Compra una PlayStation 4 por Navidad y recibe dos bolsas de piedras

No sabemos muy bien si esta historia podría catalogarse como trágica o cómica, pero lo cierto es que no se trata de una inocentada sino de una historia real que ha tenido a su dueño en vilo y a punto de estropear la Navidad de una niña.

Todo comenzó cuando Igor Baksht se acercó a uno de los centros Wallmart para hacerse con el flamante regalo que iba a recibir su sobrina estas Navidades, una PlayStation 4, y tras entregarle la caja, bastante pesada, el dependiente le explicó que la rebaja en su precio se debía a que era un producto devuelto. Baksht no se preocupó por ello pues por lo general los productos devueltos son reacondicionados, y lo cierto es que el no tenía ni idea de cuánto pesaba realmente una PlayStation 4. No obstante, al llegar a casa decidió abrir la consola para comprobar que todo estaba en perfectas condiciones y entonces, sorpresa: dentro se encontró dos bolsas llenas de piedras, tal y como leemos en Kotaku.

Automáticamente Bakht volvió a la tienda, pero para aquel entonces ya había cerrado. Acudió entonces a un Walmart 24 horas, pero no se hicieron responsables del cambio. A la mañana siguiente volvió de nuevo al primer centro, y al denunciar el problema se encontró con un muro: le dijeron que no podían ni cambiarle el producto ni devolverle el dinero porque no tenían prueba alguna de que no hubiera puesto las piedras él mismo. 

El caso acabó llegando a las noticias, como podéis ver en el vídeo al final del texto, donde Baksht se lamentaba diciendo: "No he robado nada en mi vida. La cosa más criminal que he hecho es tener una multa de tráfico." Finalmente, y tras recibir muchos apoyos, el 24 de diciembre Baksht recibió una llamada del encargado de Wallmart, diciendo que podía llevar la caja de vuelta al establecimiento y que le sería devuelto su dinero. En un comunicado oficial, no obstante, dijeron que seguían sin tener forma alguna de verificar la historia del hombre, pero que querían darle el beneficio de la duda.

¿Qué pensáis?

Publicaciones relacionadas

Cerrar