El Solitario nació gracias a un empleado aburrido

El Solitario nació gracias a un empleado aburrido

Junto con los crucigramas, el Solitario es uno de los instrumentos que más se le ha adjudicado a los trabajadores ociosos que o bien no tenían ganas de cumplir con sus obligaciones, o sus cargas eran menores. Pero, ¿cómo surgió la versión para ordenadores de este popular juego de cartas? Curiosamente nació gracias a un empleado muy aburrido, tal y como ha revelado Wes Cherry, miembro del equipo de Microsoft.

Durante su entrevista con Great Big Story explicó que el Solitario nació un día de trabajo en el que no había mucho por hacer y en el que no había ningún juego que pudiera distraerlo del nivel de tedio que estaba alcanzando. Fue entonces cuando se le ocurrió desarrollar esta aplicación de cartas digitales con el que al fin pudo distraerse.

Cuando sus jefes lo descubrieron, lejos de echarle la bronca, Microsoft lo felicitó por su trabajo y decidió incluirlo en la próxima versión de su sistema operativo. En aquel entonces la compañía de Redmond buscaba que los usuarios de sus productos practicaran con el Solitario para ganar soltura con el ratón. Lo que no sabían es que mucho tiempo después miles de trabajadores rendirían un particular homenaje a este origen empleando este juego para escapar de su tedio.

Aunque lo más curioso de todo es que Cherry nunca se hizo rico con esta idea. Microsoft nunca pagó a este empleado por su idea del Solitario, algo que se toma a broma y haciendo cálculos de lo que podría tener en su cuenta corriente si cada jugador de esta aplicación le hubiera dado un centavo.

Publicaciones relacionadas

Cerrar