Call of Duty: WWII quiere contar con el modo zombis más terrorífico de la saga

La recta final para el lanzamiento de Call Of Duty: WWII está a punto de concluir. La nueva entrega del aclamado FPS de Activision aterriza en consolas y PC el próximo 3 de noviembre con una nueva visión de los acontecimiento de la II Guerra Mundial, pero también con un giro de tuerca al también famoso modo zombis que incluirá y que lo hará mucho más terrorífico y crudo.

Sledgehammer quiere que pasemos miedo mientras aguantamos hordas de muertos vivientes. En una reciente entrevista en vídeo publicada en el canal de YouTube de PlayStation, Cameron Dayton y Jon Horsley, director creativo del juego y responsable del modo zombis, respectivamente, han ofrecido un pequeño avance sobre lo que nos espera con esta vertiente del nuevo Call of Duty. Ambos aseguran que la esencia permanece intacta, que los jugadores volverán a compartir partidas a 4 frente a ingentes cantidades de enemigos; sin embargo, hacen hincapié en insuflar miedo al jugador.

«Es como un survival, pero con diferentes capas», comenta Dayton en un momento de la entrevista; «a medida que te mueves por diferentes partes del nivel y sobrevives a oleadas de zombis cada vez más rápidos y poderosos, pistas y elementos de lo que podríamos llamar capítulos de esta historia se van desvelando».

Quieren ofrecer una trama con la que captar más la atención del jugador mientras lo mantienen en tensión jugando con diferentes formas de miedo. Sobresaltos, persecuciones y el choque entre una entrañable aldea nevada y un terrorífico conjunto de instalaciones donde los nazis experimentan son algunos de los mecanismos que los chicos de Sledgehammer aprovechan para conseguir lo que quieren. ¿Lo conseguirán?

Mientras esa duda sigue en el aire, puedes echar un vistazo a esta entrevista en vídeo mientras te preparas para acabar con los nazis y su contrapartida zombi el próximo 3 de noviembre. Call of Duty: WWII está ya a la vuelta de la esquina.

 

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.
Cerrar