¿Cuando preguntas algo a Siri te vacila? A los habitantes de Springfield les ocurre lo mismo…

No hay duda de que Siri resulta una herramienta cuanto menos curiosa, aunque útil a la vez que confusa. Es así tal y como se refleja en el episodio 3 de la temporada 25 de Los Simpsons que nos trae Gizmodo, en el que Homer se percata de que su tienda de bolos será transformada próximamente en una Apple Store.

El padre de la familia Simpson desata su furia lanzando una bola de bolos contra el cristal, con tan mala suerte rebota en su cabeza ya que este ha sido fabricado a prueba de bolas.

El dependiente de la tienda sale en su ayuda y emplea su “iPhone” para preguntar a Siri por el hospital más cercano, aunque esta entiende algo que nada tiene que ver con lo que se le cuestiona y acaba borrando los contactos de la agenda del dispositivo a causa del mal entendimiento de las palabras del usuario amarillo.

Nada mas más lejos de la realidad, ¿no creéis?

Publicaciones relacionadas

Cerrar