El sonambulismo es una posesión provocada por videojuegos: la última polémica absurda que se ha hecho viral

Los videojuegos vuelven a estar en el ojo del huracán

Los videojuegos son la principal causa de los malos del mundo. En la Edad Media causaron la peste negra e incluso antes fueron los culpables del meteorito que acabó con los dinosaurios. Estos dos ejemplos son exageraciones de noticias que solemos ver por parte de los medios generalistas, los cuales han tenido a los videojuegos como culpables de muchos casos polémicos en la sociedad.

Llega a tal punto de que, ante cualquier tragedia, una de las primeras cosas que se menciona es si el responsable jugaba a videojuegos, siendo uno de los casos más sonados ese programa argentino en el que los presentadores juegan a Fortnite en pantalla dividida y con el nombre de otro jugador. Y en ese aspecto, Free Fire ha sido el protagonista de una nueva polémica.

Algunos afirman que Free Fire tiene elementos del diablo

Ha sido en Guatemala donde hemos tenido el último caso, ya que se ha hecho viral un vídeo en el que un niño, el cual responde al nombre de Daniel, está sentado con la mirada pérdida y haciendo gestos con las manos como si estuviese jugando con un smartphone. Todo esto con su madre y otra persona intentando sin éxito que reaccione. Y como era obvio, las reacciones en redes sociales no se han hecho de rogar

En ese sentido, a sabiendas de que Daniel jugaba a Free Fire, han sido tres las categorías y vertientes en las que se han derivado las opiniones respecto a este asunto. Por un lado, hay quienes afirman que Free Fire cuenta con elementos diabólicos, lo que ha llevado a que el niño sea poseído por un espíritu maligno. Hay incluso quien recomienda un exorcismo.

Por otro lado, en el lado contrario de la balanza, están quienes echan la culpa a los padres por permitir que su hijo juegue tanto a un videojuego sin ningún tipo de control, sobre todo si tenemos en cuenta que es una aplicación para mayores de 16 años, edad que Daniel no tendrá ni siquiera en 5 años.

Finalmente, están quienes expresan que es un mero caso de sonambulismo, siendo esta una condición que podría estar causada por el estrés u otros factores. Sea como fuere, no cabe la menor duda de que no estamos, ni de lejos, ante la última polémica relacionada con los videojuegos.

Ángel de la Iglesia

Empecé eligiendo a Pikachu como inicial y desde entonces he vivido cientos de aventuras. Entre mis mayores logros, encontré a los 900 Kologs en Zelda Breath of the Wild. Mi mayor vergüenza es el Bloodborne pendiente de pasar desde hace años.
Cerrar