Cinco héroes de cómic que el tiempo dejó en el olvido

Cinco héroes de cómic que el tiempo dejó en el olvido

Los anales de la historia de los cómics han dejado muchos héroes para el recuerdo. Desde aventureros pulp y vigilantes callejeros enmascarados a metahumanos superpoderosos capaces de desafiar las leyes de la física, tanto en Marvel como en DC, así como en otras editoriales del panorama estadounidense desde hace cerca de 80 años ha habido héroes de cómic que conquistaban la imaginación. Aunque de ellos, muchos están olvidados.

Porque dejando a un lado los hábitos de publicación de los materiales estadounidenses en nuestro país, incluso en su propio mercado de origen hay que ser bastante fan para recordar a individuos como Green Spider, de la Charlton, un claro antecedente de Spiderman, o a la luchadora patriota Liberty Belle, de DC.

Hay una buena selección de personajes del noveno arte que han quedado sepultados bajo las arenas del tiempo, pero Nerdist ha rescatado a 5 de ellos a través de su espacio The Dan Cave para que brevemente vuelvan a vivir en esta lista:

Olga Mesmer, la chica con rayos X en los ojos: Tal como reza su título, era una mujer con visión de rayos X. Además, contaba con superfuerza. El motivo es que su padre era un científico loco que la sometió a radiación cuando era niña y su madre era una reina exiliada de Venus. Pero su mayor mérito es ser anterior a Superman. Su corta vida editorial duró de 1937 a 1938.

The Fighting Hobo: El «vagabundo luchador» era Butch Brogan, un tipo obsesionado con un ejemplar de Hamlet cuya lectura le llevó a querer luchar contra el crimen. Sorprendentemente solo contó con una aventura en 1942 y nunca más se supo.

The Blonde Phantom: La precursora de la Viuda Negra en Marvel, cuando aún se llamaba Timely Comics, es este personaje de los años cuarenta. Investigadora de día, luchadora contra el crimen experta en artes marciales de noche, Louis Grant volvió de manera esporádica. Ahora tiene la oportunidad de regresar definitivamente de entre los muertos y tomar el relevo de la Agente Carter.

Stardust, el Supermago: Creado en 1939, ya con Superman en circulación, Stardust era «un alienígena cuyo vasto conocimiento de la ciencia interplanetaria le ha llevado a ser el hombre más remarcable que jamás ha habido». Vive en su propia estrella, vigila el crimen por toda la galaxia y no se anda con chiquitas. Transformó a un científico malvado en gusano y lo echó a una bandada de buitres gigantes venusianos. No te metas con él.

Jill Trent, la detective científica: Habilidades detectivescas y formación científica es todo lo que necesita Jill Trent para resolver casos y patear traseros junto a su mejor amiga, Daisy Smythe. Curiosamente, Jill puede ser una de las primeras heroínas LGTB reconocidas de la historia.

¿Deberían reeditar las aventuras de alguno de ellos?

Publicaciones relacionadas

Cerrar