando desde que tengo memoria y aprovechando a la mínima para deciros lo mucho que quiero a Hideo Kojima.

Publicaciones relacionadas

Cerrar