El nuevo vídeo de Vampyr enseña lo que pasa al matar ciudadanos

Vampyr vuelve a salir a la luz, de la noche, para mostrarnos un poco más sobre el mundo y los personajes que traerá a consolas en esta primavera de 2018. Sus desarrolladores, el estudio parisino Dontnod Entertainment, han lanzado un nuevo vídeo para mostrar su título otra vez y profundizar en una de las mecánicas más interesantes que propondrá. Matar a ciudadanos normales traerá muchas más consecuencias de lo habitual en los videojuegos.

¿Qué hay tras cada PNJ?, ¿qué pensará cuando se encuentra moribundo? Este tipo de cuestiones son las que los creadores de este juego quieren hacernos saber durante la partida. Cada vez que nuestro protagonista mate a alguien no ganará experiencia, pero sí lo hará cuando lo sacrifique y se beba su sangre, como buen vampiro que es. Sin embargo, esto traerá cola. Tal y como explican Philippe Moreau, director del videojuego, y Stephane Beauverger, director de narrativa, «cuando arrebatas una vida, esto afectará a la historia y su entorno».

Lo que ocurrirá cada vez que hagas esto es que «oirás los pensamientos de la persona, puede que incluso varios si has matado también a sus conocidos». De esta forma, «no solo recibes experiencia como recompensa, también te quedas con las reflexiones de un moribundo».

Según cuentan los responsables de Vampyr, esta decisión nació con la finalidad de que cada PNJ tenga su propia identidad «para que cuando el vampiro elija sacrificar a uno, esto tenga significado y consecuencias». Así, y como remarca Beauverger, el jugador siente «que se enfrenta a humanos, por lo que no hay ciudadanos insulsos», a lo que añade que, para sumar credibilidad, «creamos un elenco muy variopinto de personajes que tienen razones para estar fuera por la noche».

Dontnod Entertainment está volcándose en conseguir una gran recreación de la Londres de 1918, azotada por una reciente guerra y por la pandemia de la gripe española. Vampyr va a hacer que cada muerte cuente como nunca antes, va a hacer que conozcamos un poco más de cada persona y nos demos cuenta de que cada vida que se va tiene mucha más importancia de lo que pensamos.

 

 

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.
Cerrar