Assassin’s Creed Origins promete unas misiones secundarias muy diferentes

Un videojuego largo no tiene por qué ser divertido. Muchos títulos abusan de la repetición de mecánicas en misiones secundarias que dan la impresión de estar dentro de la película ‘El Día de la Marmota’. Un asunto del que pretende huir Assassin’s Creed Origins, por lo que esta nueva entrega pretende que los jugadores tengan la sensación de estar haciendo algo único cada vez que realicen uno de estos encargos.

Así lo ha explicado Ashraf Ismail, director de Assassin’s Creed Origins, a través de Twitter en donde ha hablado con varios usuarios sobre las características de este videojuego. Entre las cuestiones, entre ellas las características de las misiones, a lo que el director del juego ha explicado que «cada misión es única». Ismail también ha confirmado que los puntos de golpeo en la pantalla se pueden ocultar, que se podrá explorar la ciudad de Alejandría y que el juego cuenta con un botón de configuración en combate, al más puro estilo Dark Souls.

Una fantástica información sobre Assassin’s Creed Origins, título que también planea dar vida propia a cada NPC del juego.

 

Cerrar