Así es Tiny Bubbles, un adorable y burbujeante juego de puzzles para PC

Burbujas, el antiestrés de la naturaleza. Verlas flotar es algo que da una inusual paz interior, y provocarlas es una de las diversiones que más entusiasman a la tierna niñez. Salvo beber agua jabonosa, no hay apenas nada que no venga aparejado de burbujas y que sea manifiestamente maligno, como por ejemplo, las bebidas carbonatadas, el adictivo plástico de embalaje o el Bubble Bobble y su spin-off Puzzle Bobble. Las burbujas pueden ser nuestro pasaporte hacia un estado anímico más favorable, o pueden ser el mayor reto para nuestro cerebro, como nos va a demostrar Tiny Bubbles desde Steam.

Tiny Bubbles es un juego independiente desarrollado por Pine Street Codeworks que nos pone ante una premisa simple, que no fácil, y es agrupar grupos de 4 burbujas del mismo color. ¿Cómo? Pues inyectando colores, que tendremos en un orden determinado a las burbujas transparentes que tendremos en cada pantalla. Parece mucho más sencillo de lo que lo es, como puede dar fe de ello PC Gamer, y esto es solo una de las metas del juego.

Nuestro cometido puede ser diferente en otros momentos para complicarnos la misión, de modo que determinados niveles el objetivo puede ser hacer eliminar solamente las burbujas de un determinado color, o al contrario, evitar que las de un determinado color desaparezcan. O que el juego nos inste a experimentar con los colores mezclándolos para obtener la tonalidad necesaria que, de otro modo, no conseguiríamos.

Además, dado que el juego usa tickets para permitir que los jugadores avancen cuando estén atascados, PC Gamer preguntó a Stu Denman, diseñador del juego, sobre las microtransacciones: «No hay compras«, ratifica Denman, que señala que los tickets se ganan con el tiempo y que solo es una manera de darles más valor. Por tanto, es una experiencia inocente y alejada de las tretas actuales de micropagos que podrás encontrar en Steam, si es que buscas un juego simple de inteligencia, pero no por ello demasiado fácil.

 

Cerrar