Crash Bandicoot y los niveles más ocultos de la trilogía original

Crash Bandicoot y los niveles más ocultos de la trilogía original

Queda poco más de un mes para uno de los regresos más esperados de todo el año. Efectivamente, estamos hablando de Crash Bandicoot, que vivió una época dorada en la primera PlayStation de la mano de Naughty Dog pero que comenzó a perder fuelle con el cambio de propietarios. Ahora, más de veinte años después de su lanzamiento original, el emblema del universo PlayStation está a punto de regresar a nuestras vidas.

Lo que al principio fue anunciado como una remasterización de la trilogía original ha ido dejando entrever en los tráilers publicados que se trata de mucho más que eso, pues el apartado gráfico ha sido totalmente recreado y actualizado a los tiempos actuales. Pero como cada vez queda menos para poder disfrutar de este Crash Bandicoot: N. Sane Trilogy hoy queremos dedicarle un pequeño artículo con algunos de sus mejores secretos.

Estamos hablando de los niveles ocultos a los que solo se podía llegar de un determinado modo. Aunque la mayoría de fases secretas se encuentran en la segunda y tercera entregas, lo cierto es que el Crash Bandicoot original también tenía lo suyo. Nos estamos refiriendo concretamente a Stormy Ascent, un nivel de una dificultad tan endiablada que nos obligaba a medir con escuadra y cartabón cada uno de nuestros pasos y nuestros saltos.

Precisamente por ello Naughty Dog decidió eliminarlo del juego final y actualmente solo es accesible a través de un emulador. Ojalá la N. Sane Trilogy lo incluya. En Cortex Strikes Back, la segunda entrega numerada de la saga, encontrábamos el mayor número de niveles secretos, hasta un total de cinco. Por ejemplo, a través del nivel 7 del juego podíamos encontrar una segunda entrada para la fase 2, llamada Hacia la nieve.

De hecho, los niveles 7 y 14 también tenían una segunda entrada a través de las fases 13 y 17, respectivamente. Pero la verdadera chicha está en dos niveles completamente secretos. El primero de ellos era accesible desde el 15. Después de escapar del oso debías deshacer tus pasos y dejarte caer por el agujero del oso. Desde ahí podrías acceder al nivel 26, llamado Todo es de oso. Pero todavía hay mucho más.

En el nivel 16, tras pasar por un charco debes volver hacia atrás y dejarte caer por el agujero. De este modo acabarás desbloqueando el nivel 27, Todo es de luciérnagas (¿The Last of Us, eres tú?). Pero por supuesto Crash Bandicoot 3: Warped no se quedaba atrás. En la tercera parte de la trilogía había salas secretas que se desbloqueaban consiguiendo reliquias, pero esta no es la parte más interesante.

El primer nivel extra de Warped se encontraba en la fase 14, Carretera de Bandicoots. Allí, si rompíamos una señal con la cara de un alienígena dibujada podríamos acceder a Hot Coco, un nuevo nivel en el que podríamos controlar a la hermana de Crash a los mandos de una moto acuática. Igualmente, en el nivel Poderío de los dinosaurios (el número 11) había un curioso modo de desbloquear otra fase completamente secreta.

En el momento en el que estás siendo perseguido por un triceratops deberás esquivar al primer terodáctilo que te intenta capturar y dejarte agarrar por el segundo. Si lo haces acabarás en el nivel 32, Paseo prehistórico. Se trata del último nivel en el que nuestro marsupial favorito podía ponerse a los lomos de Dino, el cachorro de dinosaurio. Una oportunidad imperdible de volver a disfrutar de un paseo en esta simpática bestia.

Como ves, a Naughty Dog le ha gustado incluir secretos y curiosidades desde sus comienzos en el mundo de los videojuegos. Tanto es así que Crash Bandicoot oculta otras muchas sorpresas que podemos seguir explorando en nuevos artículos si así lo deseas. Puedes dejarnos en la caja de comentarios tus opiniones sobre estos niveles secretos y si tienes ganas de que llegue Crash Bandicoot: N. Sane Trilogy.

Publicaciones relacionadas

Cerrar