Descubren un secreto de Control un año después de su lanzamiento

La última expansión aclara el misterio de la canción "Take Control" y conecta todavía más con Alan Wake.

Envuelto en cierta polémica por su paso a la nueva generación, el último lanzamiento de Remedy, Control, ha desvelado por fin un secreto que llevaba cocinando desde hace un año. La expansión AWE ha servido para que los jugadores descifren el mensaje escondido en una de las canciones del juego, Take Control, llevando a una solución que conecta todavía más con Alan Wake, juego introducido en este universo con el reciente DLC.

Persiguiendo al antagonista de este DLC, como bien explican en GameRant, Jesse puede entrar en una sala que conduce hacia un reloj mientras vuelve a sonar la canción «Take Control». Esta canción se hizo famosa por acompañar en un puzle del juego original y por explicar en su letra cómo cierto dúo se tomaba unas copas y, de paso, hablaba de una «Estrella Polar» y una «Habitación Roja». Ambas cosas aparecen en este nuevo DLC.

Introduciendo una clave que dicta la letra de la canción en el reloj que se encuentra durante la persecución, los jugadores llegan a una casa del Hotel Oceanview y descubren que fue allí donde acabó la banda «The Old Gods of Asgard«, que aparecía en Alan Wake y que canta también «Take Control». Justo ahí, el propio Alan Wake explica que los cantantes se acabaron encontrando en el Valhalla, aunque esta vez se trata de una casa con ese nombre.

Una conexión que se cierra por completo y que termina de construir el lore de un universo que está empezando a entrelazarse como nunca. El próximo juego de Remedy atará todos los cabos posibles entre Alan Wake y Control.

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.
Cerrar