El coche submarino de 007 se subastará

En septiembre, la casa de subastas RM Auctions pondrá a la venta el mítico coche submarino que apareció en cine en 007, La espía que me amó en el año 1977. En el filme protagonizado por Roger Moore, Bond en un momento dado tenía que escapar de los esbirros del villano para lo que contaba con un coche Lotus Spirit que tenía la capacidad de convertirse en un submarino.

Lo divertido del asunto, es que una de las 8 versiones del coche que se utilizó para la película funcionaba de verdad bajo el agua. Es cierto que el coche se inundaba por dentro, pero hacía las veces de submarino. Lo que pasaba es que luego en postproducción se añadió un efecto para hacer parecer que el coche era estanco.

Este mito del cine será subastado por un precio inicial de 583.000 euros, por si alguien se anima. Solo funciona bajo el agua eso sí. Aún así, si os parece caro, es que no tenéis en cuenta que el Aston Martin DB5 que llevaba Sean Connery en Goldfinger se vendió por 2,9 millones de dólares.

Publicaciones relacionadas

Cerrar