Bloodborne cuenta con una legión de jugadores que aún buscan secretos

Bloodborne cuenta con una legión de jugadores que aún buscan secretos

Se hacen llamar los Saqueadores de Tumbas y no operan en cementerios, aunque sí que lo hacen en un lugar igual de tétrico: Bloodborne, el juego de From Software que está a punto de cumplir dos años y que todavía guarda secretos. Al menos eso es lo que creen los jugadores que pertenecen a este grupo y que dedican parte de su tiempo a descifrar todos los enigmas que se ocultan en este videojuego.

Tal y como explica Kotaku, este grupo fue ideado por Fred Riley, jugador de Bloodborne, en diciembre de 2015 tras vestirse como un buscador de tumbas y empezar una labor de búqueda por todos los escenarios del videojuego. A este usuario pronto se le unió otro amigo gracias al modo online del título, y más adelante el número creció. Para entrar a este grupo sólo hacía falta un requisito: ataviarse como el mencionado personaje del juego.

En un principio los Saqueadores de Tumbas comenzaron a buscar en el juego, pero pronto se dedicaron a analizar otros escenarios como las mazmorras aleatorias creadas a partir de los cálices de raíz en Bloodborne. Esta arbitrariedad es precisamente lo que más gusta a este grupo, ya que creen que es así como podrán encontrar algo inédito en el videojuego.

“Lo que buscamos incluye jefes raros, enemigos raros, respawn nunca vistos de algunos jefes, escenarios distintos,…”, explica Connor Therrien, uno de los Saqueadores de Tumbas. La búsqueda de estos secretos lleva a los jugadores de Bloodborne a tomarse muy en serio esta labora realizando distintas ofrendas con el fin de aumentar la potencia de los enemigos y encontrarse con un rival jamás visto con anterioridad.

¿Te gustaría unirte a estos buscadores de secretos? Lo que pronto dejará de ser un enigma es el libro de arte de Bloodborne, el cual estará disponible a partir de este año en Occidente.

Publicaciones relacionadas

Cerrar