Caen las acciones de Nintendo después de que se reajustaran sus previsiones para el año

El anuncio de Nintendo de la revisión a la baja de sus cifras previstas para el ejercicio fiscal, y especialmente de ese balance de pérdidas netas valorado en 247 millones de euros, ha hecho mella en la cotización de sus acciones, ya que la reacción negativa de sus inversores se ha traducido sobre el parqué de la Bolsa de Tokyo en una caída en el valor de estas. Un poco habitual 18% ha sido el descenso que ha experimentado el precio de las acciones de la gran N, que inicialmente pronosticó que cerraría el año con beneficios.

El mal año de Wii U y el excesivo optimismo en unas ventas de 3DS que sin ser en absoluto malas no han cumplido las desmesuradas expectativas que se tenía has hecho que la empresa, quizá por curarse en salud y presentar luego unos resultados finales menos alarmantes, tire muy por lo bajo en sus nuevos pronósticos, pero esto, como informa la BBC, ha puesto en alerta a sus accionistas, que se han lanzado a vender provocando este desplome. En el mismo medio, y posteriormente a que se supiera que Nintendo comienza a mirar al mercado de los móviles, se lanza este vaticinio por parte de los analistas: “Creemos que un Mario para móviles está cerca”, dicen desde la firma Jeffereys. Quizá no estaría de más mantener la cabeza fría y un sano escepticismo hasta que llegue el 31 de marzo

Publicaciones relacionadas

Cerrar